Más artículos

Las inversiones del momento que les ganan al dólar y a los plazos fijos, según expertos

Las inversiones del momento que les ganan al dólar y a los plazos fijos, según expertos
El plazo fijo tradicional y el dólar hoy no son negocio. Analistas del mercado detallan cuáles son las inversiones del momento que superan a la inflación
Por Mariano Jaimovich
24.02.2021 12.59hs Finanzas

En medio de esta calma del mercado cambiario, los inversores están buscando alternativas que le ganen a la elevada inflación para resguardar sus ahorros.

De por sí, se descartan a los plazos fijos tradicionales, ya que ofrecen una tasa mensual en torno al 3,08%, una cifra que se ubica por debajo del incremento general de los precios, que en la actualidad es del 4% en el mismo período.

A su vez, en los dos meses que ya pasaron del 2021, el precio del dólar libre, al que se puede acceder en la Bolsa de Comercio sin las restricciones de los u$s200 mensuales que existen en la plaza oficial, se encuentra prácticamente estancado. Por lo que su rendimiento también es negativo frente a la inflación.

De esta forma, los ahorristas están moviendo sus pesos hacia otras opciones más seductoras. En este escenario, iProfesional consultó a diversos analistas de mercado para conocer cuáles son los instrumentos que en la actualidad ofrecen una ganancia superior al plazo fijo tradicional y al dólar.

1. Plazos fijos UVA

Una de las más buscadas, y que llega ha llegado a crecer en volumen 22% sólo en febrero, son los plazos fijos UVA, que son las colocaciones a un mínimo de 90 días que brindan una rentabilidad similar al índice de precios CER (inflación). La tasa actual ofrecida llega a ser de un equivalente al 3,7% mensual.

"En los últimos años, los plazos fijos tradicionales no cubrieron ni la evolución del dólar, tampoco la inflación. Es decir, no brindaron un rendimiento real positivo", resume el economista Gustavo Neffa, analista de Research for Traders.

Según sus cálculos, los plazos fijos tradicionales hace cinco meses consecutivos que tienen un rendimiento real negativo, debido a que el promedio de las tasas del mercado acumula en los últimos seis meses un nivel por debajo de la inflación y de la suba del dólar oficial.

"La última vez que las tasas mínimas garantizadas brindaron un rendimiento real positivo fue en agosto del año pasado, y recién el 12 de noviembre el Banco Central la estableció en 37% anual. Es un 3,08% mensual contra 4% de inflación, tanto en diciembre como en enero. En febrero tampoco le ganaría porque se espera un 3,5% de suba de precios", concluye Neffa a iProfesional.

Las tasas en pesos de los plazos fijos UVA ofrecen un rendimiento superior a la inflación.
Las tasas en pesos de los plazos fijos UVA ofrecen un rendimiento en línea a la inflación

2. Bonos dólar linked

Más allá del instrumento seguro que representa el plazo fijo UVA para cubrirse contra la inflación, existen otras alternativas un poco más arriesgadas que les ganan por lejos a la ganancia obtenida en los últimos meses por los plazos fijos y el dólar. Al respecto, los expertos dejaron sus diferentes "apuestas" que afirman que superarán en rentabilidad a la inflación, que se encuentran en torno a bonos que siguen a las principales variables económicas.

En este sentido, las inversiones que le puedan ganar a la suba de precios este año son, para Neffa, los bonos dólar linked, que "vuelven a rendir positivo entre 1% y 2%, como son el Bonte a 2021 (T2V1) y los bonos del Tesoro al 2022 (TV22), luego de haber estado negativos".

Esto se debe a que el tipo de cambio oficial está subiendo de forma constante y en un nivel similar al de los precios. De hecho, antes del final de febrero ya avanza 2,5%, y en todo 2021 suma 6,4%.

3. Bonos CER

También selecciona a los bonos en pesos atados al CER, pero "únicamente para el tramo medio de la curva, es decir, a partir del que vence en marzo de 2023 (TX23) en adelante. En materia de duration, recién ahí la curva se pone positiva".

Por su parte, Santiago Abdala, director de Portfolio Personal Inversiones (PPI), sostiene que la primera opción es intentar participar en las emisiones primarias de instrumentos en pesos del Tesoro, que "suelen ofrecer las tasas más atractivas del mercado". Aunque el volumen negociado en el mercado secundario es bajo.

Además recomienda en la curva de instrumentos que ajustan por CER, los bonos del Tesoro en pesos al 2021 al 1% (TX21) y marzo al 2022 al 1,2% (TX22), debido a que considera que deberían ser inversiones que compensen por sobre un plazo fijo, mientras la tasa de inflación no se desacelere.

Los bonos que siguen a la inflación (CER) y al dólar oficial (linked) pasaron a transformarse en las opciones favoritas.
Los bonos que siguen a la inflación (CER) y al dólar oficial (linked) pasaron a transformarse en las opciones favoritas.

