Actualidad
El 50% de los adolescentes en Argentina es pobre y uno de cada seis trabaja
12-07-2017 Según UNICEF, sólo la mitad de los jóvenes que ingresan a la escuela secundaria completan ese nivel educativo debido, sobre todo, a la inserción temprana al mundo del trabajo, y en el caso de las mujeres, al embarazo             
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

En la Argentina hay más de 5 millones y medio de adolescentes entre 10 a 18 años, de los cuales el 50% es pobre.

Además, entre los 14 y los 15 años, uno de cada seis de ellos trabaja. Y entre los 16 y los 17 años, lo hace uno de cada tres

Son datos que reveló la organización multinacional UNICEF a través de un relevamiento titulado "Posicionamiento sobre adolescencia en el país", que indagó sobre la situación que atraviesan chicos y chicas de entre 10 y 18 años.

Pese que la adolescencia es una etapa caracterizada por crecientes capacidades, aspiraciones y creatividad, sólo el 45% de estos jóvenes completa la escuela secundaria. Medio millón está fuera de la escuela y solo la mitad de los que ingresa finaliza el nivel secundario. 

"La adolescencia es un período de cambios positivos pero también es un momento de vulnerabilidades particulares del momento de su desarrollo", indicó Florence Bauer, Representante de UNICEF Argentina.

"Muchos indicadores que durante la infancia muestran resultados favorables, empeoran cuando los chicos y las chicas crecen. La educación primaria, por ejemplo, prácticamente es universal pero en la secundaria hay medio millón de adolescentes que no está en la escuela", explicó.

Y agregó "es necesario promover políticas públicas integrales que prioricen a la adolescencia como una población específica".

El abandono escolar, asegura UNICEF, está fuertemente relacionado con la inserción temprana en el mercado de trabajo, sobre todo entre los varones, y el embarazo entre las mujeres.

El 15% de los nacimientos en Argentina son de embarazos adolescentes: seis de cada diez no son planificados y 10% de las mujeres abandona la secundaria por este motivo o porque se aboca al cuidado de sus hijos, hijas, hermanos o hermanas menores.

Datos preocupantes
Si bien la descripción de la pobreza financiera y la falta de políticas públicas específicas para la adolescencia ya pintan un panorama muy negativo para este segmento de la población, los números relevados por UNICEF muestran una alerta vinculada con la violencia

Las manifestaciones más graves tienen lugar dentro de los hogares, ocurren en privado y son difíciles de detectar.

Entre los 12 y los 14 años, uno de cada tres chicos y chicas sufren castigos físicos por parte de sus padres. Entre los 15 y los 17 años, la proporción es uno cada cuatro.

En cuanto a los casos de suicidio adolescente, en 2015 se registraron 438 muertes de las cuales tres de cada cuatro se corresponden con un varón.

SECCIÓN Actualidad