NUEVO DISEÑO
NUEVO DISEÑO

Legales

El ex dueño del Grupo 23, Tiempo Argentino y Radio América fue extraditado de Estados Unidos y ya está detenido en Argentina

Ex dueño de Tiempo Argentino fue extraditado de EE.UU. y ya está detenido en Argentina

Es en la causa conocida como "la mafia de los contenedores" donde se acusa a Martínez Rojas de lavado de dinero. Fue trasladado con custodia de alto riesgo

15.06.2018 09.00hs Legales

El empresario Juan Mariano Martí­nez Rojas fue deportado desde los Estados Unidos y llego a nuestro paí­s este viernes a las 5:30.

Fue detenido por las autoridades migratorias norteamericanas el 26 de enero del corriente año, en el estado de Florida. Y luego del procedimiento migratorio respectivo, las autoridades de los Estados Unidos resolvieron expulsarlo a la República Argentina.

Al llegar al paí­s, quedó detenido e incomunicado en el marco de la causa 988 por lavado de dinero que se instruye en el juzgado en lo Penal Económico número 8 del Gustavo Meirovich, secretarí­a 16 de la doctora Stodart.

Fue trasladado con custodia de alto riesgo. La orden fue en el marco de la megacausa que investiga el presunto lavado de dinero realizado a través de 56 empresas "fantasma", por las que se fugaban divisas al exterior.

A Martí­nez Rojas se lo relaciona por su vinculación con la denominada "Mafia de los contenedores", en el marco de la cual también resultaron involucradas numerosas personas entre las que se destacan el ciudadano coreano conocido como "Mister Korea" y el cuñado de Julio De Vido, Claudio "el Mono" Minnicelli.

Se le atribuye participar en complejas maniobras de lavado de activos a través de la presentación de Declaraciones Juradas Anticipadas de Importaciones (DJAI) por una suma superior a los $200 millones. Dichas maniobras le permití­an obtener dólares durante el cepo cambiario y sacarlos del paí­s.

Además, Martí­nez Rojas intentó participar del negocio de los medios de comunicación en 2016, tras aparecer como el empresario que le habí­a el comprado los medios de Sergio Spolsky y Matí­as Garfunkel.

Te puede interesar