Más artículos
Cedines en shoppings: ¿qué dicen comerciantes sobre su uso para comprar ropa y electro?

Cedines en shoppings: ¿qué dicen comerciantes sobre su uso para comprar ropa y electro?

Cedines en shoppings: ¿qué dicen comerciantes sobre su uso para comprar ropa y electro?
En la semana del lanzamiento de los certificados presentados por el Gobierno, iProfesional realizó un relevamiento para ver si el nuevo medio de pago
Por Guadalupe Piñeiro Michel
05.07.2013 10.08hs Marketing

Los Cedines, una nueva cuasimoneda que esta vez vino de la mano del kirchnerismo, ya hicieron su debut oficial.

Originalmente estaban pensados como alternativa para resucitar la actividad inmobiliaria, pero las urgencias del modelo hicieron que el Gobierno comenzara a pensar que bien podrían servir para otros usos más allá del ladrillo.

La razón es muy sencilla: si se aplican a la compraventa de propiedades, estos certificados van a ser canjeados rápidamente por dólares.

En cambio, si la administración kirchnerista logra que se utilicen como moneda de cambio para otras operaciones, entonces circularán en la economía y eso le permitirá al Banco Central conservar las divisas blanqueadas en sus arcas y contabilizarlas como reservas.

Así las cosas, el Gobierno quiere e impulsa que los Cedines conformen un mercado secundario con cotización propia que, se estima, se ubicará en una franja cercana al precio del dólar paralelo, un poco por debajo. En buen romance, una suerte de "blue legal".

Es, en este contexto, que apunta a que los certificados puedan ser utilizados para pagar en supermercados, estaciones de servicio e, incluso, para la cancelación de impuestos. También, para algunos tipos de consumo. Todo sirve, mientras se demoren en volver al Central.

Al respecto, una marca de indumentaria que "tomó la posta" fue Carla Danelli. La empresa (en una buena acción de marketing, considerando la notoriedad que logró) difundió por distintos medios que ya estaba lista para incorporar como medio de pago a los Cedines.

Incluso, lo hizo a las pocas horas del debut de estos títulos, sin saber con demasiada precisión cuál iba a ser su cotización, ya que aún no se había conformado el mercado secundario.

"Aceptamos este nuevo lanzamiento de este instrumento financiero para motorizar nuestras ventas y el crecimiento permanente de la empresa", expresó a través de un comunicado.

Allí también mencionaba: "Desde el 1º de Julio ya comenzamos a operar con esta nueva modalidad".

En un principio era posible pensar que esta iniciativa podía ser la primera señal de una aceptación masiva de los Cedines en comercios. Pero, al menos hasta ahora, la realidad indica que esto no es así.

En efecto, las principales marcas todavía no los están considerando como alternativa de pago para sus locales ubicados en los principales shoppings y algunos de los encargados hasta desconocen qué significan estos títulos.

"No estamos al tanto de nada. No nos dieron ninguna información sobre este tema. Por el momento, no tenemos idea de si será un medio aceptado", expresó a iProfesional el responsable del local de la firma "Como Quieres Que te Quiera" de Alto Palermo.

Una respuesta similar encontró este medio al preguntar en la sucursal de Kosiuko ubicada en el mismo centro comercial: "No nos dijeron nada y tampoco recibimos circular alguna del shopping".

¿Por qué hacen referencia a una circular? Es que al ser un nuevo medio de pago -y al atar el alquiler a un porcentaje de la facturación- requieren que la administración del centro comercial "baje línea" y autorice a los distintos puntos de venta.

Swith mental

Los expertos prevén que habrá ciertas demoras para el desembarco de los Cedines en shoppings y posterior aceptación de las marcas que allí operan.

En particular, hacen referencia a la incertidumbre y a la poca confianza que aún hay sobre estos títulos, si bien no descartan que, con el tiempo algunas firmas los vayan incorporando a sus medios de pago tradicionales.

Por otro lado, al desconocimiento del público sobre su operatoria se suma la creencia ya instalada de que sirven básicamente para operaciones inmobiliarias.

Como lo explica Fabián Castillo, subsecretario institucional nacional e internacional de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), este instrumento "fue pensado inicialmente para la compra de propiedades". Y mucha gente tardará un tiempo en hacer el switch mental respecto de que podrían ser destinados a otros usos. 

En cuanto a su viabilidad en comercios, el experto afirmó que a las marcas les vendría bien sumarlos como alternativa de pago: "Siempre les sirve ampliar el abanico de opciones".

Pero lo cierto es que al día de hoy, las principales firmas de los shoppings no los aceptan y sus encargados "deambulan" entre la duda y el desconocimiento.

"No tengo idea, a nosotros desde casa central no nos dijeron una sola palabra del tema", respondió a iProfesional una empleada del Alto Palermo que se mostró desconcertada ante la pregunta.

El empleado del local Etiqueta Negra contestó de modo similar: "No nos avisaron nada. Por ahora, acá no se puede pagar con eso".

Por el lado de las casas de electrodomésticos, el Cedin no corre con mejor suerte. Al consultar en la sucursal de Garbarino de Palermo el ejecutivo de ventas señaló que "por el momento no se aceptan y tampoco podemos decir cuándo serán válidos para comprar".

A ganarse la confianza

A pesar de las intenciones del oficialismo de que los Cedines se conviertan en una moneda destinada a múltiples usos, todavía no gozan del "cariño" de los comerciantes.

Desde el sector empresario señalaron que, para que eso suceda, estos títulos deberán transitar un largo camino para despertar confianza al tiempo que pueda demostrarse que estarán atados a un método ágil y práctico para su conversión a dinero cash.

"Va a llevar un tiempo para que se afiance la operatoria en Cedines. Por ahora, no es una alternativa de pago que esté disponible en la mayoría de los locales", remarcó Castillo.

Sin embargo, el experto no descartó que, con el avance de las semanas, las marcas se vayan animando a incorporar esta opción.

En este sentido, consideró que si comienza a generarse certidumbre y la operatoria en el mercado es sencilla (como por ejemplo que puedan revenderse en casas de cambio para hacerse del dinero), el pago en Cedines podría ganar algo de volumen.

Esto, al menos por ahora, se presenta como bastante lejano para los encargados de comercios y para los responsables de las marcas que operan en los principales shoppings del país.

Fuentes de IRSA (la empresa que tiene bajo su dominio a Alto Palermo, Dot, Paseo Alcorta, Patio Bullrich y Abasto, entre otros) señalaron a este medio que -por el momento- las nuevas cuasimonedas "lejos están de ser aceptadas" en forma generalizada en sus locales. Y agregaron que esto también dependerá de la decisión que adopte cada firma.

También las asociaciones vinculadas al rubro de indumentaria y textil indican que adherirse o no al nuevo medio de pago es un asunto que deberá definir cada firma en particular.

"Todavía no hay un panorama claro. Pero, en lo que se refiere al comercio minorista, básicamente la decisión quedará a criterio de las distintas empresas", sostuvo Gonzalo Molteni desde la Cámara Argentina de Comercio (CAC).

Los más chicos, alejados del nuevo título

En cuanto a lo que ocurre con los locales más chicos, el arribo de esta cuasimoneda aún no está en el radar de sus dueños.

Las complicaciones que muchos encuentran para enfrentar la suba de costos, la caída en ventas y los problemas en la cadena de pagos son, hoy día, su principal preocupación.

La cantidad de locales vacíos que forman parte de la escenografía porteña y del interior del país son de por sí una muestra de lo difícil que está la situación.

De acuerdo con Lourenzo, secretario de la CAME, "muchos de los negocios que están cerrando son aquellos que tenían firmado un contrato cuando el consumo empujaba más fuerte y ahora no pueden afrontar los gastos de estructura".

En este contexto, los dueños de comercios -preocupados por el día a día- no muestran demasiado interés en interiorizarse en la operatoria y tampoco saben bien qué responder si alguien se presenta a su negocio con Cedines en mano.

No obstante, Castillo remarca que el accionar del Gobierno para imponerlos como moneda de pago podría flexibilizar esta reticencia.

Como lo indica el experto, "a la larga, este certificado podría ser aceptado por varios negocios, si observan que hay gente que se acerca a comprar con estos certificados".

Inclusive, arriesga el ejecutivo de CAME, "es posible que su uso se termine extendiendo al rubro automotor".

Por ahora hay que esperar a que esto suceda. El éxito de esta cuasimoneda mucho dependerá de cuántos particulares se acerquen a un negocio con estos títulos en mano.

Al fin y al cabo, la caja apremia y los comerciantes no pueden darse el lujo de andar perdiendo ventas.

Temas relacionados
Lo más leído
Más sobre Marketing