Economía

La producción industrial promedió suba de 5% en junio, aunque muchos sectores siguen en baja

26-07-2017 La actividad en "minerales no metálicos", rubro en el que se incluye el cemento utilizado en la obra pública, muestra la mayor recuperación
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El impulso que el Gobierno le imprime a la obra pública se muestra de manera favorable en las estadísticas económicas y hace que el índice de producción industrial muestre una recuperación significativa.

Sin embargo, todavía la actividad se concentra en el cemento y el acero utilizado en las obras y los “brotes verdes” no aparecen tan claramente en otros rubros, que siguen con números desfavorables.

Por el lado positivo, junio mostró un crecimiento de la actividad industrial del 5% en promedio, con respecto al mismo mes del año anterior, según un relevamiento de la Fundación FIEL.

Este dato viene a confirmar un informe de la consultora de Orlando Ferreres publicado días atrás, que estimó en 5,9% el incremento interanual del mes.

En tanto, la estadística oficial, el Estimador Mensual Industrial del INDEC se dará a conocer recién el próximo 31 de julio.

El relevamiento
De acuerdo con el informe de FIEL, la producción industrial del mes registró un retroceso de 0,7% respecto a mayo si se consideran factores estacionales, mientras que si estos se corrigen, la actividad avanzó 0,4%.

En el segundo trimestre de 2017, y en la comparación interanual la actividad industrial se expandió 2,4%, mientras que en relación al primer trimestre del año la producción corregida por estacionalidad creció 2,2%.

Finalmente, en el acumulado para el primer semestre del año y en la comparación interanual, la actividad industrial registró un crecimiento de 0,3%.

A nivel de ramas de actividad, en el primer semestre del año, y en la comparación interanual, la producción de minerales no metálicos (6,2%) se coloca al tope del ranking de crecimiento. Aquí es donde impacta el mayor consumo de cemento a granel, una característica propia de la obra pública.

Por su parte, la producción siderúrgica registra en los primeros seis meses un avance de 2,1% respecto a igual periodo del año anterior.

El sector de químicos y plásticos (1,4%) ha comenzado a acumular crecimiento en el primer semestre.

 

Los restantes sectores de actividad muestran en los primeros seis meses del año caídas de la producción. Entre ellos están:

- Metalmecánica (‐0,3%).

- Cigarrillos (‐0,7%).

- Alimentos y Bebidas (‐1%).

- Papel y Celulosa (‐1,7%).

- Insumos Textiles (‐2,3%).

- Producción automotriz (‐2,6%), que viene recuperándose con buen registro de actividad en mayo y junio.

- Procesamiento de petróleo (‐2,8%).

Tomando en cuenta la clasificación de la actividad industrial por el tipo de bienes, los de capital continúan liderando el crecimiento, acumulando un avance de 9% en el primer semestre y en la comparación interanual.

La producción de bienes de uso intermedio ha comenzado a crecer en el primer semestre del año, acumulando un avance de 1,8% en la comparación interanual.

Por su parte, los bienes de consumo continúan moderando el ritmo de caída en el acumulado. Así, mientras que en el caso de los durables la caída alcanza 5,2%, en el de no durables suma 1% en el primer semestre y en la comparación interanual.

La producción ajustada por estacionalidad en el mes de junio mostró una nueva mejora mensual que alcanzó 0,4%. De este modo, la presente fase alcanza una duración de nueve meses, acumulando un crecimiento equivalente anual del 7,3%, inferior al promedio de las fases de recuperación desde 1980.

No obstante, desde FIEL señalan que en el segundo trimestre la recuperación ha ganado difusión sectorial hacia sectores intermedios con una alta representación en la producción industrial.

En julio, la dinámica de recuperación podría registrar un impasse a causa de la restricción en el abastecimiento de gas que experimentó la industria en el mes.

SECCIÓN Economía