Negocios
Jueves 22 de Septiembre de 2016 11:01:00

El Gobierno le compra parte de Transener a una firma kirchnerista

22-09-2016 Electroingeniería puso a la venta hace aproximadamente dos meses y medio el 25% de Citelec, la controlante de Transener con casi un 52% de su capital social                                                                                                             

Reciba noticias en su e-mail

La operación comercial en el sector eléctrico resume mitos y paradojas del cambio de mando en la Casa Rosada: el gobierno de Mauricio Macri, acusado en las vísperas de las elecciones por su supuesta intención privatista, le hizo una oferta de u$s27 millones a Electroingeniería, una empresa cordobesa cercana al kirchnerismo y complicada en sus finanzas tras la salida de Cristina Kirchner, para comprarle su parte en Transener, la mayor empresa de transporte de electricidad del país.

La decisión se comunicó a los socios el miércoles por la mañana. Electroingeniería puso a la venta hace aproximadamente dos meses y medio el 25% de Citelec, la controlante de Transener con casi un 52% de su capital social.

"Según la mirada oficial, Transener es una empresa de alta calidad manejada con parámetros profesionales, pero sufre el atraso tarifario".

Una porción idéntica está en manos del Estado a través de Enarsa, que tiene otro 24% de acciones mediante el Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la Anses.

Pampa Energía, cuya figura más visible es Marcelo Mindlin, tiene el restante 50% de Citelec, si bien él y sus socios manejan la compañía mediante un esquema de co-control. Esa condición podría depararle un problema al Estado.

Sucede que la Comisión Nacional de Valores (CNV), el organismo que regula a las compañías que cotizan en Bolsa, como Transener, podría exigirle a Enarsa que haga una oferta pública de adquisición (OPA) por el total de las acciones que flotan en la Bolsa. Eso podría obligar al Estado a hacer un desembolso mucho más cuantioso para aumentar su participación en la empresa.

La estatal Enarsa ejerció el denominado first refusal, que le permite a un socio de una compañía igualar la oferta de otro interesado en comprarla en caso de que éste aparezca.

El viernes 19 de agosto Disvol Investment, controlante de la distribuidora eléctrica Edelap, había hecho una oferta de u$s27 millones para quedarse con la parte que puso en venta Electroingeniería. La compañía pertenece al ex presidente de Edenor Alejandro Macfarlane.

Según la mirada oficial, Transener es una empresa de alta calidad manejada con parámetros profesionales, pero sufre los mismos problemas que el resto de las compañías reguladas. Por el atraso tarifario, sus números están en rojo. En el primer semestre tuvo una pérdida de $271,4 millones, informó La Nación.

El radical y ex secretario de Energía, Jorge Lapeña, que preside Transener, le llevó la idea de la compra a Ernesto Sanz, que cosechó el visto bueno del presidente Mauricio Macri.

El ministro de Energía, Juan José Aranguren, acompañó la iniciativa, pero pidió que se respetaran los procedimientos habituales para esta clase de operaciones.

 

Reciba noticias en su e-mail