Impuestos

Patrimonios: el Gobierno enviará al Congreso el proyecto sobre el revalúo por inflación

14-09-2017 El Gobierno enviará el viernes próximo al Congreso, junto con el proyecto de ley de Presupuesto, la iniciativa para permitir el revalúo o ajuste por inflación de ciertos bienes con el pago de un impuesto opcional mediante             
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El Gobierno enviará este viernes próximo al Congreso, junto con el proyecto de ley de Presupuesto, la iniciativa para permitir el revalúo o ajuste por inflación de ciertos bienes con el pago de un impuesto opcional mediante.

Ante la prohibición del ajuste por inflación, los bienes de uso figuran en los estados contables a valores históricos. El revalúo consistirá en asignarle el valor de mercado.

Luego, la amortización contable se hace sobre el nuevo valor. El impacto de permitir desgravar la amortización en el balance fiscal será una menor carga impositiva en el Impuesto a las Ganancias que recae sobre las empresas. 

El costo computable es el valor que se descuenta del precio de venta de un bien. Es decir, corresponde al costo histórico o revaluado menos las amortizaciones acumuladas. Al momento de la venta, se aparean valores de mercado para la venta contra costos históricos. Al revaluar el costo histórico, la diferencia entre precio de venta y costo computable será inferior, y la empresa pagará menos impuesto.

El subsecretario de Ingresos Públicos, Andrés Edelstein, señaló que la iniciativa apunta a “tratar de recomponer patrimonios”.

Edelstein resaltó que la propuesta tiene por fin corregir la desactualización de los valores de los bienes de modo de que las empresas puedan tener, después de 15 años sin ajustes, balances más aproximados con la realidad.

“Claramente, va a permitir a muchas empresas, sobre todo a las pequeñas y medianas empresas que no han podido recomponer su patrimonio, mejorar sus números y mejorar también entonces el acceso al crédito”, afirmó el subsecretario.

Uno de los puntos que destacó fue que, debido a las consecuencias fiscales a futuro que puede tener el revalúo, se establecerá un impuesto especial que recaiga sobre los bienes afectados.

“Plantea un volver a empezar y unas nuevas reglas de juego para las inversiones que se hagan a partir del año próximo y crear así un marco de certidumbre, que es lo que no ha existido en materia de actualización tributaria”, concluyó.

Iván Sasovsky CEO de Sasovsky & Asociados adelantó que la propuesta sobre esta problemática, busca evitar que se tribute (como se hace hasta hoy) sobre ganancias fictas que no reflejen la magnitud real de la capacidad contributiva. La reforma propone poner en marcha una suerte de nuevo “impuesto especial”, que permitiría el revalúo “por única vez” de los activos para que a partir de ese momento los mismos se encuentren valuados a la “realidad”.

SECCIÓN Impuestos