Por culpa del cepo al dólar, Argentina está a pocos días de quedarse sin alimento para mascotas

Las empresas de nutrición animal alertaron que no pueden importar ingredientes básicos y que solo les queda en stock alimento para 15 o 20 días
Por Juan Franco Mesquida
11/11/2022 - 15,21hs
Por culpa del cepo al dólar, Argentina está a pocos días de quedarse sin alimento para mascotas

A mediados de octubre, el Gobierno Nacional reglamentó el nuevo Sistema de Importaciones de la República Argentina (SIRA), que busca fortalecer las acciones de control sobre las operaciones de comercio exterior. Sin embargo, a menos de un mes de su implementación, varias industrias que intentan importar están registrando serios problemas.

Uno de esos sectores es el de la nutrición animal, que reúne a las industrias que producen alimento para las mascotas, así como también para animales de producción como pollos, cerdos y ganado bovino en general.

Según indican desde el sector, "la situación es crítica" a causa de las restricciones para la autorización de Licencias Automáticas de importación, Licencias No automáticas de Importación y el giro de divisas al exterior que las empresas argentinas hacen a sus proveedores.

Es decir, con el nuevo sistema las empresas del sector no pueden aprobar las compras en el exterior ni pagarlas, con lo cual acusan "quiebres de stocks" y una pronta paralización de las fábricas si el problema no se resuelve rápido.

Según las estimaciones que dieron a conocer, tienen stock de alimento para 15 a 20 días promedio y en el mercado comenzará a repercutir en los próximos 30 días, porque se va a frenar la producción, la comercialización y la exportación.

Si este panorama se hace realidad, la Argentina podría vivir un desabastecimiento de alimento balanceado para mascotas como perros y gatos, pero también fuertes subas de los precios al reducirse la oferta.

Varias industrias que intentan importar están registrando serios problemas

Cabe destacar además que alimentos de consumo humano como lo son la leche, huevos, quesos y carne vacuna, porcina o de pollo, también dependen en mayor o menor medida de los suplementos que fabrican estas empresas, con lo cual el aumento de los precios podría darse también en la carnicería o góndola de los comercios.

Por falta de abastecimiento, empresarios reclaman solución

Con motivo de esta grave situación, cinco cámaras argentinas involucradas le enviaron una carta al Secretario de Comercio de la Nación, Matías Tombolini, reclamando una pronta solución y advirtiendo las consecuencias que se pueden generar en el mercado interno con el precio y disponibilidad de alimentos básicos.

En dicha carta, las cámaras explican que "importan micro ingredientes como vitaminas, minerales y aminoácidos imprescindibles en las dietas de los animales", al tiempo que agregaron que "todos esos insumos son de origen importado porque no se producen en el país".

Pero además de generarse una faltante o fuerte aumento del costo de producción de proteína animal, las cámaras aseguran que también se pone en jaque la salud de otras especies, caso mascotas que consumen alimentos especiales.

"Hay especies que no cuentan con alternativas de nutrición que provee el sector, en términos de salud intestinal y de tratamientos médicos. Si se suspende el abastecimiento de estos micro ingredientes implicará mayores tasas de mortandad y riesgo de enfermedades", detallaron.

Cabe mencionar que el sector de nutrición animal importa materias primas por un valor de aproximadamente 250 millones de dólares al año, pero que a su vez genera un ingreso de divisas de casi 4500 millones de dólares al año por exportaciones.

Con motivo de esta grave situación, cinco cámaras involucradas le enviaron una carta a Matías Tombolini

O sea, la balanza comercial del sector es superavitaria en 4.250 millones de dólares al año, siendo uno de los sectores más dinámicos de la economía argentina.

Tres semanas sin importar: pedidos de empresarios al Gobierno 

El presidente de la Cámara Argentina de Empresas de Nutrición Animal (CAENA), Juan Pablo Ravazzano, conversó con iProfesional y explicó que "desde hace tres semanas no podemos importar y ya entramos en un período crítico".

"Un alimento balanceado tiene entre 40 y 70 microingredientes que son vitaminas, minerales y otros aditivos. Desde el nuevo sistema prácticamente no podemos comprar ninguno. Pero lo grave de todo esto es que estamos hablando de comida, no de bienes de lujo", indicó.

Este miércoles el subsecretario de Comercio de la Nación, Germán Cervantes, recibió al titular de CAENA, el cual llevó a la reunión tres pedidos concretos. En primer lugar, y con urgencia, que les liberen diez contenedores de materia prima que actualmente "están parados en los puertos, pagando estacionamiento y encareciendo los costos sin sentido".

"En segundo lugar, que se aprueben todos los pedidos que hicimos en estos 20 días y, por último, vamos a reclamar que todas estas compras sean de licencia automática porque se trata de materias primas que no se producen en el país", finalizó

Tras la reunión, Ravazzano detalló que "no nos fuimos con una solución, pero sí con el compromiso de que van a analizar cada una de las situaciones. Quedamos en enviar una información que nos pidieron y calculo que en los próximos días vamos a tener novedades. Soy optimista porque el subsecretario está en el tema y eso siempre es positivo, pero la situacón no da para más".

Las agrupaciones que le enviaron la carta al secretario Tombolini son la Cámara Argentina de Productores Avícolas (CAPIA), Cámara Argentina de Feedlot (CAF), Federación Porcina Argentina (FPA), Centro de Empresas Procesadoras Avícolas (CEPA) y la Cámara Argentina de Empresas de Nutrición Animal (CAENA).

Temas relacionados