Más artículos

Aumentar las ventas

A pesar de los mejores resultados, el futuro de Tesla aún despierta interrogantes

A pesar de los mejores resultados, el futuro de Tesla aún despierta interrogantes
El fabricante de autos creció en el tercer trimestre. A pesar de esto, los planes a largo plazo de Elon Musk todavía generan dudas entre los accionistas
02.11.2018 16.04hs Negocios

Después de tres meses complicados, los resultados del tercer trimestre de Tesla, mejores de lo esperado, dieron un poco de aire tanto a la compañía como a su CEO, Elon Musk.

En este período, la empresa vendió 56.065 unidades del Model 3, lo que lo convierte en uno de los automóviles de pasajeros más vendidos en EE.UU. Además de ser uno de los más caros. Estas ventas tuvieron influencia en el aumento de sus ingresos, lo que le permitió generar ganancias trimestrales y flujos de efectivo positivos.

Esa suba también se debe a que limitó gastos, aunque eso puede ser difícil de sostener en vista de sus planes de rápida expansión. A pesar de esta alza, aún no quedan todas las preguntas contestadas en la compañía.

Jeffrey Osborne, de la firma de servicios financieros Cowen, en una nota en The New York Times, dijo que los compradores en promedio pagaron u$s58.800 por el coche en el tercer trimestre. El precio era alto porque Tesla es el primero en vender el auto con características premium. Desafortunadamente para la empresa, la demanda de sedanes se está hundiendo, lo que podría socavar uno de los argumentos de Musk sobre por qué existe un gran mercado para el Model 3.

Por su parte, Musk afirma que su auto compite bien contra la Serie 3 de BMW. Pero las ventas de ese modelo han sufrido a medida que los consumidores van por vehículos más grandes. Tesla puede terminar luchando por una parte de un mercado en caída.

Tesla vende una versión de u$s46.000 de su auto con una batería que ofrece una autonomía de 260 millas (418 km) por carga, en lugar de las 310 (casi 500 km) que permite el modelo más caro. También planea lanzar un Modelo 3 a u$s35.000 el año próximo. Pero aquí está el problema: el costo de fabricar el auto aún supera los u$s35.000.

Musk ha dicho que la meta era reducir la cifra a u$s30.000 o menos. Hsta el momento, logró controlar los gastos en el tercer trimestre y, cuanto más largas sean sus líneas de producción, más costos podrán eliminarse. Pero no siempre es fácil lograr grandes ahorros por eficiencia. Si Tesla se esfuerza por producir un Model 3 de u$s35.000, su estrategia de ampliar su base de clientes estará en duda.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Te puede interesar