El adiós de Roger Federer al tenis en la Laver Cup: los números de una carrera brillante dentro y fuera de la cancha

Su última vez en un court será en la Laver Cup, el torneo de exhibición que se juega en Londres y en el que competirá solo en dobles junto a Rafael Nadal
Por iProfesional
23/09/2022 - 14,10hs
El adiós de Roger Federer al tenis en la Laver Cup: los números de una carrera brillante dentro y fuera de la cancha

El suizo Roger Federer, considerado por su estilo y logros como el mejor tenista de todos los tiempos, le pondrá fin a su brillante carrera, en la que conquistó 20 Grand Slams y marcó un récord al permanecer como 1 del mundo del tenis durante 237 semanas consecutivas.

Su última vez en un court será en la Laver Cup, el torneo de exhibición que se juega en Londres y en el que competirá solo en dobles y con un compañero de lujo: el múltiple campeón español Rafael Nadal.

El furor por verlo es total. Los aficionados pagan en la reventa entre 25.000 y 50.000 euros por una entrada para asistir al evento.

El torneo es organizado por TEAM8, la agencia de representación que el propio Federer lidera junto a su agente de toda la vida, Tony Godsick, y enfrenta a los mejores jugadores de Europa con los del Resto del mundo.

Roger Federer: una carrera brillante dentro del Tenis  

Desde su llegada al circuito en 1998, Federer despertó un aura especial. Un talento innato con el que vislumbraba a propios y a extraños del deporte de las raquetas. Y su juego y competitividad lo llevaron a la cima. A ser el Nº 1 del mundo durante 310 semanas (el segundo tenista con más tiempo en esa posición, después de Novak Djokovic) y a terminar cinco años en esa posición (2004, 2005, 2006, 2007 y 2009). El dato más destacado es que se mantuvo durante 237 semanas seguidas en la cima, lo que equivale a cuatro años y medio, hecho que hasta el momento nadie pudo igualar.

Desde 2003 hasta 2021, el suizo fue elegido el jugador favorito de los aficionados. Cada vez que se abría la votación de la ATP, terminaba obteniendo esa distinción. Más allá de que jugara un torneo, cero o ganara varios títulos en un mismo año, Federer despertaba un carisma especial para los hinchas que hacían lo imposible por ir a verlo en el lugar que jugara. De hecho, hasta el partido entre Serena Williams y Ajla Tomljanovic, que marcó el final de la carrera de la tenista estadounidense, la final de Wimbledon 2012 entre el helvético y Andy Murray había sido la más vista en la historia, según datos de la cadena ESPN. 

s
Su última función será en la próxima Copa Laver, que comenzará el viernes 23 de septiembre

El segundo máximo campeón de la historia

Federer se quedó con las ganas de alcanzar los 109 de Jimmy Connors. Sin embargo, es el segundo tenista con más títulos de singles: conquistó 103, aunque los últimos los alzó en 2019. Desde su primer trofeo ganado en 2001 hasta 2019, cuando terminó su paso triunfante por el circuito, solo en 2016 no logró obtener un campeonato, situación que se debió a una lesión también en la rodilla que lo había marginado por ese entonces más de seis meses de las canchas. Además, disputó otras 54 finales.

Dos decenas de Grand Slams

Más allá de que continúa el debate por el GOAT (el mejor de todos los tiempos) del cual formó parte en su momento, Federer ya no podrá seguir luchando por ser el jugador con más Grand Slams ganados (Novak Djokovic tiene 21 y Rafael Nadal, 22). Sin embargo, fue el primero en superar los 14 de Pete Sampras (algo que parecía imposible en un momento) y llegó a un total de 20 éxitos en torneos majors. La distribución se dio con seis títulos en Australia, uno en Roland Garros, ocho en Wimbledon y cinco en el US Open. Justamente, en el Abierto de los Estados Unidos tuvo una racha ganadora desde 2004 a 2008 de forma consecutiva y fue cortada por Juan Martín del Potro en 2009.

Además, es el único en haber logrado cinco consagraciones al hilo en dos Slams diferentes (Wimbledon, desde 2003 a 2007 y el mencionado período en Flushing Meadows). Ni hablar que cerró su carrera con 369 victorias en esta clase de eventos, una marca hasta ahora difícil de igualar para sus perseguidores.

Más finales de Grand Slams jugadas

A pesar de no haber podido terminar arriba en la lista de títulos, por el momento iguala con el serbio la máxima cantidad de finales de Grand Slams disputadas con 31 (20 ganadas y 11 perdidas). Rafa, por su parte, jugó 29 con una altísima efectividad.

Nadie ganó más ATP Finals que él

El ATP Finals era uno de los torneos preferidos de Federer. Después de su paso por el ATP 500 de Basilea, donde arrasaba casi todos los años, el suizo viajaba a Londres o Shanghai para disputar el certamen que reunía a los ocho mejores de la temporada. Y allí se lucía, dado que se coronó en seis oportunidades, una más que Djokovic, Sampras e Ivan Lendl. Nadal, por ejemplo, nunca lo pudo ganar. Asimismo, es el máximo participante de la historia del torneo con 15 y el que más triunfos obtuvo (55).

Máximas rachas de triunfos en la Era Abierta

Si bien el récord general lo tiene Guillermo Vilas con las 46 victorias seguidas, Roger la rompió en una misma superficie: entre 2005 y 2006 ganó 56 partidos al hilo en canchas duras, mientra que en césped metió 65 triunfos consecutivos entre 2003 y 2008, cuando cayó en la histórica final de Wimbledon.

s
Roger Federer se transformó en un referente dentro y fuera de las canchas de tenis

Una fortuna dentro y fuera de la cancha

La cifra oficial de la ATP marca que Federer embolsó más de 130 millones de dólares a lo largo de su carrera. Sin embargo, la fortuna que amasó fue mucho más grande, dado que siempre se destacó por el dinero generado fuera de los límites de la cancha. Al tener tan buena reputación, las marcas se desviven aún por él. Tanto es así que en el último tiempo Uniqlo le pagó unos 30 millones de dólares anuales para ser la imagen insignia de sus prendas deportivas. Ni hablar de sus inversiones (la marca de zapatillas ON, que se disparó en las acciones desde su llegada), sus convenios con Rolex, Nike en su momento, el Banco Suizo y demás. Según la revista Forbes, este año Roger sumó 90 millones a sus cuentas, y eso que no compitió. Para finales del año pasado, según esta publicación especializada la fortuna del suizo era cercana a los 1.100 millones de dólares.

Temas relacionados