NUEVO DISEÑO
NUEVO DISEÑO

Negocios

Carrefour reorienta el foco de su negocio en la Argentina

Carrefour reorienta el foco de su negocio en la Argentina

La cadena de supermercados francesa pone en marcha una estrategia de precios bajos que le da protagonismo a los productos de marca propia 

20.07.2018 18.21hs Negocios

La cadena de supermercados Carrefour atraviesa una crisis estructural y sigue los pasos de un Programa Preventivo de Crisis (PPC) con el ministerio de Trabajo. Mientras tanto, busca alternativas para potenciar su negocio en el paí­s.

El procedimiento de reestructuración de la cadena ya derivó en el cierre de ocho sucursales: el de un hipermercado en la localidad de Quilmes y de siete locales más pequeños de formato "market".

No obstante, la firma que preside el francés Rami Baitieh, mantiene 590 sucursales en todo el paí­s. "No está previsto que haya más cierres en el mediano plazo", aseguran fuentes supermercadistas, según recoge Webretail.

Desde la nueva gestión, el lema es "reorientar el foco del negocio", comentó la misma fuente. Por eso, hoy la cadena trabajando fuerte en el tema precios, por ejemplo. En este sentido, una de las acciones es potenciar los productos de marca propia de la cadena que ya pesan el 10% en el total de las ventas. Son unos 1.500 productos, cuyas ventas están creciendo como alternativa para no perder consumo de los clientes, al compás de una inflación del 29,5%, según datos oficiales.

En casi todas las cadenas de supermercados, aseguran que "es muy difí­cil romper con el sistema de promociones", los anabólicos que vienen alimentando las ventas de todo el retail, en los últimos años. Sin embargo, la apuesta de Carrefour pasa por ofrecer los precios "más bajos posibles", en función de fuertes negociaciones con los proveedores. 

Uno de los ejemplos más evidentes, es la carne, que hasta hace pocos meses tení­a un diferencial de precios importante (y desfavorable) con respecto de las carnicerí­as tradicionales, detalla Webretail.

Por eso, en la cadena francesa, una de las movidas fue envasar la carne que proviene de cuatro frigorí­ficos distintos, en las tradicionales bandejas amarillas (marca propia) y diferenciarlas de los productos envasados bajo la marca "Etiqueta Negra". Todo, en función de sostener un consumo que "sigue en baja" y que "recién podrí­a repuntar en el último trimestre del año", según esperan los analistas.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Te puede interesar
Zoom Recomendadas