Finanzas

La Bolsa, en "modo emergente": los expertos prevén subas mayores al 20% en dólares en el segundo semestre

25-06-2018 Las acciones de empresas argentinas que cotizan en Estados Unidos comenzarán a conformar un índice que empezará a regir en mayo del 2019. El propio Morgan Stanley estima que hasta esa fecha puede subir su cotización 42% en moneda estadounidense. Cuáles son los papeles recomendados para comprar ahora
Por Mariano Jaimovich
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

En medio de tantos datos desfavorables y la volatilidad que tiene el mercado en general, llegó la noticia tan esperada por la City: Argentina será considerada con la clasificación de "emergente" desde mayo del año que viene.

Por eso, los inversores se preguntan cuáles serán las acciones y bonos que se verán más favorecidos ante dicha novedad, y que tienen mejor perspectiva para la compra.

Es que ya se da por descontado que esta información generará inversiones directas en acciones de empresas argentinas que cotizan en el exterior bajo el formato de ADR, que son los que se replicarán en los índices emergentes de Morgan Stanley (MSCI), por un total que puede llegar a los u$s5.000 millones desde ahora hasta mayo de 2019, fecha en la que se efectivizará esta nueva calificación.

En consecuencia, mejoró la perspectiva para la plaza bursátil, y entre los operadores se considera que servirá para impulsar a la plaza en los próximos meses.

Analistas consultados por iProfesional estiman que las acciones pueden escalar hasta 20% en dólares hasta fin de año, ya que fueron severamente golpeadas en el último tiempo por la crisis cambiaria interna, caída de consumo y noticias políticas, entre otros aspectos que afectaron a la economía local.

De hecho, la reclasificación de Argentina como mercado emergente también estimulará la plaza doméstica, ya que fue estimado por la consultora Consultatio como un aporte de valor al Merval, y convertirlo en "un punto de entrada atractivo".

Esto lo justifica en que el principal índice argentino medido en dólares "está 11% por debajo de lo que cotizaba en junio 2015".

Un informe de la propia Morgan Stanley, indica que puede haber un incremento de hasta 42% en dólares hasta mayo de 2019 en el índice MSCI Argentina, que es el que se replicará ahora con los ADR argentinos.

En resumen, esta buena noticia trae algunas salvedades para los inversores: la primera es que sólo beneficiará directamente a las acciones argentinas que cotizan en Estados Unidos con la figura de ADR, ya que son las que serán consideradas y replicadas por los índices que tomarán a los papeles argentinos.

Otro aspecto a tener en cuenta es el interrogante que se genera en la City tras la disparada del dólar, que ya acumula un 45% de incremento en su precio en el primer semestre, y cómo afectará este factor en el incremento de precios.

Es decir, los operadores consideran que en una economía con datos mixtos y sin rumbo definido por el momento, será básico conocer a qué ritmo marchará el incremento de la inflación, ya que puede golpear a la actividad económica por el menor poder adquisitivo de los asalariados.

Algo que también afectaría a la realidad de las empresas locales por las menores ventas y facturación que traerían estos aspectos. Dos factores que se trasladarían a una menor cotización de sus acciones en el mercado bursátil.

Y, finalmente, las últimas medidas y cambios políticos ponen un signo de interrogación en sectores bursátiles claves como el energético y el financiero.

Por ejemplo, la salida del ya ex ministro de Energía, Juan José Aranguren, puede significar una revaluación de las políticas tarifarias en combustibles, energía eléctrica y gas. Sobre todo, porque podría implementarse una estrategia de congelamiento de precios o modificaciones de parámetros.

En tanto, los cambios en el Banco Central, como la disminución de 10% a 5% la posición general de cambio de los bancos para evitar que sumen divisas y el aumento de cinco puntos los encajes para que haya menos pesos en "la calle", pueden condicionar a algunas entidades.

En definitiva, en caso que no suceda un "cisne negro" local o internacional, la reclasificación desde mercado de "frontera" a "emergente" generaría un flujo neto estimado entre u$s3.500 millones y u$s5.000 millones hacia activos de renta variable argentinos", sostiene Alejandro Henke, director de Proficio.

Esto se debe a que "con la reclasificación a Emergente la compra de activos locales debería ser de u$s10.500 millones ya que la ponderación proyectada de las acciones argentinas sería de 0,6% dentro de un universo donde los fondos replican u$s1.750.000 millones".

Por lo tanto, el cambio de categoría generaría un flujo neto (diferencia de posicionamiento) aproximado de u$s5.000 millones más que antes, al descontar los u$s5.500 millones que ya representa hasta la actualidad la ponderación de estar dentro de los "fronterizos".

Papeles favorecidos
Con la consigna que las acciones argentinas que cotizan en Wall Street (ADR) que ingresen al índice MSCI Argentina serán las beneficiadas, los analistas consultados por iProfesional enfatizan que las noticias internas y externas pueden condicionar a los inversores a comprar algunas de ellas.

Un ADR (American Depositary Receipt) representa a una determinada cantidad de acciones de una empresa extranjera que están custodiadas por un banco en Estados Unidos, y da derecho a los accionistas a sus dividendos y ganancias sobre el capital.

Con la devaluación registrada en los últimos meses, los precios en dólares de los papeles de las empresas nacionales sufrieron un duro golpe y abaratamiento. Hecho que para los traders es atractivo.

