Legales
La Justicia aceptó el pedido de concurso preventivo de petroquímica Carboclor
24-02-2017 La firma tiene Obligaciones Negociables emitidas en la Bolsa porteña por $95 millones, que dejó de pagar, y además anunció una rebaja de 35% en salarios
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El Juzgado Nacional de Primera Instancia en lo Comercial Número 15 aceptó el pedido de concurso preventivo que en diciembre último formuló la petroquímica Carboclor, subsidiaria de la petrolera uruguaya Ancap, tras cuatro años consecutivos de balances negativos.

En una nota dirigida a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, Carboclor precisó que la Justicia “resolvió declarar la apertura del concurso preventivo”, que tiene por objetivo evitar la quiebra y salvar a la empresa.

El concurso preventivo supone la suspensión en la ejecución de los intereses en contra del deudor, y a su vez permite a la empresa continuar operativa bajo la tutela de un síndico y un comité de acreedores.

Carboclor tiene Obligaciones Negociables emitidas en la Bolsa porteña por $95 millones, que dejó de pagar, y además anunció una rebaja de 35% en los salarios de sus trabajadores.

Ancap tiene el 75% de la petroquímica que en 2016 tuvo pérdidas por $265,92 millones, y acusa un patrimonio negativo de $ 93,7 millones.

Por su parte, la petrolera uruguaya registra pasivos con bancos por casi u$s300 millones, y las obligaciones por el eventual cierre de las operaciones de la fábrica en Argentina ascenderían a otros u$s15 millones.

Ancap convocó públicamente en julio a interesados en asociarse o comprar Carboclor, lo que disparó el valor de la acción de la compañía, que en diciembre se desplomó cuando se conoció el pedido de concurso preventivo.

La performance negativa de la petroquímica arrancó en 2013 con una pérdida de $28,53 millones, que en 2014 aumentó a $47,26 millones; en 2015 creció a $ 68,51 millones y el año pasado alcanzó a $ 266,92 millones.

El concurso preventivo abre la puerta a un acuerdo con los acreedores, que puede pasar por la venta de las acciones o el diseño de planes de refinanciación con quitas o nuevos plazos de pago.

También puede pasar que un tercero adquiera las acciones y negocie un plan de pago con el conjunto de acreedores.


SECCIÓN Legales