Negocios

Empresa de disfraces brasileña se lanza a producir en la Argentina

25-04-2011 Sulamericana, que lidera la producción en su país, instaló una planta en Capital Federal, en el marco de un proceso de inversiones en el sector juguetero
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

La empresa brasileña Sulamericana, que lidera la fabricación de disfraces en ese país, instaló una planta de producción en la Argentina, en el marco de un creciente proceso de inversiones en el sector juguetero.

"Cada día son más las empresas del exterior que desembarcan en la Argentina para producir sus productos, en momentos en que el gobierno nacional continúa con su política para sustituir importaciones, tanto de juguetes como de otros bienes de consumo", sostuvo el director de Marketing de Rasti, Daniel Dimare.

Según el empresario, con la llegada de la firma brasileña -que instaló una planta en la Capital Federal- "Argentina -uno de los pocos países de América con una industria juguetera importante- suma un nuevo jugador de nivel internacional, ya sea por su origen, como también por sus productos y calidad certificada ISO 9001".

En un comunicado, Dimare puntualizó que Sulamericana (que fabrica más de un millón de disfraces por año en Brasil) es ahora la tercer empresa en Argentina en fabricar con estándares de calidad, junto a Juguetes Rasti y World Toys.

"Creemos que esta inversión es interesante no solo por su envergadura, sino por el aumento de la oferta nacional de productos con valor agregado y calidad internacional, que favorecerá con mayor surtido no solo a los comerciantes jugueteros locales sino también al mercado de exportación", resaltó el empresario.

Sulamericana de Argentina se suma a otras dos fábricas de juguetes que tienen filiales tanto en Brasil como en Argentina: Calesita (Rivaplast) y Biemme. Pero la brasileña no es la primera que busca abastecer el mercado argentino fabricando aquí: la italiana Chicco, especializada en juguetes para bebes y puericultura, ya produce en su planta de Victoria, provincia de Buenos Aires.

La norteamericana Hasbro es otra: en este caso, se asoció a la empresa local The Toy Company (Toyco) que fabrica y comercializa "juegos de sociedad".

Para Dimare, las inversiones extranjeras en el sector juguetero argentino permite "elevar cualitativamente el nivel de los productos ofrecidos en el mercado, incrementar las exportaciones, generar trabajo, aumentar la oferta e incrementar el tejido fabril del juguete".

SECCIÓN Negocios