Tecnología

Un accesorio creado por Edward Snowden impide el espionaje en el iPhone

18-09-2017 Está pensado para periodistas, activistas por los derechos humanos y otras personas susceptibles de ser espiadas por sus actividades profesionales
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

Edward Snowden es famoso en todo el mundo por una filtración de documentos de la Agencia de Seguridad Nacional de EEUU (NSA) que llevó a cabo en 2013 y que expuso los programas de vigilancia masiva y de monitorización de personas que promovía la Casa Blanca.

Desde entonces, es persona no grata en el país y es uno de los principales vocales en la lucha por conseguir una mayor privacidad en la relación con la tecnología.

Por eso, capitaneó junto con el "hacker" Andrew "Bunnie" Huang el proyecto Instropection Engine, un dispositivo que bloquea las comunicaciones secretas que se pueden estar haciendo desde el teléfono. Por el momento, es sólo un prototipo que funciona únicamente en el iPhone.

Esta herramienta comprueba que un teléfono que está en modo avión (sin conexiones con redes inalámbricas) no está enviando ninguna información a espaldas de su propietario.

Por ello, está pensado para periodistas, activistas por los derechos humanos y otras personas susceptibles de ser espiadas por sus actividades profesionales o por vivir en países con gobiernos autoritarios.

Por su aspecto, el accesorio parece una funda que aporta más batería al teléfono, pero en realidad inspecciona los usos que hace de sus sistemas de Wi-Fi, conexión telefónica, Bluetooth y GPS.

Al ser un proyecto de código abierto, la colaboración y las aportaciones de los usuarios o otros expertos en seguridad son más fáciles de integrar, al menos sobre el papel.

"Una buena porción de la vulnerabilidad se debe a la opacidad de los dispositivos modernos", comentaron Snowden y Huang en la página web del producto.

"Simplemente no hay herramientas disponibles a través de las cuales puedas determinar qué pasa por debajo del cristal y de los iconos, lo que impide el desarrollo de una comprensión de los estados peligrosos de un dispositivo", afirmaron.

E siguiente paso de este tándem es lo que llaman un "Silent Phone", un teléfono en silencio con todos los sistemas de comunicación desactivados. Esto es algo fácil de conseguir sobre el hardware de un iPhone, aseguraron.

La única forma de comunicación sería establecer una conexión por cable a través de una pestaña especial soldada al dispositivo y que lo haría anónimo al mandar las conexiones por distintos routers de la red de Tor.

El asunto de la seguridad personal en los dispositivos que se adquieren es muy complicado, no sólo por los conocimientos que hacen falta para asegurarse de que no está siendo monitorizado, sino también porque las compañías fabricantes, como Apple, podrían impedir fácilmente este tipo de cambios con algunos cambios en la construcción de su dispositivo.

SECCIÓN Tecnología