Más artículos

Con la baja de octubre, acciones argentinas acumulan caída del 50% en dólares en 2018

Con la baja de octubre, acciones argentinas acumulan caída del 50% en dólares en 2018
El mes finalizó con un duro golpe para el principal índice Merval, que acumuló una baja de 12% en pesos en el período, y en 2018 pocos papeles se salvan
Por Ruben Ramallo
31.10.2018 18.07hs Finanzas

El mercado bursátil concluyó el mes con una mezcla rara de sensaciones: por un lado se aferra a la recuperación de las cotizaciones que se registró en la segunda quincena, tanto de renta variable como fija. Pero, por el otro, aun no pudo superar el fuerte deterioro que sufrió en la primera parte del mes.

Cabe recordar que a principios de octubre el Banco Central lanzó un programa monetario de inusitada dureza, con el objetivo de reducir al mínimo la expansión de la cantidad de dinero y controlar al dólar, lo cual trajo aparejado que se estableciera una tasa de interés superior al 70%.

Ello hizo mella en el mercado de capitales, debido a que produjo una salida de fondos que buscó colocarse en opciones más rendidoras, al menos en el corto plazo, como por ejemplo las Letras del Tesoro en dólares (Letes) y las capitalizables en pesos (Lecap).

¿Qué pasó en octubre?

Las acciones que conforman el Panel Líder (Merval) que venían de un claro rally ascendente a lo largo de septiembre, se vieron afectadas por una fuerte corriente vendedora que se vio alimentada por sucesivas tomas de ganancias, ante la incertidumbre sobre el nuevo escenario económico y financiero local e internacional.

Es que se sumó el clima adverso que se fue generando en Wall Street por el conflicto comercial entre Estados Unidos y China, más balances débiles de varias empresas, aspectos que impactaron directamente en los mercados emergentes.

Sobre el fin de mes el mercado sufrió un duro ajuste en sus valores, que llevó al Merval a descender 12% en todo octubre y ubicarse en los 29.500 puntos.

Más allá de esta contingencia, “en las ruedas previas parecía que el mercado retomaba un cierto camino de estabilidad tras la aprobación del presupuesto y el desembolso del crédito del FMI, que apuesta a blindar al país de la volatilidad de los mercados financieros, al menos, durante todo el próximo año”, afirman los analistas de la sociedad bursátil Rava.

No obstante, si bienla estrategia que buscaba estabilizar la moneda y permitir rebajar la tasa de interés parecía surtir efecto, la inestabilidad internacional dificulta el proceso de estabilización”, concluyen.

Como resultado de la suma de todos estos factores, apenas una acción arrojó un saldo positivo en octubre y fue Petrobras, que registró una suba por encima del 16%, impulsada en gran medida por el triunfo de Jair Balsonaro en las elecciones en Brasil

En sentido inverso, hubo un importante número de acciones con notables caídas, encabezado por Cresud, que retrocedió un 27%, seguida por Tenaris (-24%) y Edenor, que al igual que Grupo Galicia cayeron más del 21%.

En cuanto a los bonos, puede mencionarse el rendimiento positivo de los denominados en pesos, liderados por el Par, que ganó más del 11%, seguido por el Discount, con el 10,7%.

Similar fue lo sucedido en Wall Street con las acciones y ADRs de compañías argentinas, que a lo largo del mes mostraron una muy elevada volatilidad, que concluyó con un resultado final con amplia mayoría de bajas, lideradas por IRSA, que retrocedió 21%.

En sentido inverso, los títulos en dólares registraron fuertes caídas en octubre, en especial el Bonar 2037, que se desplomó cerca del 24%, seguido por el Par, con un negativo del 22%. Un renglón más abajo se ubicaron el Discount y el Bonar 2020, que en promedio cayeron alrededor del 17%.

Todo ello en un contexto en el que el dólar minorista retrocedió cerca de cinco pesos, debido a que pasó de $41,89 a $36,98, es decir, una baja cercana al 12%. En tanto que la tasa de interés de los plazos fijos en pesos fue en promedio del orden del 4% mensual.

De esta manera, quien hizo un depósito a principios de mes obtuvo una ganancia en dólares del orden del 15% mensual.

Balance de los primeros diez meses del año

A partir de la marcada contracción registrada en octubre, el Merval muestra una caída del 1,8% en lo que va del año.

Un porcentaje que si es comparado con las dos variables clave para los inversores arroja un resultado mucho más desalentador, debido a que el dólar sube alrededor del 100% en 2018 y la inflación ronda el 40 por ciento.

