Más artículos
Fernando Losilla: "Este año va a sorprender la concentración de los vinos"

Fernando Losilla: "Este año va a sorprender la concentración de los vinos"

Fernando Losilla: "Este año va a sorprender la concentración de los vinos"
iProfesional dialogó con el enólogo de Viña Las Perdices para conocer el balance de la cosecha 2020 y anticipar los vinos que vienen
10.04.2020 10.40hs Vinos & Bodegas

¡Seguinos en Instagram!

Para anticipar los vinos cosecha 2020 que en el corto, mediano y largo plazo podrán disfrutarse, iProfesional avanza con el ciclo "Reporte de vendimia". 

Ahora, este medio dialogó con Fernando Losilla, enólogo de Viña Las Perdices, una bodega familiar emplazada en el corazón de Agrelo, Luján de Cuyo, pero que desde hace un par de años viene explorando el potencial del Valle de Uco, de la mano de pequeños productores. 

"En cuanto a calidad es un año de condiciones perfectas, estamos logrando vinos de muy buena calidad y muy satisfechos con los caldos obtenidos. Si bien aún no termina, creemos que la vendimia 2020 se va a recordar como un muy buen año en cuanto a calidad de vinos", explica el enólogo, que igualmente recacla que si algo que se va a destacar de esta cosecha es la cantidad de uva obtenida: "Hay una merma en líneas generales de un 20% o 30% en la mayoría de las variedades. En el caso de las blancas hubo un rendimiento más acotado. Los números oficiales hablan de un 30 o 40%; nosotros estamos logrando mejores rendimientos, pero en líneas generales hay menor cantidad de uva por hectárea". 

Respecto de la calidad, Losilla hace especial hincapié en un factor decisivo: la sanidad. "Hace varios años que venimos con buenas condiciones climáticas. Este año, ha sido uno de los años más benévolos en cuanto a clima, porque hemos tenido ausencia de precipitaciones en el verano. En febrero es un mes en el que generalmente se manifiestan las lluvias más importantes y este año fue fueron bastante escasas. Esto hace que sanitariamente no hayamos tenido problema de botrytis o de otras enfermedades ligadas a las precipitaciones o a la humedad relativa". 

¿Y cómo manejaron los trabajos de agronómicos en viñedos ante este clima? Ante la consulta de iProfesional, el enólogo explicó que "los trabajos agronómicos se manejaron de forma normal. Hubo que tener más cuidado con respecto al riego para mantener la planta siempre bien hidratada y prevenir el estrés hídrico". Además, explicó con detalle técnico que también "hubo que trabajar en raleo de hojas, sobre todo de pámpanos, y estar atentos a los crecimientos por arriba de los espalderos para que no se genere un desarrollo muy importante de vegetación. Para mantener bien equilibrada la canopia, se hizo mucho 'topping', que es el corte del pámpano que sobrepasa el último alambre, para lograr las condiciones de mejor desarrollo para la planta". 

VINOS | Fernando Losilla, enólogo de Viña Las Perdices 

Los vinos que vienen 

Losilla explicó que, en el caso de las uvas tintas, "las condiciones en cuanto a calidad son impecables, influenciada por el menor rendimiento obtenido en la mayoría de las variedades tintas. Hubo un aceleramiento de todas las variedades en cuanto a la madurez, por lo tanto, estamos en presencia de un año con altos alcoholes, porque también se esperó a lograr esa exquisitez de madurez de tanino y los demás polifenoles. Los alcoholes van a sorprender, también va a sorprender la concentración de los vinos, los colores".

¿Y esto no impactó en una menor acidez natural? Tal como vienen marcando otros enólogos entrevistados por iProfesional, Losilla señaló que ocurrió todo lo contrario: "Algo que se ha destacado es que los vinos tienen buena acidez natural, bajos PHs y esto hace que los vinos sean más frescos y con colores más vivos y marcados". 

Más allá de esto, advirtió que "habrá que tener mucho cuidado con la dinámica de las fermentaciones porque la acumulación de azúcares es muy grande y estos alcoholes potenciales altos hacen que la levadura sufra para finalizar la fermentación. Lo ideal es poder lograr que los vinos queden sin azúcar para tener una estabilidad microbiológica a lo largo de su vida útil. Hay que estar muy atentos en cuanto a la nutrición y la dinámica de la fermentación para sea completa y no queden azúcares residuales en exceso para que los vinos queden bien secos. Las variedades que más nos apuraron fueron las variedades tempranas como Pinot Noir, Merlot, porque rápidamente alcanzaron un azúcar alto". 

¿Y qué vinos tintos cosecha 2020 podremos imaginar tanto para los jóvenes como para los de guarda? Frente a esta consulta, el enólogo de Viña Las Perdices afirmó que este año se pueden diferenciar los dos estilos: por un lado, fue posible cosechar de manera anticipada y lograr vinos no tan estructurados, de mucha fruta, con muy buena acidez, como un poco demanda el mercado joven.

"Estos vinos están garantizados con los primeros que ingresaron a la bodega y con las variedades más tempranas o manejados para ese fin", señaló. 

En paralelo, destacó que "vamos a tener muy buenas condiciones para vinos de guarda, porque la concentración azucarina, esperando la maduración polifónica, ha permitido elaborar vinos muy concentrados, con mucha estructura, con gran cantidad de taninos. Estos vinos van a ser muy aptos para la guarda. En el primer momento, esa concentración de taninos puede hacer que los vinos sean duros, lo que obligue a la guarda para que tengan un equilibrio bien logrado y puedan ser capaces de soportar el paso del tiempo. Por lo tanto, estos vinos de alto alcohol, alta concentración, con buena extracción y demás serán pensados para este fin". 

A la hora de enumerar las variedades de vinos cosecha 2020 más se destacarán, no dudó: "La mayoría de las variedades tintas han andado muy bien, ha sido un año muy benévolo. Como siempre, el Malbec no deja de sorprender, este año ha dado condiciones muy interesantes, de un equilibrio de fruta madura con fruta fresca, buena acidez, buen pH, alta concentración, con alcoholes un poco más marcados". 

"También ha sido un muy buen año para los Cabernet, tanto Sauvignon como Franc; se están dando muy bien, prometen mucho para este año. El Petit Verdot y el Tannat se han mostrado con descriptores típicos, pero muy bien marcados. Estamos extremadamente conformes con la mayoría de las tintas, pero éstas que nombro se han destacado un poco más", afirmó. 

Respecto de las variedades blancas, Losilla sostuvo que "nos obligaron a anticipar la vendimia porque vimos que el ritmo de maduración fue mayor a otros años. Esto hizo que anticipáramos la cosecha de las mismas, sobre todo las blancas destinadas a base de espumantes. Las condiciones fueron excelentes, están sumamente frutadas, con muy buena acidez dado que se anticipó la cosecha. Hubo que estar atentos para para que los alcoholes no quedaran demasiado altos, por lo tanto, en líneas generales fue muy buen año para las blancas". 

"En variedades blancas, en líneas generales se destacaron Chardonnay, Sauvignon Blanc y Albariño; también sorprendió la calidad del Viognier este año. Estamos muy conformes con la mayoría de las blancas, por no decir todas", resumió. 

¡Contactanos! [email protected]iProfesional.com

Lo más leído
Más sobre Vinos & Bodegas