Negocios

Mauricio Macri anunció quita de retenciones, inversiones y convenio "a la baja" para relanzar Vaca Muerta

10-01-2017 El Gobierno firmó un acuerdo con Nequén, las petroleras y los sindicatos. Incluye fuertes cambios en las condiciones de trabajo, subsidios al gas e inversiones por u$s5.000 millones en 2017. Ahora, el Gobierno apunta a replicarlo en otros sectores
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El Gobierno avanzó en su plan de reforma laboral para traer inversiones con fuertes cambios en el sector petrolero. El puntapie inicial lo dio este martes al firmar un acuerdo que incluye un nuevo convenio colectivo "a la baja" para relanzar el demorado yacimiento de Vaca Muerta en Neuquén.

El entendimiento, además, implica la quita de retenciones a las exportaciones petroleras de la provincia, baja de impuestos provinciales, subsidios al gas e inversiones por parte del Estado y de las petroleras privadas.

La iniciativa fue anunciada esta mañana por el presidente Mauricio Macri en Casa Rosada, junto al ministro de Energía, Juan José Aranguren, el de Trabajo, Jorge Triaca, con el objetivo de impulsar la producción en uno de los principales reservorios de gas no convencional del mundo.

"No se va a seguir aplicando retenciones a la exportación, para estas provincias la energía es la posibilidad primaria del desarrollo, como para otras provincias es importante la minería", aseguró Macri.

El mandatario aseguró que el acuerdo "va a ser una revolución de empleo en todo el país" al impactar en otras industrias que deberán abastecer a Vaca Muerta y  se mostró entusiasmado con la imitación de la iniciativa en otras actividades.

"Estos convenios los necesitamos en todos los sectores de la argentina", se envalentonó.

Además del Ejectivio, el arreglo fue suscripto por las empresas, el gobernador de la provincia, Omar Gutiérrez, y el titular del Sindicato del Petrólero de Neuquén, La Pampa y Río Negro, Guillermo Pereyra, piezas claves de una negociación que comenzó el año pasado.

La modificación de las condiciones de trabajo fue la condición para que las operadoras desenvuelvan inversiones y uno de los factores que demoró la concreción de la firma por las suspensiones y despidos que persisten en la provincia. 

Las empresas que participarán de la extracción de gas en Vaca Muerta (YPF, Total, Pan American Energy, Chevron, Shell y Dow) se comprometen a invertir u$s5.000 millones en 2017 y a u$s15.000 millones por año desde 2018.

Por otra parte, el Estado Nacional garantizará hasta 2020 un precio mínimo a los productores de gas de 7,5 dólares por millón de BTU en los pozos nuevos, extendiendo el Plan Gas. Además, invertirá en obras de vialidad y de ferrocarriles para mejorar la logística del sector.

"Hoy es un día que abre una etapa de futuro para la energía de nuestro país (...) Teníamos que dar garantías, certidumbres, para que vengan las inversiones", dijo Macri al presentar el convenio.

Mientras que Neuquén se compromete a no aumentar los impuestos y a mejorar la infraestructura vial en la región y los sindicatos aceptan incluir mejoras de productividad en sus convenios colectivos, un punto que despierta un fuerte rechazo en sectores del propio gremio y la CGT.

"No es flexibilización laboral, es una adenda al convenio colectivo de trabajo", afirmó Pereyra, al ser consultado por el nuevo marco regulatorio que regirá para la actividad no convencional.

De ese modo, el también senador nacional por Neuquén rechazó las críticas de la oposición en su gremio que calificó el acuerdo como una "reforma laboral" en favor de las operadoras.

Cambios
Los cambios en el sector petrolero llevaron varios meses de negociaciones que desde el Gobierno fueron consideradas un éxito, tras sentar en la misma mesa a todos los actores y comprometerlos en el desarrollo de su sector.

La principal novedad es la firma de un nuevo convenio laboral para la explotación de petróleo y gas no convencionales, que se combina con la quita de las retenciones a las exportaciones de crudo efectivizadas el fin de semana. 

Así se busca reducir los costos empresarios para incrementar la rentabilidad de los proyectos. Los gremios aceptaron firmar, pues consideran que la prioridad es preservar los puestos de trabajo.

En la primera reunión que mantuvo luego de la vuelta de sus vacaciones, Macri recibió a Aranguren, para conversar sobre los detalles del anuncio y la inminente suba del precio de la nafta.

El nuevo convenio laboral para Vaca Muerta es una adenda que elimina una serie de beneficios de los trabajadores como las “horas taxi” que cobran por el tiempo que demora el traslado desde sus hogares hasta los pozos. 

Desde Casa Rosada, Pereyra afirmó este martes, no obstante, que "las horas taxis no se eliminaron, se pagan sólo a los que la realizan".

Además, las empresas podrán reducir la cantidad de trabajadores por equipo de perforación, tendrán potestad para decidir cuando el viento amerita la suspensión de las actividades y podrán disponer de los empleados con mayor flexibilidad para hacerlos rotar por distintos puestos. 

Macri busca que estos cambios constituyan el puntapié inicial para avanzar con la flexibilización laboral en otros sectores de la economía. 

El visto bueno del titular del Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa fue clave para poder avanzar en este caso.

Del lado del gremio afirman que no tenían otra opción porque la caída de la inversión puso en riesgo cientos de puestos de trabajo. 

Para evitar que Vaca Muerta entrara en punto muerto, con el consiguiente impacto en los niveles de producción y empleo, en agosto Aranguren comenzó a negociar con sindicalistas y empresarios. 

La cesión hecha por el gremio petrolero se debería combinar ahora, siempre según el relato oficial, con mayores inversiones en el sector, no sólo de YPF y sus socios sino también de otras firmas que operan en la región como Pan American Energy y Total Austral.

De las 19 concesiones otorgadas en el área, sólo dos se encuentran en explotación. Ahora el Gobierno aspira a que con la firma de este convenio las 17 concesiones restantes, que actualmente se encuentran en etapa piloto, comiencen a desarrollarse.

Vaca Muerta, un área de unos 30.000 kilómetros cuadrados que se encuentra en gran parte inexplorada, posee la segunda reserva
mundial de gas no convencional
y la cuarta de petróleo no convencional.

SECCIÓN Negocios