Telecomunicaciones: por qué los gremios del sector avanzan hacia la "integralidad sindical"

Los trabajadores del ámbito de las telecomunicaciones y los servicios online avanzan hacia una nueva articulación de los sindicatos. Los detalles
Por Pablo Maradei
15/12/2021 - 18,05hs
Telecomunicaciones: por qué los gremios del sector avanzan hacia la "integralidad sindical"

La tecnología, a través de la fibra óptica, integró a la industria de la telecomunicación y ya no se habla más de telefonía fija o móvil, de internet y de televisión por separado, sino que ahora es un todo y esto tiene también consecuencias en las relaciones del trabajo.

"La tecnología obligó a las empresas a ordenarse", resumen desde uno de los tres grandes jugadores del sector. Ellos son Telecom-Personal, Claro-Telmex, y Telefónica-Movistar. Un ejemplo: Flow nació hace 5 años bajo el concepto de no estar atado al vivo de la televisión, ya que se podía ver cuando uno quisiera un programa además de pausarlo, adelantarlo o rebobinarlo. Antes en el tiempo, el desarrollo de un producto se estiraba todo lo posible hasta "sacarle sangre amortizándolo" y hoy ese servicio de Telecom-Personal incluye, además, un montón de plataformas pagas que se fueron sumando. Incluso, la posibilidad de usar un Smart TV como pantalla de PC a través de la conexión de internet.

"Esa integración a la que nos llevó la tecnología es la que el sector tabajador tiene que llegar", sugieren desde el sector empresario en conversación con iProfesional. Veamos: mientras que esas tres grandes compañías son determinantes en la geografía empresaria, del lado de enfrente orbitan seis federaciones gremiales.

Se trata de organizaciones de segundo grado que aglutinan a su vez decenas de sindicatos más chicos. Ellas son: Foetra (Federación Obreros y Empleados de las Telecomunicaciones de la República Argentina), Fatel (Federación Argentina de Telecomunicaciones), principalmente con incidencia en el norte del país; mientras que Foecytra (Federación Obreros y Empleados de Correos y Telecomunicaciones de la República Argentina) lo hace en el sur. Completan el mapa sindical Fopsta (Federación de Organizaciones del Personal de Supervisión y Técnicos Telefónicos Argentinos), Upjet (Unión del Personal Jerárquico de Empresas de Telecomunicaciones) y Cepetel (Sindicato de los Trabajadores Profesionales de las Telecomunicaciones).

El sector de las telecomunicaciones adolece de una gran dispersión gremial.
El sector de las telecomunicaciones muestra una gran dispersión gremial.

Al igual que el ducto de la fibra óptica, desde hace ya algunos años se conformó la "Mesa de Unidad Sindical" que sirve actualmente para discutir la paritaria anual en la que se establece un número de aumento y el formato de pago; ya sea en cuotas o no; como así también las revisiones del acuerdo salarial. Y, después, cada empresa se sienta con cada gremio a discutir particularidades "lo que complejiza y afecta mucho tiempo de trabajo cada año".

La "Confederación de las telecomunicaciones"

Del lado gremial, la que quieren mover el avíspero para lograr esa integralidad es FOETRA. "Estamos detrás de la idea de armar una Confederación de las telecomunicaciones que unifique a todos los gremios del sector", avisa Claudio Marín, secretario general adjunto que a principios de diciembre revalidó su cargo. Y agrega: "Uno de los planes es consensuar un convenio para toda la actividad de las telecomunicaciones buscando una ley marco que ordene el sector y garantizar de esa manera los puestos de trabajo". 

Algunas telcos ven con buenos ojos tener menos interlocutores, aunque más grandes, en las mesas de negociaciones.
Algunas telcos ven con buenos ojos tener menos interlocutores sindicales, aunque más grandes, en las mesas de negociaciones.

La idea hace eco en el sector empresario: "Los sindicatos deben tener una réplica de lo que pasa en el sector empresario; algo de eso se gestó con la Mesa de Unidad Sindical, pero la conformación de una confederación permitirá ordenar aún más el escenario".

Y completan: "Es cierto que los sindicatos al unificarse son más fuertes, pero esto también sofistica la discusión y permite que los gremios se especialicen, viajen a ver qué pasa en otros países como para lograr acuerdos a largo plazo en una industria súper dinámica". 

A nivel empresario, según lo que recogió iProfesional de fuentes del sector, las compañías se dividen a la hora de encarar su estrategia de vínculo con los sindicatos. Por un lado, el Grupo Clarín tiene relaciones conflictivas, mientras que Telefónica es abierta a las conversaciones y consensos. En tanto, Claro prácticamente no tiene actividad sindical y está haciendo sus primeros palotes: viene de perder un juicio multimillonario por no encuadrar a sus trabajadores en la órbita de las telecomunicaciones y es la primera vez que permite este año llevar adelante elecciones sindicales en sus dependencias.