28.08
Buenos Aires, Argentina.
Última actualización 10.08 hs
Cuáles son 10 reglas para el planeamiento estratégico de TI
29-09-2008 Para ayudar a evitar los "pecados estratégicos", el sitio CIO.com elaboró un decálogo de mandamientos para planificar los recursos tecnológicos
Última actualización: 29/09/2008 10:09:00 am
Temas:

Contar con una estrategia efectiva de tecnología de la información (TI) es un punto crítico en la planificación de todas las organizaciones. Forma parte de un mecanismo clave de comunicación con los accionistas y los directivos, y constituye un medio de asegurarse que el negocio y la TI estén alineados en la forma de concebir el futuro.

Por ello, y para ayudar a evitar los "pecados estratégicos", el sitio CIO.com elaboró estos "10 mandamientos" del planeamiento estratégico de TI.

No confundirás táctica con estrategia
Hay muchas causas para el fracaso del planeamiento estratégico, pero posiblemente la primera de todas sea confundir lo estratégico con lo meramente táctico. Así, la palabra "estrategia" suele ser utilizada para casi cualquier tema.

Por ejemplo la gente dice "necesitamos una estrategia sobre cómo actualizar a Windows Vista". En ese caso, esto no será algo estratégico, sino táctico: una decisión más relacionada con el área de planeamiento y la presupuestación.

De esta manera, siempre se aconseja evitar la mezcla de táctica y estratégica para concentrarse así en un "roadmap" que realmente lo asista en tomar decisiones adecuadas de TI.

No dejarás que la gente equivocada quede a cargo de las decisiones
A la hora de diferenciar lo estratégico de lo táctico, la persona encargada de tomar las decisiones constituye el factor más crítico. Por eso, es muy probable que las cosas se compliquen si el decisor es incapaz de distinguir un concepto del otro.

La respuesta a este problema puede estar en un mejor entrenamiento del personal y en sostener muchas discusiones abiertas con terceros que mantengan los egos y las cuestiones políticas fuera de la discusión.

Otro elemento crítico relacionado con el factor humano tiene que ver con el reconocimiento del error. Muchos gerentes tienen dificultades para dar por terminado un proyecto en el momento justo. Una empresa cuya cultura tome el error como parte del aprendizaje tendrá mayores chances para descartar los proyectos estratégicamente inviables.

No serás inconsistente
Poseer una apreciable falta de consistencia a la hora de considerar el planeamiento estratégico puede ser una buena receta para meterse en problemas. Es común escuchar que determinadas organizaciones no planean sus movimientos estratégicos que alcanzan determinado tamaño. Recién entonces consideran una estrategia, pero lo hacen de manera apresurada, de manera poco clara, inconsistente, sin tener en cuenta los requerimientos del negocio. Así es como se producen cambios impulsados por la tecnología pero no por el negocio.

Evitarás los plazos equivocados
El planeamiento estratégico no debería dejarse sólo para la reunión anual donde se tocan esos temas. Un buen estratega no espera a la reunión anual para recomendar un cambio de "roadmap", reconoce la oportunidad de cambio cuando ésta se presenta y le pedirá a la organización que se mueva en la dirección correcta más temprano que tarde, y siempre con el objetivo de alcanzar mejores resultados de negocio.

No tendrás en cuenta los temas equivocados
Muchas estrategias de TI provienen de una perspectiva tecnológica, por lo que están limitadas al logro de mejoras técnicas. Así, suele suceder que los encargados de la estrategia de TI no tomen en cuenta los puntos claves del negocio, y muchos menos consideren la oportunidad de descubrir nuevos potenciales innovadores para la eficiencia de la compañía. Así, es posible que se consideren como estratégicos determinados tópicos que no tienen en cuentan el "core" del negocio.

No perpetuarás la falta de alineación con el negocio
Siguiendo con el punto anterior, las fallas estratégicas más profundas ocurren cuando los programas de tecnología no están profundamente alineados con la estrategia de negocios de las empresas.

Por ello, el desafío de los CIOs y sus equipos está en desarrollar sus organizaciones al punto donde puedan entregar tanto el soporte adecuado a los programas actuales del negocio, como adaptarse ágilmente a lo que líderes del negocio precisen ante las cambiantes presiones y oportunidades del mercado.

No fallarás a la hora de llevar los temas a la práctica
Según el CIO de BlueFreeway, Simon Spencer, existe un paralelismo entre aplicar el planeamiento estratégico y contratar un "personal trainer". De acuerdo con Spencer, contratar un personal trainer es buen punto de arranque, pero lo verdaderamente difícil es lograr un compromiso a largo plazo con el "roadmap" de ejercicios durante meses y meses, sin fallar.

No fallarás en la planificación de los recursos
Otro tema crítico a la hora de planificar es fallar con la disponibilidad de los recursos necesarios para cumplir con los temas importantes (como la resolución de problemas en forma holística y estratégica), ya que estos recursos están asignados para los temas urgentes (como brindar los servicios esenciales a los clientes internos).

No deberás fallar al implementar el "gobierno de TI"
Lo que hasta ahora ha sido tratado como gobierno de TI, ahora debería ser administrado desde la perspectiva del negocio. Así, la junta de directivos debería hacerse responsable por los bajos rendimientos corporativos si ésta no utiliza enfoques innovadores para utilizar a la TI para crear valor para el negocio.

Deberás hablar del negocio
Según John Ansley, CIO de la división Asia/Pacífico de Roche, muchas de las personas involucradas con el pensamiento estratégico de TI no se sienten cómodas hablando de temas relacionados con el negocio, ni son los excelentes comunicadores que deberían ser. Por eso, lo verdaderamente importante es tener en cuenta la cadena de valor de las compañías y sus procesos de negocio. Algunas de las prácticas recomendadas para desarrollar una estrategia de TI incluyen entrevistar a personas clave de la organización usando la cadena de valor de la compañía como un "mapa", para así poner foco en lo realmente importante.

(©) iProfesional.com

@iProfesional en Twitter