Más artículos
Surge un tapado en Economía: cuál es su plan para reactivar el consumo a corto plazo

Surge un tapado en Economía: cuál es su plan para reactivar el consumo a corto plazo

Surge un tapado en Economía: cuál es su plan para reactivar el consumo a corto plazo
Guillermo Nielsen, especialista en el tema deuda, aparecía como el principal candidato a ocupar el cargo, pero habría sido corrido por ser "pro mercado"
Por iProfesional
23.11.2019 11.19hs Economía

Cristina Kirchner le habría sugerido a Alberto Fernández que convenza a Roberto Lavagna para que ocupe el Ministerio de Economía a partir del 10 de diciembre pero el presidente electo no habría obtenido una respuesta positiva.

Es que, de acuerdo al diario Clarín, Lavagna pidió hacerse cargo del manejo de la totalidad del área económica basándose en un argumento: "No quiero ser el ministro que consigue los fondos para que otros lo gasten en promoción industrial o subsidios de tarifas".

Alberto Fernández optaría por un esquema diferente, a menos que finalmente termine siendo Lavagna el ministro.

Guillermo Nielsen, especialista en el tema deuda, aparecía como el economista con más chances de ocupar la jefatura del Palacio de Hacienda en un supuesto esquema en el que Matías Kulfas (junto con Cecilia Todesca y Mercedes Marcó del Pont forman parte del el grupo más allegado al presidente electo) sería ministro de Producción y, tal vez, manteniendo al área de energía bajo su control.

Ese posible esquema se completaría con Marcó del Pont, ex presidenta del Banco Central, en la AFIP y con Miguel Pesce, ex vicepresidente, en la jefatura del Central.

Frente a ese supuesto reparto de cargos, y en el entendimiento de que algunos sectores kirchneristas consideran que Nielsen es "demasiado pro mercado", surgió la versión sobre la aparición de un "tapado" que sería Martín Guzmán, un profesor de la Universidad de Columbia de Nueva York y que fue coautor de un libro con el Nobel de Economía , Joseph Stiglitz.

Su nombre cobró relevancia para ocupar algún cargo destacado en el futuro gabinete económico y, por tanto, resulta de interés destacar parte del pensamiento de Guzmán sobre lo que debería hacer el futuro gobierno.

Entre sus pensamientos sobre la economía argentina figuran los siguientes:

-"El problema central que enfrenta el país es la deuda. Si no lo resuelve, no habrá forma de implementar un programa macroeconómico que le permita recuperarse.

-"Es imperioso reperfilar los vencimientos. No sólo debe incluirse el capital sino también los intereses. Argentina necesita una negociación bastante más elaborada y compleja que la de otros países".

-"Hay que ir a un superávit fiscal primario, porque esa es la condición para estabilizar la deuda".

-"Desde 1970 más de la mitad de los experimentos de reestructuración y reperfilamiento con el sector privado fueron seguidos por otra reestructuración o default en el lapso de cinco años".

-"Hay tres elementos clave en ese proceso de negociación: un programa macroeconómico, un reperfilamiento que establecerá qué espacio tendrá Argentina para sus políticas públicas a futuro y la renegociación del programa con el FMI. Estas tres cosas tienen que ocurrir juntas pero la brújula es el programa macroeconómico".

Hay indicios de que gana espacio el "plan verano" de dólar quieto en torno de $ 60, con mejoras para las jubilaciones mínimas y los beneficiarios de la Asignación por Hijo, apostando a que el comienzo de las vacaciones aliente alguna recuperación del consumo.

A eso se sumaría un aumento de suma fija para los asalariados, que repetiría el esquema de inicio de la gestión de Néstor Kirchner.

Si bien reprogramar la deuda aparece como prioridad absoluta en materia financiera (entre enero y mayo hay vencimientos por u$s22.000 millones), los expertos, entre ellos Guzmán, coinciden en que para que esa reprogramación sea exitosa debe estar apoyada en un plan macro sustentable.

En el mundo de los economistas no se vislumbra un plan de esas características que, entre otras cosas, requeriría un número importante de profesionales (no menos de 20) trabajando en conjunto.

La incertidumbre sobre nombres y cargos irá cediendo en los próximos días y de ahí en más los mercados, que tanto en bonos como en acciones empezaron a mostrar una leve mejora, buscarán adelantarse a la nueva realidad que se proyecta de corto plazo pero muy orientada por Alberto Fernández para cumplir con su promesa de campaña de apostar a la recuperación del consumo doméstico.

Temas relacionados