Cristina Kirchner declaró ante la Oficina Anticorrupción un patrimonio superior a los $16 millones

Cristina Kirchner declaró ante la Oficina Anticorrupción un patrimonio superior a los $16 millones
El patrimonio del ex presidente fallecido en 2010 se había dividido en un 50% para su viuda y el otro 50% para sus dos hijos, Máximo y Florencia Kirchner
Por iProfesional
20.09.2021 17.18hs Política

La vicepresidenta Cristina Kirchner informó en la declaración jurada que presentó ante la Oficina Anticorrupción (OA) un patrimonio total de 16.463.095 pesos, compuesto principalmente por la herencia recibida de Néstor Kirchner.

De la declaración presentada el 18 de septiembre y publicada en la web de la OA este lunes se desprende que el monto representa un aumento del 69% respecto de los 9.761.186 pesos que informó el año pasado, aunque si se descuenta la inflación del año el incremento real fue del 24,2%.

La mayor parte del patrimonio está compuesta por los "derechos reales en el país" (propiedad transferida a un tercero distinto al propietario) que recibió como herencia del ex presidente Néstor Kirchner, por 12.131.852 de pesos.

El patrimonio del ex presidente fallecido en 2010 se había dividido en un 50% para su viuda y el otro 50% para sus dos hijos, Máximo y Florencia Kirchner.

La vicepresidenta también declaró 441.335 pesos en bienes del hogar y no informó ningún vehículo a su nombre dado que, por su cargo, se traslada en automóviles de la flota oficial del Senado.

Por otra parte, Cristina Kirchner informó 3.679.029 pesos en dinero en efectivo depositado en dos cajas de ahorro al cierre de 2020 y un crédito por sueldos no percibidos por un total de 210.879 pesos.

La mayor parte de su patrimonio corresponde a la herencia de Néstor Kirchner

Bienes donados a sus hijos

La ex mandataria no informó propiedades ni acciones empresarias debido a que los bienes fueron donados a sus hijos en 2016 ante el avance de las causas judiciales en su contra, de las cuales algunas involucran a la empresas Hotesur, dueña del Hotel Alto Calafate, y la inmobiliaria Los Sauces.

Las empresas además están intervenidas por el Poder Judicial en el marco de investigaciones sobre presunto lavado de dinero que derivaron en el procesamiento de la vicepresidenta y que están a la espera de ser elevadas a juicio oral.

Cristina Kirchner cobraba desde 2010 la pensión vitalicia que le corresponde como viuda de un ex presidente a la que sumó en 2015, luego de dejar la Presidencia de la Nación, la que perciben los ex jefes de Estado.

Sin embargo, con el cambio de autoridades en 2016 el Ministerio de Desarrollo Social la intimó a elegir entre una y otra, tras lo cual suspendió finalmente el pago de una de esas, decisión que fue apelada judicialmente por la ex mandataria. A fines de 2019, cuando asumió como vicepresidenta, la Justicia le dio razón a su planteo y la suspensión del cobro de ambas pensiones fue dejada sin efecto.

Cuánto habría que emitir para cumplir con la carta de Cristina

Cristina Kirchner publicó una carta en la que pidió poner dinero en el bolsillo de la gente
Cristina Kirchner publicó una carta en la que pidió poner dinero en el bolsillo de la gente

El "golpe de timón en la estrategia económica" que planteó la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en la Carta que difundió el jueves pasado representaría un aumento del gasto equivalente a 1,3 punto porcentual del Producto Bruto Interno (PIB), que implicaría una emisión de "550.000 millones de pesos extra hasta fin de año".

La estimación fue presentada por la consultora Invecq en un informe en el que alertó que llevar a cabo ese propósito generaría "desorden cambiario y una aceleración inflacionaria que, partiendo de niveles del orden del 50% podrían poner a la nominalidad de la economía argentina en una senda muy peligrosa".

"El mercado tiene elementos para ser optimista y pesimista al mismo tiempo", indicó, dado que el resultado de las PASO dejó abierta "la posibilidad, ahora más certera, de la finalización de un gobierno con un fuerte sesgo anti-mercado a partir de 2023", pero la crisis dentro de la coalición gobernante plantea un "riesgo de radicalización política y económica con mayor inestabilidad macroeconómica".

La entidad dirigida por Esteban Domecq aseguró que el documento difundido por la vicepresidenta "hizo nítidos los motivos de la interna en materia económica" al poner en evidencia "el diagnóstico del ala más dura de la coalición".

Ese diagnóstico afirmó que "la elección se perdió porque el equipo económico (encabezado por Guzmán) fue muy conservador, gastó y emitió poco, se preocupó más por la consolidación de las cuentas públicas y el arreglo con el FMI que en sostener los ingresos de los trabajadores, jubilados y demás beneficiarios de transferencias estatales".

"Cristina Kirchner está pidiendo públicamente un golpe de timón en la estrategia económica que implicaría, concretamente y según nuestras proyecciones fiscales, un aumento del gasto público respecto del plan de Guzmán de aproximadamente 1,3 puntos porcentuales del PBI", indicó Invecq en el análisis que hizo.

La entidad precisó que esa inyección de recursos "equivale a unos 550.000 millones de pesos extra hasta fin de año".

La inyección de dinero
La inyección de dinero equivaldría a unos 550.000 millones de pesos hasta fin de año

"Además de que es un montón enorme de dinero, lo que vuelve más riesgosa aún a la estrategia es lo concentrado en corto tiempo que sería la inyección de recursos dado que las elecciones definitivas son en exactamente dos meses", subrayó.

Sin embargo, Ivecq destacó que el reclamo de Cristina Kirchner "no se limita exclusivamente a los meses que quedan hasta la elección definitiva, sino que en otras palabras está exigiendo una revisión completa del presupuesto 2022".

"Nuevamente la exigencia de la presidente del Senado es abandonar la disciplina fiscal y garantizar las políticas de demanda necesarias para mejorar los ingresos de los individuos", indicó. Al mismo tiempo, el trabajo advirtió que "seguramente influenciada por sus asesores económicos, lo que no se tiene en cuenta es que aumentar los ingresos nominales de las personas no implica que se incrementen en términos reales".

Por el contrario, la consultora evaluó que "es más probable que la inyección fiscal y monetaria" propuesta por la vicepresidenta "genere un desorden cambiario y una aceleración inflacionaria que, partiendo de niveles del orden del 50% podrían poner a la nominalidad de la economía argentina en una senda muy peligrosa".

Política en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído