Tenedores de bonos Par están listos para acelerar en caso de default

Tenedores de bonos Par están listos para acelerar en caso de default
Los acreedores de un 25% del monto total pueden acelerar la serie por resolución escrita y demandar el pago inmediato de la totalidad de la deuda
Por iProfesional
29.07.2014 12.08hs Finanzas

En caso de que el gobierno argentino no llegue a un acuerdo con los holdouts tras la reunión que mantendrán los funcionarios con el medidador Daniel Pollack, el país entrará en default. Un escenario del que intentarán beneficiarse los tenedores de bonos reestructurados, en especial aquellos que tienen en su poder títulos Par.

Según se supo en estos días, diversos fondos de inversión están esperando que el país entre en cesación de pagos para pedir la aceleración de estos bonos, ya que su precio en dólares los hace más atractivos para llevar a cabo esta operación. “Hay muchos distressed funds que están comprando estos activos. Sabemos que hay inversores que se están preparando para acelerarlos”, comentó un especialista que pertenece a un fondo de inversión extranjero.

Los bonos argentinos establecen que ante un evento de default, los tenedores de un 25% del monto total pueden acelerar la serie por resolución escrita y demandar el pago inmediato de la totalidad de la deuda. Para que esto suceda, es necesario que se dispare la cláusula de cross default - cuando la falta de pago de deuda externa supera los u$s 30 millones, la cual dispara un evento de default en todos los bonos con legislación extranjera. Así, la deuda total en default bajo ley extranjera sumaría unos u$s 30.000 millones, de la cual los Par contabilizarían unos u$s 14.000 millones.

Bajo esta estrategia, los acreedores obtendrían el valor del capital del bono más el interés corrido, una suma que rondaría los u$s 102 por título.

Teniendo en cuenta que los bonos Par cerraron ayer en u$s 52,12, la ganancia que obtendrían los fondos en caso de ser pagados es muy atractiva, lo que explicaría el motivo por el cual estos títulos mantienen su precio a pesar que los Discounts siguen cayendo.

Luego de que la Corte Suprema rechazó el caso argentino el 16 de junio, los Par se hundieron 8,89% pero recuperaron casi todo lo perdido sólo dos días después (un 8,29%). Con un valor de u$s 44 en aquel entonces, comenzaron a subir desde el 18 de junio para ubicarse en un precio estable en torno a los u$s 50.“Los tenedores de Par son los que más tienen para ganar. De hecho hemos tenidos clientes buscando series específicas de éstos bonos con esa idea. Buscan comprar porcentajes importantes de una serie para poder estar en control. Si el Gobierno entra en default aceleran, si no, los bonos suben por menores tasas"”, indicó Jorge Piedrahita, máximo responsable ejecutivo en Torino Capital, con sede en Nueva York.

Para un analistas de un banco de inversión, "los inversores tienen incentivos en acelerar los bonos Par, aunque existen riesgos. Uno de ellos es que no pueden saber cuál será la quita que imponga el Gobierno a la hora de pagar".

Cabe aclarar que bajo un escenario de de cross default también estarían disponibles para acelerar los bonos Discount, pero en el mercado creen que este evento es muy poco probable, ya que el precio actual del bono ronda los u$s 84, por lo que las ganancias por aceleración en este caso serían mínimas e incluso los bonistas podrían incurrir en pérdidas. En rigor, otro bono que podría acelerarse es el Global 17.

Una vez que se produjo el evento de impago, los tenedores de al menos el 10% del monto de capital total en circulación de cualquier serie pueden pedir al Bank of New York que convoque una reunión de los tenedores de dichos títulos mediante la presentación de una solicitud por escrito, al menos 30 días y no más de 60 días antes de la reunión.

Sin embargo, en caso de aplicarse la claúsula de cross default el Gobierno tiene la posibilidad de evitar la aceleración dentro de los 60 días, es decir, hasta el 26 de septiembre. De esta manera, la Argentina puede llevar a cabo un proceso de negociación y así subsanar el evento de impago en forma automática.

Según El Cronista, remediar el impago implicaría que el país pueda cumplir con el pago del cupón de los bonos y que el Bank of New York esté autorizado a distribuír el dinero, además de pagar una cantidad adicional correspondiente a los intereses de los cupones vencidos, a una tasa de interés especificada en los títulos, además de algunos honorarios y retribuciones a la entidad financiera

Después de transcurridos los 60 días de cross default, el evento de incumplimiento sería remediado con el voto de al menos el 50% de los tenedores del capital total de la serie, que deberán renunciar o anular la aceleración.

Temas relacionados
Finanzas en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído