iProfesional

Dólar blue, otra vez cerca del récord: qué proyectan expertos, en plena tensión por el acuerdo con el FMI

El blue comenzó el año calmo, pero nuevamente se subió al tren de la volatilidad. Qué factores jugarán en el mercado paralelo y cuánto puede llegar a valer
Por Pilar Wolffelt
13/01/2022 - 17,17hs
Dólar blue, otra vez cerca del récord: qué proyectan expertos, en plena tensión por el acuerdo con el FMI

El blue comenzó un 2022 a la baja, ya que el lunes 3 de enero cotizó $206 en el cierre de mercado, pero a fines de la semana pasada ya cotizaba nuevamente su máximo de $208 y luego alcanzó otra vez los $209 mientras en estos días tuvo oscilaciones de centavos alrededor de ese número.

En la economía argentina, marcada por una bimonetarización de hecho, el precio del dólar blue es una variable que todo el mercado sigue de cerca día a día. Y es que el billete paralelo sirve de termómetro de la mayoría de los acontecimientos económicos y políticos locales y también suele arbitrarse con las demás cotizaciones de la divisa estadounidense.

Punto de partida: ¿Cómo llegó hasta acá?

La evolución del dólar blue en 2021 estuvo marcada, inicialmente, por una baja pronunciada desde el 30 de diciembre de 2020, cuando había tocado los $166, y, en abril del año pasado, pegó un salto mensual de 16%, hasta $162. En tanto, en los últimos meses del año, la cosa se puso más movida cerca de las elecciones legislativas del 14 de noviembre.

La relación entre el sendero del blue y los otros tipos de cambio es innegable.
La relación entre el sendero del blue y los otros tipos de cambio es innegable.

Así, tras haber dibujado un pico en su trayectoria hasta tocar los $207 a mediados de noviembre, empezó a bajar y arrancó diciembre estabilizado en torno a los $200. Su precio cayó hacia mediados de mes, hasta llegar a los $195 y volvió a subir hasta un nuevo récord: $209, aunque en la última jornada del año, el 30, volvió a descender $1 y terminó 2021 en los $208, mientras que había comenzado el año en $165. Así, durante los 365 días que acabamos de dejar atrás, el blue subió $43.

"Esto representa una suba de tan solo un 26% en el año y se trata de un resultado magro comparado con la inflación interanual, que se ubicó en el 50% aproximadamente, y con otros rendimientos como los de los Boncer", resalta el economista Federico Glustein. Pero aclara que no podemos dejar de mencionar que en 2020 el blue creció 115%, "con lo cual el precio de inicio de año estaba sobrecalentado".

La inflación es una variable que va de la mano del precio del blue.

La inflación es una variable que va de la mano del precio del blue.

Qué espera el mercado para los próximoes meses

Entonces, ¿qué se traerá este 2022 para el blue? Como mencionamos, tras haber bajado unos pesos, rápidamente, el ilegal volvió a alcanzar su récord y en estos días se ha movido unos centavos apenas. Gustavo Quintana, de PR Operadores de Cambio, apunta que, en 2021, "la cotización del dólar blue alcanzó niveles récord, ensanchando la brecha respecto del dólar oficial como consecuencia de múltiples factores":

  • Alta inflación
  • Expectativas negativas
  • Fuertes restricciones para acceder a la compra de divisas por los canales formales
  • Emisión significativa de pesos.

Por el momento, las condiciones se mantienen vigentes, según el experto en el mercado de cambios y anticipa que, si bien "es difícil hacer proyecciones, toda vez que existen demasiados frentes abiertos sin que se pueda anticipar la resolución de los problemas actuales", pero anticipa que todo indicaría que las actuales circunstancias se mantendrían por lo menos durante todo el primer trimestre del año.

"Este panorama no abre esperanzas de cambios positivos respecto de estas variables. Las dificultades derivadas de la situación económica no dan mucho margen de optimismo, pero de todos modos hay que esperar porque siempre hay imponderables que alteran todos los pronósticos", advierte.

Asimismo, este año se está poniendo en práctica desde el Banco Central una aceleración del ritmo de apreciación del tipo de cambio mayorista oficial y eso, sin dudas, jugará también en el valor del blue, aunque la política de tasas del Gobierno y algún otro instrumento que se aplique para contrarrestar la dolarización habitual de ahorros en el país, podría ayudar a contrarrestar esta tendencia. 

En tanto, el economista Federico Glustein  destaca que "no sería raro que si se da el acuerdo con el Fondo, la macro se estabiliza y la inflación no se acelera, tengamos una cotización con una movilidad parecida a la de 2021, por debajo de la inflación",

Sin embargo, advierte que, "si no se cumple este escenario óptimo, es probable que despegue y alcance, al menos para mitad de año, un valor cercano a los $240".

Otras voces, lo ubican en $220 para fin del primer trimestre y hay quienes dicen que se mantendrá alrededor de los $210. Sin embargo, como se trata de un mercado muy volátil e impredecible, habrá que esperar e ir viendo si se cumplen los pronósticos.

En esa línea, Glustein anticipa que este 2022 vamos a ver un comportamiento del blue marcado por:

  • La eventualidad del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI)
  • Posibles medidas tributarias como el Impuesto a la Herencia, cambios en Ganancias y Bienes Personales
  • El crecimiento de la economía
  • Las medidas que se vayan tomando para endurecer el cepo al mercado de cambios
  • La inflación.
Este año, motivado por las elecciones legislativas, el blue superó los $200.
En 2021 el blue superó los $200 motivado por las elecciones.

Una buena: no hay elecciones

Por su parte, Glustein señala que una variable que despeja un poco el panorama de cara a 2022 es que la variable electoral, que marcó el mercado del blue presionando su cotización al alza hacia mediados de noviembre de 2021, ya no va a estar presente, lo que podría calmar las ansias del paralelo en el año que comenzó hace unos 15 días.

En igual sentido, otra fuente del mercado apunta que, "al no ser un año electoral, no serán tan necesarias las manos amigas para bajar el dólar, como sí sucedió en 2021". Y no descarta que, aunque el blue va a seguir su tendencia alcista, podría tomarse un descanso o lograr una cierta tranquilidad cuando se firme el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Asimismo, la fuente prevé que,  con la inflación que el Gobierno dice que va a haber (preven un 33%, aunque los analistas privados indican que será más elevada y superará el 50%) y, con un 2022 en el que no hay elecciones, "el trabajo sucio se podría hacer este año", para llegar a 2023, que sí será un año electoral, más ajustados.  

Temas relacionados