Actualidad

UOCRA: la justicia federal de Bahía Blanca pedirá la captura de tres prófugos

13-01-2018 Fue tras la detención del exsecretario de la seccional de esa ciudad y de otros 10 exintegrantes del gremio acusados de asociación ilícita y extorsión
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

La Justicia Federal de Bahía Blanca pedirá en las próximas horas la captura internacional de las tres personas que permanecen prófugas tras la detención, anteayer, del exsecretario general de la seccional de la Uocra de Bahía Blanca y de otros 10 exintegrantes de la cúpula del gremio.

Los mismos están acusados de asociación ilícita y extorsión.

La jueza de Garantías Marisa Promey concretará la solicitud de captura pese a que los investigadores no creen que los prófugos estén fuera del país, según La Nación.

Por otro lado, el exjefe de la Uocra bahiense Humberto Monteros se negó ayer a declarar. Lo mismo hizo el resto de los imputados, todos exdirigentes de la cúpula del gremio.

Los 11 detenidos y los tres prófugos están acusados de 44 casos de extorsión a empresarios de la construcción. La maniobra que se les imputa consistía en exigirles dinero a cambio de no paralizar obras y obligarlos a contratar servicios con empresas de allegados suyos.

Además de Monteros -detenido en su casa de Monte Hermoso donde la Justicia secuestró más de 5 millones de pesos, u$s100.000, armas y droga-, fueron apresados su exnúmero dos en el gremio, José Burgos, y otros 9 integrantes de la Uocra Bahía Blanca que habían sido desplazados en octubre último. Todos siguen presos en el penal de Villa Floresta.

La investigación está ahora centrada en el análisis de los documentos que se secuestraron en las sedes de las empresas que Monteros exigía a los constructores que contrataran y cuya propiedad se atribuye a su esposa.

Se trata de las firmas Aqua Servicios Integrados Baños, SGT y Flor de Lirio, todas proveedoras de baños químicos para los obradores, catering y ropa de trabajo. Las sospechas apuntan ahora a la mujer de Monteros, que podría correr la misma suerte que su marido.

El fiscal Gustavo Zorzano, a cargo de la investigación, dio más detalles de cómo se concretaba la extorsión.

"Todos los meses [los constructores] tenían un sobre preparado en la empresa, que iba a buscar alguno de los integrantes de este grupo [por los directivos del sindicato]. Era la condición para poder trabajar. Si no se pagaba esa suma mensual, la consecuencia era la paralización de las obras o las asambleas", detalló Zorzano en Radio Mitre.

El intendente de Bahía Blanca, Héctor Gay, habló del miedo de los constructores. "Hubo mucho temor de parte de los empresarios en hablar. Era un secreto a voces que ahora se descubre", relató en un reportaje con Radio Provincia. Advirtió además que "parte del poder político miró para otro lado" mientras ocurrían las extorsiones.

SECCIÓN Actualidad