Management

Separar los problemas personales de la vida laboral es una idea obsoleta

22-08-2017 Una consultora insta a los líderes de las organizaciones a mostrar respeto y reconocimiento a sus empleados, de manera de multiplicar su crecimiento
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

Una encuesta de "engagement" realizada por Korn Ferry Hay Group este año demuestra que existe una relación directa entre el respeto y reconocimiento que los líderes muestran a sus colaboradores y el compromiso de éstos con la compañía.

En ese marco, desde la mencionada consultora se insta a los titulares de empresas y equipos a desterrar algunos mitos, por ejemplo aquel que indica que las personas deben dejar en la puerta del trabajo todo aquello que los aqueja fuera del ámbito laboral. 

"En primer lugar, las personas somos un solo ser y, salvo que desarrollemos la capacidad de disociarnos, resulta muy difícil llegar al trabajo y dejar atrás todo lo que te está pasando en la vida personal; una ruptura con el novio, la salud de nuestros hijos, problemas financieros o de cualquier otra índole. Todo ello puede afectar el desempeño de nuestros colaboradores", dijo al respecto Genoveva Elías, gerente de Korn Ferry Hay Group en Perú.

"Existe la tendencia de algunos líderes de pensar que los colaboradores deben tratar de separar la vida personal de la profesional y dejar los problemas en casa para poder enfocarse 100% en el trabajo", señaló.

Sin embargo, mencionó que de acuerdo con su experiencia, cada vez con mayor certeza se llega a la conclusión de que esa tendencia es obsoleta.

Entonces, ¿qué posición deben tener los líderes frente ante esta situación? La ejecutiva manifestó que los estudios de investigación de Korn Ferry demuestran que las empresas que se comprometen con su gente logran crecer 4,5 veces más en ingresos que el resto.

"Cuando hablamos de comprometernos como líderes u organización, no me refiero a inmiscuirnos en la vida personal, sino más bien mostrar un interés genuino por entender en qué etapa de la vida están, cuáles son sus motivaciones y qué es lo que les preocupa", dijo Elías a Gestión.

Agregó que el nivel de intervención dependerá de la cultura organizacional y de los principios y valores que la alta dirección quiera promover.

"La línea es muy sutil, así que los líderes tienen que tener la habilidad de identificar hasta qué punto es una intervención oportuna", subrayó.

SECCIÓN Management