Tecnología

Una mejora operativa de Arsat permitirá bajar el precio de Internet en el Interior

07-03-2018 La empresa estatal redujo más de 20% el precio mayorista del servicio, lo que permitirá que más de 1.300 Pymes puedan abaratar sus abonos
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

La empresa Arsat anunció la reducción de los precios de la Internet mayorista en un intento de mejorar la accesibilidad de los usuarios del Interior del país y de fomentar el negocio de las Pymes que les ofrecen el servicio.

De esta forma, la tarifa plana para el servicio de Internet mayorista que comercializaba bajó de u$s18 a u$s14 por mega, lo que permitirá bajar el costo de los abonos en el Interior del país.

"El objetivo es que el usuario tenga dos beneficios: que esté conectado y que esté conectado con una Internet de calidad, que es lo que buscamos. Una Internet de calidad significa una Internet adecuada a las demandas de esta época", indicó durante el anuncio Andrés Ibarra, ministro de Modernización de la Nación.

"El precio gracias a esos temas va a ir reduciéndose y generando un fenómeno de mayor asequibilidad, es decir, que la gente pueda pagar Internet gracias a que vamos bajando el precio a esta cadena de valor empezando nosotros, dando esta señal importante, y haciendo que la Internet de calidad le llegue a todos los argentinos", completó.

"Contar con una tarifa plana federal permite disminuir la brecha digital, promover oportunidades para el desarrollo de pequeñas comunidades y generar condiciones de inversión y crecimiento: tanto para las Pymes y cooperativas proveedoras, así como para emprendedores, comerciantes y empresarios", aseguró Ibarra.

Rodrigo de Loredo, presidente de Arsat, señaló que esta medida consiste en "consolidar una política pública que procura llevar a la Argentina a ese lugar donde el Presidente la quiere llevar, a una Argentina del futuro, al desarrollo emparentado con lo que están discutiendo los primeros países del mundo".

Además, ejemplificó el que en esas naciones, "con precios mayoristas más bajos, sustituyen el sacarle el mayor rédito a cada mega para vender la mayor cantidad de megas a menor precio".

Según De Loredo, la medida beneficia a más "de 1.500 Pymes de la Argentina, con todo lo que eso significa, con todo lo que su dinamismo genera y el empleo que generan con la formalidad en la que trabajan".

"Esto también es un apoyo a esas empresas. Y es una política de desconcentración: la política de Arsat ofrece la disponibilidad en el mercado de las telecomunicaciones, concluyó.

SECCIÓN Tecnología
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR