iProfesional

Trabajó en grandes bancos pero se cansó y ahora triunfa con una cadena de pastelerías gluten free

Luego de trabajar 10 años en finanzas, dio el volantazo y creó una panadería gluten free que hoy ya tiene cuatro sucursales y planea expandirse al mundo
Por Rocío Bravo
10/07/2022 - 08:05hs
Trabajó en grandes bancos pero se cansó y ahora triunfa con una cadena de pastelerías gluten free

Andrea Zelkowicz trabajó durante diez años en áreas de mercados de capitales y finanzas en el Citibank, el Banco Hipotecario y en el Grupo Clarín. Luego, hizo lo propio en el Grupo IRSA en Consultores Asset Management, donde tuvo a cargo la relación con inversores y fue portfolio manager. "En ese recorrido manejé un fondo de venture capital y comencé a tener mucho vínculo con emprendedores y la economía real y me gustó mucho", cuenta a iProfesional. Y agrega: "Me fui en 2011 a una agencia de comunicación donde estuve cinco años como CFO y hubo un momento en que quise hacer un cambio".

Al principio, dice, "busqué que esté relacionado al mundo del triple impacto y, por eso, soy socia de un proyecto sustentable de triple impacto: DARAVI. También que pueda asesorar Pymes en desarrollo, crecimiento y gestión del negocio, y así me encontré con mi actual socio Paulo Barberis, socio fundador de Adorado Bar. Con él trabajamos juntos en el crecimiento del modelo de franquicias Adorado y luego comenzó la idea de lo que es hoy La Unión".

Hubo un momento de la vida de Andrea que necesitó tener algo propio. "Generarlo desde el momento cero de un proyecto, ya no me alcanzaba con sumarme y hacer crecer una empresa". En aquel entonces no tenía tan en claro qué sería ese "algo", pero muchos años de trabajo en el venture capital la acercaron al mundo de los emprendedores. "Siempre me encantó cocinar y particularmente la repostería como hobbie, así que me arriesgué y aposté por el mundo de la panadería y pastelería gluten free", cuenta.

ccc
Andrea sintió que quería tener un emprendimiento propio

El premio al esfuerzo

Lo que más disfruta de esta nueva ocupación es ver el enorme potencial de crecimiento de un emprendimiento que pensaron, junto a su socio desde cero. "Es muy gratificante ver que después de tanto esfuerzo, las personas aceptan y disfrutan de la marca y los productos que desarrollamos", expresa.

Sin embargo, según Zelkowicz, si bien es muy satisfactorio crear una marca, productos, dar trabajo y hacerlo crecer, también es muy desafiante el mercado, la tendencia, estar atentos a todo lo que pasa, la comunicación, la atención al cliente. "También es desafiante hacer el día a día del management de un negocio para que sea rentable, que no es fácil y más aún en este contexto complejo a nivel macroeconómico, pero es lo que más me divierte", agrega.

Tanto ella como su socio están muy conformes con cómo se manejamos desde el principio. "Fue clave estar presentes para la empresa desde el primer momento, sobre todo en un negocio gastronómico donde hay que tener una mirada 360", destaca. "De todas formas, es cierto que muchas veces puede ser cansador porque a diferencia de ser empleado de una empresa, cuando uno tiene su propio emprendimiento es imposible desconectar del todo".

En el local que abrió Andrea se pueden consumir productos gluten free
En el local que abrió Andrea se pueden consumir productos gluten free

Un mercado con mucho potencial

Al venir del mundo de las finanzas y las inversiones, esta emprendedora tiene ejercitada la práctica de realizar análisis e informes de empresas, gestionar, medir y controlar las variables. "Eso me fue muy útil a la hora de analizar la creciente demanda de productos sin gluten y poder saber qué tanto espacio había para nosotros en el mercado", asegura. "Pude identificar que no solo había una demanda insatisfecha en Argentina, sino en toda América Latina y eso fue una gran motivación para seguir por este camino".

La Unión Gluten Free cuenta hoy con cuatro sucursales: Recoleta, Palermo Nuevo, La Imprenta y Palermo Hollywood. A eso se le suma un centro de producción en Colegiales. En menos de seis meses pasó de tener un solo local con su cocina atrás a cuatro sucursales en Capital Federal, el centro de producción nuevo, una franquicia en Devoto que tiene fecha de apertura para julio y 20 pedidos de franquicia más en lista de espera.

Y esta expansión mucho tiene que ver con el auge que el deseo de una buena alimentación viene teniendo. "Entendemos que la alimentación saludable en general y los productos gluten free como parte de esa tendencia están creciendo en popularidad y es por eso que las opciones cada vez son más en cantidad y en diversidad", analiza la ejecutiva. "Nos enorgullece ser parte de esta evolución y ser líderes de este rubro que aún es pequeño, pero que está en constante crecimiento".

La unión gluten free ya tiene varios locales
La unión gluten free ya tiene varios locales

Cuál es la mejor estrategia para crecer

"La innovación es fundamental en este rubro y fue clave para nuestro negocio desde un comienzo cuando decidimos sumergirnos en un sector como es el de los productos gluten free que aún no tenía tanta presencia en el mercado", plantea Andrea.

"El gran acierto para diferenciarnos es que todas las materias primas son de alta calidad y la premezcla sin gluten la hacemos nosotros. Eso es algo que aprendimos en Francia e Italia adonde fuimos a capacitarnos y hace que sea diferente al resto de la oferta en el mercado. Además, el desarrollo del producto lo hicimos con un cocinero muy bueno que no se dedica particularmente al mundo sin gluten, así que la vara era más alta respecto a lo que teníamos que lograr con nuestros productos en comparación con los del mercado".

Actualmente, La Unión tiene entre 15 y 20 pedidos de franquicia en lista de espera, pero el foco ahora está puesto en un crecimiento sustentable. "Esta primera etapa fue un aluvión y ahora queremos seguir con el crecimiento, pero garantizando que sea sostenible", detalla.

El producto
Actualmente, hay entre 15 y 20 pedidos de franquicia de La unión en espera 

De cara a futuro, "tenemos proyectado para el año 2023 comenzar a salir un poco de CABA, donde hoy se encuentran nuestras tres sucursales y una cuarta por abrirse en los próximos meses. Ese es el gran desafío: ir a Gran Buenos Aires, a otras provincias de Argentina y después por la región y el mundo. Para eso tenemos que armar otro centro de producción para poder proveer a este crecimiento, profesionalizar el equipo de trabajo, y aplicar el know how que tenemos y que es distinto para generar más producción y más productividad".

Por último, "otra cosa que nos gustaría es expandir la línea vegana, que tenemos algunos productos, pero nos gustaría que fuese una línea más extensa. Así también como quisiéramos sumar otras líneas de productos: una sin azúcar y una sin lácteos. Son todas tendencias en alimentos que se observan y que tienen un gran crecimiento actualmente", concluye.