Finanzas

Por séptima semana, la tasa de referencia quedó en 24,75%, pero el rendimiento de las Lebac cayó a 23,5%

10-01-2017 En la segunda semana en que se utilizan los pases a 7 días para fijar el interés que sirve para estipular el costo del dinero, el Banco Central mantuvo este porcentaje pero descendió nuevamente el de sus Letras, que ya cayó 125 puntos básicos en enero
Por Mariano Jaimovich
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

Este martes el Banco Central mantuvo nuevamente sus tasas de interés de referencia en el 24,75%, que desde este año es el corredor de pases a 7 días en reemplazo de las Lebac a 35 días.

Así, en las últimas siete semanas esta cifra fue sostenida en el mismo nivel, basado en que a pesar que el comportamiento de la inflación se muestra a la baja, aun no luce completamente "dominada".

Además, el BCRA redujo las tasas de las Lebac a 35 días, unos 50 puntos básicos respecto a la semana pasada, a 23,5%. Y en enero estas Letras ya retrocedieron en sus rendimientos unos 125 p.b., ya que finalizaron el 2016 en 24,75% anual.

La noticia positiva fue que por segunda semana seguida se generó una contracción en la base monetaria (en este caso más de $15.000 millones), ya que se volvió a cubrir el monto total del pago de vencimientos, luego que entre noviembre y diciembre se tuviese que expandir unos $93.000 millones para poder cumplir justamente con estos compromisos.

En la decisión de mantener inalteradas las tasas de referencia, la autoridad monetaria justificó que este mismo martes se informaron los datos de inflación de diciembre del IPC de la Ciudad de Buenos Aires y el IPC Córdoba.

En la Capital Federal el nivel general se incrementó un 1,2% el mes pasado y el componente núcleo un 1,3%, mientras que en Córdoba el nivel general lo hizo en 1,8% y el núcleo en 1,4%.

"Con estos resultados, el segundo semestre finaliza con una tasa de inflación anualizada del 19,1% en la Ciudad de Buenos Aires y del 19,4% en Córdoba. Esto representa una fuerte desaceleración respecto del primer semestre", consideró el BCRA.

Además, el Banco Central afirmó que los datos del mercado sugieren que la inflación de diciembre del IPC-GBA estará en línea con el objetivo inflacionario para el cuarto trimestre de 2016.

Y los primeros datos de enero estarían en sintonía con el sendero de desinflación trazado por la autoridad monetaria.

Como lo viene realizando desde hace meses, el BCRA volvió a afirmar que seguirá manteniendo un claro sesgo antiinflacionario para asegurar que el proceso de desinflación continúe hacia su objetivo de una inflación entre 12% y 17% durante este año.

La consultora Economía & Regiones fue más allá y sostuvo días atrás que el Banco Central dejaría la tasa inmóvil durante todo el verano.

El corredor de pases a 7 días está delimitado en su piso por la tasa de interés de pases pasivos (a la cual se recibe depósitos de las entidades financieras a ese plazo), y en su techo por la tasa de pases activos (la que el BCRA presta fondos a los bancos a siete días).

Esta tasa de interés central del corredor será decidida semanalmente por el Consejo de Política Monetaria de la institución. Y, en base a la Comunicación "A" 6095, el Banco Central puede realizar operaciones de pases sin límite de monto.

"El corredor de pases, en combinación con la administración de liquidez por parte del BCRA, crea las condiciones para que las tasas del mercado interfinanciero graviten en torno a la tasa de política monetaria", informó la autoridad monetaria.

Y agregó: "Se adoptó la tasa del centro del corredor de pases a siete días como tasa de política monetaria para minimizar la volatilidad de las tasas interfinancieras de muy corto plazo, y así hacer más eficiente la operatoria del sistema financiero".

El organismo conducido por Federico Sturzenegger apunta a que esta nueva tasa de política monetaria sirva para la formación de la curva de rendimientos de distintos activos financieros a distintos plazos.

Licitación de Lebac
En la licitación de Lebac en pesos de este martes, por el sistema holandés de precio único, el BCRA adjudicó un total de $92.639 millones, pese a que recibió muchas más propuestas ($102.180 millones).

Igualmente, el monto colocado le sirvió para renovar de forma completa los vencimientos de esta semana por $74.092 millones.

De esta forma, generó una contracción de la base monetaria de $15.413 millones.

El 67% de las Letras fue adjudicado al plazo mínimo de 35 días, a un interés de 23,5% anual, un descenso de 50 puntos básicos respecto a la semana pasada.

En los períodos siguientes licitados las tasas fueron:

-A 63 días se fijó a 23,36% anual.

-A 98 días, la rentabilidad fue 23%.

-A 161 días, se ubicó a 22,60%.

-A 217 días, se estableció en 22,48%.

-Y a 280 días, la tasa llegó al 22,22% anual.

El último REM elaborado por el propio BCRA correspondiente a diciembre, en base a una encuesta entre economistas, marca que el mercado considera que la suba de precios en 2017 se ubicará en torno al 21%.

Por ahora el pronóstico de los analistas se ubica por encima de los deseos de Sturzenegger de un máximo de 17% para todo el año.

En resumen, por lo visto los signos actuales son de un menor incremento de precios, pero tampoco son tan holgados para permitirle al Banco Central retroceder las tasas de interés por debajo del 24,75%.

 

 

SECCIÓN Finanzas