Por ende, si se presume que el Gobierno está cómodo con el nivel actual de tipo de cambio, "se espera un rebote en los valores de las acciones de entre 15% a 20% de acá a fin de año", afirma Adrián Mayoral, director de la Sociedad de Bolsa que lleva su apellido.

En la misma sintonía, Nery Persichini, gerente de inversiones de GMA Capital, sostiene que, como ventajas de la nueva calificación, "sobresalen los mayores flujos hacia activos locales, la mejor calidad de inversores y catalizadores para ganancias de capital de hasta 38% en dólares para los próximos 12 meses".

"Previo a la noticia de ser emergentes, el mercado accionario argentino había corregido 35% en dólares producto de la devaluación, por tanto, las valuaciones han vuelto a ser atractivas como para esperar un recorrido positivo de las acciones en los próximos meses", afirma Luciano María, Head Portfolio Manager de Itaú Asset Management.

Al respecto, Gustavo Neffa de Research For Traders, aclara: "La compra de acciones argentinas, todas ellas ADR, tendrán también un directo impacto positivo sobre las acciones estrictamente domésticas que cotizan solamente en Buenos Aires y que no están a la vez en Nueva York".

Esto, agrega, probablemente genere "más inversiones de portafolio y liquidez en los próximos meses", que por efecto derrame también podría volcarse a la renta fija (bonos).

"Si llegan más inversiones a la renta fija podría haber más ingreso de capitales, dado que es probable que las calificadoras de riesgo también mejoren la nota de la Argentina. Lo que implica una baja en el riesgo país", concluye Neffa.

Respecto a las acciones concretas, para Nicolás Cappella, del departamento de Research de Invertir en Bolsa, los bancos y las energéticas serán las más beneficiadas ya que son las que más ponderación tendrán en el índice MSCI de Argentina.

"En principio sería por una cuestión de flujos, ya que se estima que ingresen alrededor de u$s3.500 millones que irían a dichas acciones", sostiene Cappella.

Y agrega: "Con respecto a las energéticas, también pesa el hecho de que se está a la espera de las modificaciones al esquema tarifario, que pueda incorporar o no el flamante ministro de energía".

Además, indirectamente, se sostiene que la acción local del ByMA (Bolsas y Mercados Argentinos) también deberá verse favorecida, ya que esta suba en la calificación a emergente implica ir hacia un mercado de capitales más desarrollado, profundo y con un mayor volumen de operaciones.

Y ello, claramente, beneficiará a todo la plaza argentina.

Cartera de acciones
Entre los ADR puntuales preferidos por los analistas, por ejemplo, un informe de la propia Morgan Stanley, que es la que confecciona el índice MSCI, recomienda como acciones favoritas a "Galicia, Supervielle, Pampa y Loma Negra".

Por otro lado, Mayoral también se inclina por Grupo Galicia "porque es un buen banco, tiene opciones de resguardo, tiene buenos fundamentals y liquidez afuera".

El experto agrega a YPF porque está "atrasada en precio respecto a otras petroleras y su último balance fue bueno. Lo único que resta saber es si se recuperará afuera el precio del petróleo".

En el podio se suma Central Puerto, una firma energética que se considera que tiene mucho valor y "que sirve para tenerla guardada por el futuro que le depara, con proyectos de generación y energía renovable". Además Mayoral destaca que arrojó un muy buen balance, y que posee centrales e infraestructura moderna.

Por la parte de María de Itaú, las acciones más favorecidas serán las del sector bancario (Galicia, Macro, ByMA), "por el potencial en el mercado de crédito y de capitales".

También suma a las del sector energético (Pampa Holding, Edenor y TGS) por la recomposición de las tarifas.

Para Neffa, los preferidos son los ADR de mayor ponderación en una clasificación preliminar que hiciera MSCI en mayo, siendo Grupo Galicia, YPF, Macro, Pampa y Telecom los principales.

"Pero veo una suba enfocada en sectores de consumo doméstico, financieras y utilities, además de Banco Financiero de Valores y ByMA, que representan la apuesta al crecimiento del mercado de capitales en sí", concluye este experto.

Por el lado de Juan Manuel Vázquez, Partner Head of Equity & Credit Research de Puente, coincide en inclinarse por Pampa Energía, YPF, Banco Galicia, Telecom y Banco Macro, y en términos de volumen también considera que se van a beneficiar a "BBVA Banco Francés y Central Puerto, si éstas terminan entrando al índice".

"De todas maneras esto no quiere decir que el mercado local no se beneficie, por el contrario, yo creo que esto abre las puertas a que muchos fondos, que antes no podían invertir en Argentina puedan venir al país a abrir una cuenta local y, de esa manera, darle más impulso al mercado local de acciones", enfatiza Vázquez.

En cuanto a los bonos, "su comportamiento esta menos atado a esta noticia, y más a la estabilización del mercado cambiario y al acuerdo con el FMI", acota María.

Y el experto de Puente acota: "Es muy importante recalcar que la decisión de MSCI es solamente referida al mercado de acciones. No debería haber un mecanismo directo de transmisión al mercado de bonos, salvo mejores expectativas con respecto a Argentina".

Igual, aclara que siguen recomendando bonos en dólares en la parte corta y media de la curva, con el objetivo de "aprovechar tasas que todavía son interesantes y tratar de limitar la volatilidad".-

SECCIÓN Finanzas
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR