"Hoteles Covid": ya ofrecen 50% de descuento para vacunados y se inicia una tendencia para frenar cierres

"Hoteles Covid": ya ofrecen 50% de descuento para vacunados y se inicia una tendencia para frenar cierres
El rubro sigue redefiniendo sus políticas comerciales para sortear el peor momento de su historia. La actividad continúa perdiendo nombres emblemáticos
Por Patricio Eleisegui
22.07.2021 11.05hs Negocios

Haber recibido o no alguna de las vacunas contra el coronavirus comienza, poco a poco, a hacer la diferencia en términos de traslados o acceso a determinadas actividades o beneficios. Como ya es sabido, Europa viene siendo uno de los primeros actores del turismo en establecer la vacunación como requisito.

En línea con esta nueva etapa sanitaria que transita el mundo, actores de la hotelería local también observan al plan de dosis como una variable que puede ser aprovechada para reimpulsar un rubro que sigue entre los más golpeados por la pandemia.

A nivel nacional, y sólo el año pasado, el segmento hotelero acumuló una baja de la actividad superior al 60 por ciento.

Para contrarrestar esto, una cadena porteña, 525 Hotel, acaba de poner en marcha descuentos para quienes ya hayan completado el esquema de vacunación contra el Covid-19. La medida, inédita en el segmento doméstico, representa un anticipo de las movidas que se discuten en los alojamientos para frenar la ola de cierres.

Fuentes ligadas a la compañía informaron a iProfesional que el beneficio es del 50 por ciento y ya está vigente. Rige, por ahora, para el hotel Embajador ubicado en Carlos Pellegrini 1185.

La cadena también es dueña del Impala y el Sheltown. Por cuestiones de demanda, por el momento el único alojamiento que permanece abierto es el mencionado Embajador.

Tanto el Impala como el Sheltown funcionaron como "hoteles Covid" en los últimos meses. Recibieron 25.000 pacientes y hoy están siendo refaccionados.

"El descuento está vigente para quien haya recibido las dos dosis sin importar cuál haya sido la opción de vacuna aplicada. El hotel ya trabajó con expatriados al inicio de la pandemia, siempre desde la perspectiva de la responsabilidad social. Esto está pensado para iniciar la reactivación", dijeron desde el entorno de 525 Hotel.

"El beneficio es para motivar la estadía en Buenos Aires. También se ofrecen precios especiales para quienes tienen que completar el aislamiento preventivo. Con valores bajos por noche", añadieron.

Actores de la actividad entienden que este tipo de propuestas se irán multiplicando por efecto, también, de necesidad de público que enfrentan los hoteles porteños.

"Está muy difícil para nosotros, no sabemos hasta cuándo podremos seguir soportándolo. Por eso empezamos a trabajar con promociones que nos parecía que le faltaban al mercado y así atraer visitantes en un momento tan complicado", declaró Ricardo Boente, titular de la cadena.

El rubro atraviesa su peor momento histórico y no trascurre semana sin que se pierdan emprendimientos tanto en Capital como en el interior de la Argentina.

 

Hoteles en remate

Este mal momento se evidencia, también, en la cantidad de inmuebles que hoy se rematan en sendos portales ligados a la comercialización inmobiliaria.

En ese sentido, según pudo comprobar este medio, en plataformas como Argenprop se ofrecen hoy algo más de 205 alojamientos sólo dentro de la geografía porteña.

Capital Federal ya ha sufrido el cierre de hoteles de renombre como el Bauen, inaugurado en 1978 y emblema de la actividad social y artística a lo largo de décadas. El emprendimiento cerró sus puertas de forma definitiva en septiembre del año pasado.

A fines de 2020, fuentes ligadas a la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés (AHRCC) aseguraron a iProfesional que el coronavirus se cobró la vida comercial de al menos el 20 por ciento de los establecimientos hoteleros de la Ciudad.

En números, esto redundó en la pérdida de alrededor de 200 alojamientos distribuidos en todas las categorías.

"La profundidad de la recesión sectorial es de tal magnitud que, en comparación histórica, grandes crisis macroeconómicas quedan minimizadas. La caída del 2020 es peor que una situación hipotética en la cual las crisis de la convertibilidad 2001-2002 y de la hiperinflación 1989-1990 se hubieran dado juntas", dictamina, con contundencia, un trabajo de FEHGRA, la federación que integra a los emprendimientos del rubro, que detalla el "crac" comercial que sufre la actividad.

El Bauen, otro de los alojamientos que dejó de operar por el parate que originó la pandemia.
El Bauen, uno de los alojamientos que dejó de operar por el parate que originó la pandemia.

Ola de cierres

Semejante contexto explica los cierres que vienen multiplicándose en el interior del país. El caso más reciente corresponde al tradicional complejo hotelero de Torres de Manantiales, que acaba de cesar su funcionamiento en Mar del Plata para ofrecer en alquiler los departamentos y propuso retiros voluntarios a sus 230 empleados.

También en Mar del Plata ocurrió, a principios de abril, el cierre del Sheraton por efecto de la nula actividad turística. Durante ese mes, el alojamiento activó un esquema de suspensiones para sus 80 empleados. El hotel en cuestión es administrado por Gotel Hotel Management, una franquicia local.

En mayo pasado, Sheraton sufrió otro golpazo. Marriott, titular de la marca, cerró la desvinculación con Quinto Centenario, firma dueña del inmueble que explotaba el gigante hotelero, y se retiró de la ciudad de Córdoba.

En febrero, y en sintonía con esta tendencia negativa, el Howard Johnson de Rosario informó que buscaba comprador para su fondo de comercio. La cadena venía de bajar las persianas de su alojamiento en la zona costera de Ramallo, provincia de Buenos Aires.

En la ciudad santafesina los cierres son, también, condición dominante en el segmento hotelero. Por ejemplo, el Majestic, un alojamiento mansión que por su belleza arquitectónica resultó declarado, en 2006, Patrimonio Histórico de Rosario, fue puesto a la venta a principios de 2021.

En San Juan, por citar otro territorio, la asociación empresaria local AEHGA señala que desde marzo de 2020 a junio pasado la provincia sufrió el cierre de cuanto menos 15 alojamientos de envergadura.

Temas relacionados