El consumo apenas creció en abril y podría caer en mayo: la inflación pone en jaque al bolsillo de los argentinos

Datos de la Cámara Argentina de Comercio reflejan que el poder de compra de los hogares entró en terreno negativo hace ya ocho meses
19/05/2023 - 11:55hs
El consumo apenas creció en abril y podría caer en mayo: la inflación pone en jaque al bolsillo de los argentinos

El nivel de consumo de los argentinos creció apenas 1,5% interanual en abril, pero en mayo podría registrar una baja, a partir de la "fragilidad" de la economía.

Así lo indicó el último Indicador de Consumo (IC) de la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC), que detalló que el avance del índice durante abril posiciona el consumo de los hogares en un nivel similar al observado durante el mismo mes de 2019 (antes de la pandemia) pero 5% por debajo de 2018.

La entidad empresaria explicó que la desaceleración observada durante los últimos meses en la variación interanual continuó durante abril.

"Lejos del crecimiento de dos dígitos observado durante prácticamente la totalidad de la pospandemia, el último dato muestra un avance de apenas 1,5% y todo parece indicar que en mayo se observarán números negativos", alertó la CAC.

A la vez, estimó que las expectativas respecto a la evolución del índice durante los próximos meses "no son positivas", en buena medida porque el poder de compra de los hogares, que muestra un nivel de correlación no menor con el de consumo, entró en terreno negativo hace ya ocho meses.

"En este marco, es poco probable que los hogares logren sostener el consumo en un contexto de tanta fragilidad", advirtió.

s
La inflación está reduciendo el consumo a pasos agigantados

Ahorro y desendeudamiento, dos variables que influyen en el consumo

Del informe se desprende además que hay dos dinámicas relevantes a la hora de explicar la brecha entre la evolución del gasto y los ingresos de los hogares argentinos: una, que el ahorro "se contrajo a la mínima expresión".

Por caso,  la consultora Ecolatina marcó que los niveles de ahorro promedio de un hogar llegaron durante 2023 a mínimos históricos, ya que el encarecimiento relativo de bienes aspiracionales de la clase media argentina (inmuebles, viajes al exterior, autos) disminuye el incentivo a ahorrar y, en el proceso, aumenta los niveles de consumo.

La otra dinámica, según la CAC, es que el rápido desendeudamiento de los hogares libera recursos para el consumo. "Sin crédito hipotecario ni prendario y con límites en tarjetas de crédito que crecen sistemáticamente por debajo de la inflación, el desendeudamiento de los hogares es forzado", evaluó la entidad empresaria.

El nivel de consumo, según los sectores

Al analizarse el desempeño de algunos rubros en particular, se observa una dinámica compartida de desaceleración del crecimiento interanual a partir de la segunda mitad de 2022, junto con las primeras señales negativas en algunas categorías.

Así, el rubro indumentaria y calzado mostró en abril una caída estimada de 10% interanual, en el marco de la pérdida de dinamismo a lo largo de 2022 que se sostiene hasta la actualidad, acompañada de un encarecimiento relativo de los precios del sector en la comparación interanual. De esta forma, el consumo de esta categoría se ubicó más de un 10% por debajo de los niveles vigentes previo a la cuarentena.

El capítulo de transporte y vehículos mostró un crecimiento estimado también del 10% interanual en abril, menor al registrado un mes atrás. La buena performance de los patentamientos, tanto de autos como de motos, explican buena parte del crecimiento.

Recreación y cultura aún muestran tasas de crecimiento significativas con un avance estimado de 16% interanual en abril. Este rubro es el único, junto con vivienda, que marca un nivel de consumo superior al de la pre pandemia.

Por último, vivienda, alquileres y servicios públicos mostró una caída de 5% interanual, la primera contracción de la pospandemia, de acuerdo con el informe de la CAC.

Temas relacionados