Es decir, en dólares, el principal índice bursátil acusa una baja del 51% y, frente a los precios minoristas, la caída en términos reales es del orden del 30%.

En este contextosólo una acción logró superar ladoble varay es Petrobras, que gana un 203% en los primeros diez meses del año. En tanto que Tenaris, pese a su flojo desempeño en octubre, avanza un 79% en el mismo período. Mucho más abajo se ubican YPF (27%), Transportador de Gar del Sur (TGS), con el 25% de alza.


La contracara de estas fuertes subas la brinda un conjunto de papeles que muestran importantes pérdidas en lo que ya trasncurrió del 2018, liderados por Grupo Supervielle, que retrocede 47%, seguido por Mirgor (-38,6%), Cablevisión (-38,4%) y TGN (-33,3%). También muestran fuertes descensos Grupo Galicia y Metrogas, cercanos al 33%.

Por el lado de los títulos públicos que cotizan en el mercado local, en estos diez meses se destacan los papeles denominados en dólares, que incorporan la devaluación del tipo de cambio a sus precios, pese al retroceso que sufrieron sus cotizaciones en moneda dura.

En tal sentido, las series con mejor recorrido en el año son el Bonar 2018, que gana cerca de 90%, seguido por el Bonar 2024 (72%) y el Bono Centenario a 2117, con el 46%. Más abajo se ubican el Par y el Discount, ambos por encima del 40%.

En cuanto a las inversiones consideradas más conservadoras, aquellos ahorristas que optaron por las Lebac -ahora en camino de extinción-, o los plazos fijos ajustados por UVA, lograron al menos empatarle a la inflación.

En tantolos plazos fijos tradicionales acumulan en el año un rendimiento del orden del 30%, bastante por debajo del 40% que avanzaron los precios minoristas.

Estos resultados contrastan con los que registran los mercados emergentes, que en promedio caen 17% en 2018. En este contexto, el Bovespa retrocede 0,7%.

Qué se puede esperar

Para el último trimestre del año todo indica que el mercado se moverá en un contexto de relativa volatilidad, por lo que quienes conocen del tema recomiendan actuar con cautela.

Ello pese a que los dos catalizadores más claros de corto plazo sucedieron la semana pasada: el tratamiento del Presupuesto en la Cámara de Diputados, y la aprobación del Acuerdo por parte del Board del FMI, en el que se giró ya esta semana un adelanto por u$s5.800 millones.

En tal sentido, los analistas consideran que uno de los principales drivers a tener en cuenta para realinear las carteras de inversión seguirá siendo la forma en que evolucionará el tipo de cambio y el nivel de actividad económica.

Desde Balanz sostienen quelos acontecimientos recientes no modifican nuestra estrategia, ya que recomendamos canalizar los nuevos flujos a instrumentos en pesos y mantenerse en la parte corta de la curva en dólares”.

En lo que respecta al universo de renta fija en dólares destacamos el Bonar 2019, que ofrece un rendimiento de 4,93%. También vemos atractivo en el Bonar 2020 que se encuentra 'tradeando' por encima de su promedio histórico presentando actualmente una tasa de retorno de 8,82%”, concluyen.

Matías Roig, director de Portfolio Personal Inversiones, considera: "Esperamos que la volatilidad se mantenga por arriba del promedio de los últimos meses, en un marco que no esperamos que los ruidos (locales o externos) desaparezcan en el muy corto plazo”.

De hecho, lo local también estará atado a la suerte del escenario exterior, en especial si el escenario se mantiene complejo y volátil. En otras palabras, no sólo dependeremos de lo propio, sino también de cómo evolucione el plano internacional para poder ver una recuperación más sostenida de los precios", agrega

En cuanto a lo que pueda suceder en materia accionaria, Roig considera que de continuar la mayor estabilidad en el tipo de cambio, no sería ilógico -aunque con selectividad- continuar observando una recuperación de las cotizaciones

"Sobre este punto, seguimos siendo cautos. Sugerimos compañías de fundamentos sólidos dentro de los sectores financiero y energético. Insistimos que seguimos viendo mucha volatilidad y es necesario extremar la cautela”, acota Roig.

Por el lado de los instrumentos que ofrece el Gobierno, el experto afirma que "si vemos los instrumentos en pesos, nos seguimos inclinando las Letras del Tesoro capitalizables (Lecaps) como una buena alternativa. De hecho, se están operando entre 50-55% anual en pesos”.

En este contexto, “recomendamos utilizar un horizonte de inversión de mediano/largo plazo. Acá se sumará desde lo propio la temporada de balances de las próximas semanas, lo que sumará volatilidad adicional y selectividad", concluye.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Te puede interesar