Negocios

Cambio de ciclo: Edenor vuelve a generar ganancias

08-03-2018 Logró ganancias por $691 millones a diferencia del 2016 cuando perdió $1.188 millones. El cambio de tendencia fue impulsado por los reajustes tarifarios que llegan hasta el 70% en las facturas de luz. En el mismo período de 2017, Edesur generó pérdidas cercanas a los $1.000 millones
Por Andrés Sanguinetti
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+
Edenor, la mayor distribuidora de energía del país, logró revertir años de balances negativos que incluso la obligaron a postergar planes de inversión para evitar hasta una posible disolución. Tal como ocurrió en 2016, cuando sus estados financieros arrojaron pérdidas por $1.188 millones que le insumieron el 100% de las reservas y más del 50% de su capital en comparación con los $779 millones que perdió en 2015. 

A diferencia de esos períodos, el año pasado la sociedad propiedad del Grupo Pampa ganó $691 millones y alcanzó un patrimonio neto de $1060 millones, logrando un cambio de tendencia y revirtiendo casi una década de balances negativos, con excepciones de algunos pocos períodos.

La empresa acaba de publicar sus estados financieros correspondientes al ejercicio 2017 en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires. Y si bien, las cifras no están acompañadas por explicaciones sobre las razones de esta variación positiva, en el mercado se asegura que se debe básicamente a las subas de tarifas.

Es decir, de las pérdidas por $1188 millones del 2016, Edenor pasó a un ejercicio con ganancias por $691 millones como consecuencia del impacto positivo que tuvo en su ecuación financiera la Renegociación Tarifaria Integral (RTI) encarada entre el Gobierno y las empresas energéticas.

La aplicación de las nuevas tarifas arrancó en diciembre pasado para los usuarios tanto de Edenor como de Edesur. Se trató de incrementos de hasta el 70% en las facturas que se aplican en dos etapas. La primera del 43% y la segunda del 24%.

El incremento también contempla ajustes en los precios mayoristas para reducir los subsidios que todavía se mantienen y, de ese modo, completar la aplicación de la segunda fase de ajustes para las empresas de distribución que se definió en la revisión tarifaria de principios del año pasado.

Las ganancias de Edenor se contraponen con los resultados negativos de Edesur para el mismo período de 2017. Hace unos días, la distribuidora energética propiedad del grupo italiano Enel informó pérdidas por $998 millones.

SECCIÓN Negocios
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR