23.04
Buenos Aires, Argentina.
Última actualización 22.49 hs
La demora en la entrega de 0Km reaviva la demanda de autos usados seminuevos
24-04-2010 La entrega a plazos de más de 45 días que exhiben algunas terminales impulsa la compra de vehículos de hasta 18 meses de uso. Precios hasta un 30% más baratos que los de autos nuevos, sumado a la presencia de elementos de seguridad y confort altamente solicitados, impulsan la tendencia. Detalles
Última actualización: 24/04/2010 9:04:00 am
Temas:

La demora en la entrega de vehículos 0 Km que, en algunos casos, alcanza los dos meses de retraso, vuelve a sumarle un nuevo impulso a la buena racha que viene exhibiendo la demanda de autos usados desde que comenzó el año.

Sucede que esta falta de stock –adelantada en marzo por iProfesional.com– ha incentivado en las últimas semanas la demanda de autos usados con menos de un año y medio de uso.

En esa dirección, los plazos normales de entrega se estiraron a más de 45 días en los modelos más demandados de las líneas Chevrolet Agile, Gol Trend o Renault Sandero. Peugeot, en tanto, sería otra de las marcas que está comenzando a exhibir faltantes.

La amplia disponibilidad de unidades dotadas con los elementos de confort y seguridad más solicitados, esto es, aire acondicionado, dirección hidráulica y airbags, sumado a la depreciación de hasta un 30% que muestran los modelos más requeridos, son algunos de los argumentos que enarbolan las agencias y concesionarias del sector para explicar la tendencia.

Este cambio, por supuesto, no hace más que potenciar la destacable performance que viene mostrando la venta de usados. Vale decir, que en el primer trimestre del año la compraventa de estos vehículos experimentó su récord histórico, con un alza de casi 17% respecto del mismo período pero de 2009.

"El mercado está reaccionando como lo hizo en el 2008, cuando las entregas de los autos nuevos comenzaron a verse cada vez más postergadas. Esto ya lo vivimos, y los mejores precios es lo que juega con la ansiedad de los clientes, que en muchos casos prefieren un semi-nuevo a esperar por un 0 Km", comentó a iProfesional.com Alberto Príncipe, presidente de la Cámara del Comercio Automotor (CCA).

"Desde junio del año pasado se viene remarcando que el momento para comprar un usado era éste. Y así sigue hasta hoy. Por supuesto, los más demandados son los que integran el segmento medio, y cuyo precio no llega a los 50.000 pesos", añadió.

Los dichos de Príncipe también quedan evidenciados en lo que sucede dentro de los salones de venta de agencias como Dietrich. Cristian Castro, gerente comercial de la compañía, señaló a iProfesional.com que "demoras como las de Ford o Chevrolet hacen que el potencial del semi-nuevo de pronto sea cada vez mayor".

"Los que más están pidiendo son vehículos que no superan los 18 meses de uso. Aunque ya se registran retoques en los precios, lo cierto es que los aumentos nunca son parejos con los autos 0 Km. Por lo general están muy por debajo, por lo que la cotización del usado gana todavía más poder de seducción", aseguró.

Castro sostuvo que, dentro de la gama media, los modelos de Volkswagen Gol, Chevrolet Corsa, o el Ford Fiesta, son los que concentran las consultas y las compras. "Hablamos de vehículos que rondan los $40.000 promedio. También notamos algunos pedidos de usados de alta gama", indicó.

En esa dirección, el ejecutivo destacó la suba de autos semi-nuevos de lujo con hasta cuatro años de antigüedad.

"Vehículos como el Volkswagen Passat o el Touareg, que en algunos casos costaban $150.000, ahora los podés conseguir por casi 90.000 pesos. Si bien la gama alta mueve un porción muy chica del mercado, hay que remarcar el interés y la baja de hasta un 40% que muestran algunas líneas del 2006-2007", puntualizó.



Efecto positivo
Príncipe, de la CCA, señaló que las demoras de los 0 Km "inciden tanto en lo real como en lo psicológico" en el apuro "de quienes van por un vehículo que se ajuste a una familia tipo o, en todo caso, de aquellos que buscan su primer auto".

"Ahí es donde se beneficia el usado con pocos kilómetros. Por supuesto, esta demanda de semi-nuevo terminará por generar un incremento en los precios, por lo que habrá que estar expectantes a lo que suceda con los indicadores de compraventa", comentó.

El retoque de cotizaciones, precisaron a iProfesional.com desde la agencia Forest Car, comenzó a hacerse sentir precisamente desde el mes pasado.

"El valor de los usados más nuevos se ha encarecido hasta un 15 por ciento. En buena medida, porque los vehículos con poco uso prácticamente vuelan de las manos. En nuestro caso, entran diez y vendemos diez en muy pocos días. Los modelos 2008 y 2009 son los más buscados", aseveró un vocero de la firma.

La fuente mencionó a las líneas Chevrolet Meriva, Volkswagen Fox, Gol Country, "y las distintas opciones del Chevrolet Corsa" cómo las más solicitadas en Forest Car.

"Son autos cuyos valores oscilan entre los 40.000 y los 50.000 pesos. Lo que hay que destacar es que hoy por hoy los estamos vendiendo casi en el mismo día que los recibimos", graficó.

Desde Galia Auto Haus, en tanto, Simón Álvarez, supervisor de Ventas de la compañía, destacó un comportamiento que, a su juicio, explica también el por qué del auge de los semi-nuevos.

"Hoy el cliente, en muchos casos, no quiere sufrir demoras para tener su auto ni tampoco complicarse con demasiadas preguntas. Antes se averiguaba más previo a tomar la decisión. Ahora muchos buscan disponibilidad, confort y precio. Y todo en el momento. Siempre con un valor que no supere los 50.000 pesos", precisó a este medio.


Boom usado
Las ventas de autos usados subieron casi 17% en el primer trimestre de 2010, respecto a igual período del año pasado, y se consagró como "el mejor trimestre de toda la historia del sector", según un informe elaborado por la Cámara de Comercio Automotor (CCA).

"Mes a mes este mercado nos viene sorprendiendo. Está más vivo que nunca. La cifra de 360.476 unidades comercializadas en el primer trimestre del año, es un récord, y el mes de marzo se ubicó como el mejor de toda la historia del sector", aseguró Alberto Príncipe, de la mencionada CCA.

"Ya no es un pronóstico, sino una realidad. Si no se produce ningún resfrío en la economía argentina, este año el sector venderá más de 1.460.000 unidades usadas. Esto significa un piso de crecimiento del 10% con respecto al 2009", agregó.

Según el relevamiento de la entidad, en el último trimestre se contabilizaron 360.476 operaciones de venta, con un mejora de 16,78% interanual.

En cuanto a la evaluación mes contra mes, en marzo se comercializaron 131.256 vehículos, contra 102.341 de igual lapso de 2009, con un avance de casi el 30 por ciento.

Para Príncipe, "el interior del país está mostrando que es el gran movilizador de este crecimiento. Los números en las grandes y pequeñas provincias lo corroboran".


Patricio Eleisegui
© iProfesional.com

@iProfesional en Twitter