Al respecto, Mauro Mazza, portfolio manager de Bull Market, relata que está sugiriendo al público inversor "migrar hacia el dólar financiero comprando dólar MEP directamente, o bien, volcarse a ONs de empresas que pagan una renta en dólares, ya que hoy se pueden comprar por debajo de $140, como son las de IRSA (IRC9O, IRC80, IRC10 y RPC2O), Vista Oil & Gas (VSC2O), y todas ONs en moneda estadounidense que se pueden comprar con pesos".

Y advierte: "En los próximos dos meses creemos que el dólar, finalmente, volverá a ganarle a los instrumentos en pesos tradicionales".

En paralelo, Federico Filgueira, socio de la consultora MAg Finanzas, que recomienda los bonos CER largos, con vencimientos al 2022 (T2X2), 2026 (TX26) y 2028 (TX28).

"Si bien poseen mayor riesgo crediticio y de tasa, eliminan el riesgo inflacionario y permiten obtener rentabilidades superiores a la inflación, de alrededor de 400 puntos básicos por encima del incremento de precios", afirma este analista.

Y detalla que, teniendo en cuenta que la inflación estimada por el REM del Banco Central del 50% para este año y del 40% para el 2022, los papeles que ajustan por CER "serán una muy buena opción".

Asimismo, sugiere los bonos provinciales Badlar al 2022 (PBY22), debido a que "es otra alternativa atractiva para inversores que puedan soportar riesgos adicionales a un plazo fijo tradicional".

Según Filgueira, estos bonos, bajo el nivel de tasas actual, rinden 55% anual.

"Por supuesto, no hay que dejar de lado el riesgo y horizonte de inversión para asegurarse de que esta alternativa es compatible con el perfil del inversor", advierte este experto.

También se inclina por los bonos soberanos a tasa fija, como el título al 2026 (TO26), que presenta una TIR del 49%, la cual es "muy superior" a la proyección de tasa Badlar para los próximos años, bajo el escenario actual de inflación y tasas descendientes.

Finalmente, elige a bonos soberanos en dólares, ya que si bien esta opción es para inversores con gran apetito de riesgo, "tomando el dato de que la devaluación no va a ser inferior a la inflación y que la TIR de títulos como el bono al 2030 (AL30) se encuentra en niveles elevados (19%), la compra de este título puede entregar importantes ganancias de capital".

"Sobre todo, esto puede ocurrir ante un escenario de acuerdo con FMI y disminución de riesgo país y rentabilidades en torno a 10% en moneda estadounidense, que es la TIR presentada días después del canje de deuda", concluye Filgueira a iProfesional.

Para aquellos que buscan posicionarse en un plazo más largo, los bonos corporativos en dólares pueden ser atractivos, según los expertos.
Para aquellos que buscan posicionarse en un plazo más largo, los bonos corporativos en dólares pueden ser atractivos, según los expertos.

En este mismo plano, Diego Kardjian, agente productor en InvertirEnBolsa (IEB) destaca que el mercado de capitales se quedó sin instrumento de tasa fija en pesos para ganarle al plazo fijo minorista en el cortísimo plazo, "por las regulaciones cambiarias que obligan a institucionales a invertir en pesos y que, sí o sí, hay que ir por dos caminos: CER o dólar linked".

Por eso, afirma que para quienes quieran tener cobertura de un desborde inflacionario, opta por recomendar al bono del Tesoro nacional al 2023 (TC23), que rinde CER+2% anual.

En cambio, sostiene que para quienes "somos un poco escépticos con el rumbo económico post-elecciones, optamos por bonos dólar linked corporativos, como el de IRSA IRC7O", que rinde el comportamiento del precio del dólar oficial más 4,5% de premio.

Por último, para quien sigue apostando al verde y no quiere sobresaltos, Kardjian recomienda la Obligación Negociable (ON) de Arcor al 2023, con un rendimiento de 6% anual en dólares con calificación AAA(arg).

4. Cedears 

"Yendo un poco más allá, la combinación de la caída del tipo de cambio implícito de $180 a la zona de $140, con un dólar solidario superando los $150, hace atractiva la inversión en Cedears de empresas extranjeras, y bonos corporativos en dólares", sugiere Neffa a iProfesional.

Aunque destaca que esta última alternativa "implica asumir un riesgo y no garantiza que se le pueda ganar a la inflación, pero por los escenarios trazados tiene altas chances de que lo haga", alenta el experto.

Más allá de esto, Neffa prevé que un potencial acuerdo con el FMI puede contemplar un ajuste del dólar oficial, por lo que pasadas las elecciones legislativas ello "sería un motivo para no retener al precio de la divisa en este sendero de devaluación tan lento".

5. Fondos Comunes de Inversión

Por último, otra opción seleccionada por Abdala son los fondos comunes de inversión (FCI) más agresivos, ya que pueden invertir en Obligaciones Negociables (ONs), letras del Tesoro, entre otros instrumentos de corto plazo, que incluso pueden tener posiciones en dólar futuro.

"Estos fondos han estado rindiendo entre 39% y 41%. Acá se obtendría, además, el beneficio de la diversificación de las inversiones", finaliza a iProfesional Abdala.

Conocé el valor del dólar en Dólar Hoy y seguí la cotización y comportamiento minuto a minuto. CLICK AQUÍ
Finanzas en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído