Reducen a 2 por ciento el arancel para autopartes

Es por aplicación del acuerdo automotor con Brasil, aún no reglamentado en la Argentina. Su implementación requiere del cumplimiento de ciertos requisitos por parte de los importadores
Por iProfesional
27.07.2004 03.00hs Actualidad

La importación de autopartes no fabricadas en el Mercosur destinadas a la producción de automotores en el paí­s deberá abonar un arancel de 2% al entrar en vigencia el Acuerdo de Complementación Económica 14 suscripto entre Brasil y la Argentina en noviembre pasado.

La medida, publicada ayer en el Boletí­n Oficial a través de la resolución 497, beneficiará a un total de veintinueve piezas provenientes de paí­ses extra-Mercosur, que a partir de ahora deberán abonar un arancel de 2% contra una tasa de entre 14 y 18% vigente con anterioridad.

La baja en la tasa forma parte del Acuerdo de Complementación alcanzado con el objetivo de "equiparar la competitividad del mercado interno". "Se trata de uno de los artí­culos contemplados en la Polí­tica Automotriz del Mercosur (PAM) y fue consensuado por la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes (AFAC) y la Asociación de Fábricas de Automotores (ADEFA) y las pares brasileñas", explicaron fuentes del sector.

"Aún no entrará en vigencia porque faltan definir cuáles serán lo requisitos que deberán cumplir los importadores para contar con ese arancel preferencial. Este punto es el más destacable, porque exigen compromisos por parte de los importadores", añadieron.

Se estima que la Argentina importa anualmente autopartes por un monto cercano a los u$s1.900 M, de acuerdo con los datos que maneja la AFAC, entidad presidida por Rodolfo Achille. Según el último informe de la asociación, el principal proveedor es Brasil con 31,8% de participación. El nuevo régimen contempla a aquellas piezas que provienen de los EE.UU. que tienen una participación de 14,5% en las importaciones locales; le siguen Alemania, con 8,1%; Japón, con 7,5%; Unión Europea, con 6,1%, y España con 5,1%, entre otros.

Las piezas destinadas a la producción de autos que se verán beneficiadas son las bombas de inyección para motores diésel, turbocompresores, block ABS, caja de velocidades automáticas, sensores para airbags y reciclador inercial para asientos, entre otros instrumentos. "Lo positivo de la medida es que son piezas que no se fabrican en el paí­s", explicaron las fuentes consultadas. La medida indica que aquella pieza que comience a fabricarse localmente se la retira de la lista beneficiada.

La autoridad de aplicación una vez reglamentada la medida será la Secretarí­a de Industria. La cartera que timonea Alberto Dumont deberá establecer las normas complementarias (compromisos de los importadores), mientras que el comité automotor creado por el acuerdo binacional será el responsable de revisar periódicamente el listado de autopartes sobre las que recae la reducción arancelaria.

Actualidad en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído