Finanzas
Credit Suisse despedirá otros 6.500 empleados a lo largo de 2017
14-02-2017 En su segundo año consecutivo en números rojos, continuará con el ajuste de costos que ya involucró a 7.250 puestos de trabajo en 2016
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

Credit Suisse registró una pérdida neta de 2.440 millones de francos suizos (u$s2.430 millones) en 2016, siendo así su segundo año consecutivo en números rojos. Por esto el banco, que ya había recortado 7.250 puestos de trabajo en 2016 con el objetivo de rebajar costos de miles de millones de dólares, anunció que los despidos continuarán en 2017.

"Nos estamos fijando ahora un objetivo de entre 5.500 y 6.500 en 2017", dijo el director financiero de la entidad, David Mathers, en una teleconferencia con analistas. El banco no especificó dónde recaerían estos recortes, aunque dijo que incluirían a contratistas, consultores y empleados.

"También vamos a seguir analizando la evolución de nuestro entorno regulatorio, que es clave para esto y como siempre hacemos examinar continuamente una amplia gama de opciones para determinar si hay maneras de llegar a un resultado más atractivo para nuestros accionistas en términos de riesgo/rentabilidad", agregó.

En el cuarto trimestre, Credit Suisse contabilizó una pérdida neta de 2.350 millones de francos, principalmente por una carga de unos u$s2.000 millones para liquidar demandas en Estados Unidos por haber presuntamente confundido a los inversores en la comercialización de títulos de hipotecas antes de la crisis financiera de 2008.

 

SECCIÓN Finanzas