Tecnología
No vaya solamente con cartas documento al gigante Google
17-03-2017 Al contestar la demanda, la empresa explicó cómo es el procedimiento para hacer denuncias de abuso de los contenidos de los blogs 
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El ex vicegobernador jujeño Guillermo Jenefes perdió un juicio contra Google, a quien le reclamó $250.000 de daños y perjuicios por la existencia de un blog agraviante, que incluso el buscador dio de baja tras una orden judicial.

Antes, el ex funcionario había solicitado la baja por carta documento, pero el fallo fue claro: es necesaria “la emisión de una orden en tal sentido de autoridad competente”.

El juez federal de Jujuy Carlos Olivera Pastor rechazó la demanda por daños y perjuicios contra Google iniciada por Jenefes, histórico dirigente político jujeño, quien se sintió “víctima de un ataque vía Internet

El político inició los autos “Jenefes, Guillermo Raúl contra Google Inc. sobre daños y perjuicios”, responsabilizó a Google por el ataque por tener “la introducción y la permanencia de los mensajes lesivos” de un blog que lo agraviaba, cuyas publicaciones iniciaron en 2008.

Según el relato de la demanda, Jenefes realizó “gestiones tendientes a bloquear o dar de baja dicha página web, sin obtener respuestas”.

Las gestiones fueron cartas documento, que no fueron contestadas por Google y que obligaron a Jenefes a solicitar una medida cautelar ante la Justicia, que fue concedida y que acató la empresa. Pero surgió una nueva página y se intimó nuevamente a su bloqueo por disposición judicial.

Al contestar la demanda, Google explicó cómo es el procedimiento para hacer denuncias de abuso de los contenidos de los blog y suprimir cuentas, que son “siempre a instancia de los usuarios, nunca en forma preventiva”, y destacó que el actor “nunca reportó por una herramientas on line abuso alguno a Blogger”.

A partir de la jurisprudencia de la Corte en el fallo “Rodriguez, María Belén”, y teniendo en cuenta el carácter de persona pública del accionante, el juez Olivera Pastor se inclinó por rechazar la demanda.

“En el caso de autos, no obstante que el contenido de los blogs denunciados como injuriantes puede importar eventuales lesiones al honor al accionante, a criterio del suscripto -por tratarse de una persona dueña de medios de comunicación y con actividades en la función pública- exigen un mayor esclarecimiento que deba debatirse o precisarse en sede judicial o administrativa para su efectiva determinación”, razonó el magistrado.

El juez federal entiende que no se no se le puede exigir al “buscador” que “supla la función de la autoridad competente ni menos aún la de los jueces”.

“Cabe exigir la notificación judicial o administrativa competente” y no basta “la simple comunicación del particular que se considere perjudicado”, afirmó.

Con ese criterio, y teniendo en cuenta  que el actor “es una persona que desarrolló y desarrolla actividad pública como empresario y dueño de medios radiales y televisivos, y política”, y que las expresiones vertidas en los blogs denunciados tienen “directa relación con lo que era su función y actividad”, en el caso de autos Jenefes no gozaba “de un umbral de protección más elevado, destinado a la intromisión de la vida privada de una persona que ha ingresado voluntariamente a la esfera pública”.

El magistrado además consideró que Google no fue negligente en su comportamiento, ya que cumplió en tiempo y forma con la orden judicial de dar de baja el primer blog, que es la única que tiene validez ya que la única vinculante– reiteró-  es la emitida por “autoridad competente”.

“No puede exigirse al 'buscador' que supla la función de la autoridad competente ni menos aún la de los jueces. Por lo que cabe exigir la notificación judicial o administrativa competente, no bastando la simple comunicación del particular que se considere perjudicado”, concluyó el juez federal.

SECCIÓN Tecnología