Más artículos

Impuesto a las Ganancias castiga a los sueldos: así quieren aliviar el peso del tributo sobre el salario

Impuesto a las Ganancias castiga a los sueldos: así quieren aliviar el peso del tributo sobre el salario
Cada vez más trabajadores se ven alcanzados por el tributo. Cobra impulso un proyecto para que horas extras y otros rubros salariales no se vean alcanzados
Por Dolores Olveira
22.02.2021 17.33hs Impuestos

Aunque por ahora sin la venia del bloque oficialista, los "dipusindicalistas" encabezados en la Cámara baja por Facundo Mayano avanzaron esta semana en la redacción de un proyecto para eximir del Impuesto a las Ganancias a las horas extras y otros rubros del salario.

En concreto, dijeron cerca de Moyano, el proyecto que unifica iniciativas presentadas en 2017 por el diputado de origen sindical de manera de eximir de Ganancias los siguientes rubros salariales:

-Aguinaldo.

-Horas extras.

-Adicional por horas nocturnas

-Feriados obligatorios y días no laborables trabajados.

-Adicionales por productividad, eficiencia, zona, desarraigo, realización de trabajos penosos, peligrosos o insalubres.

-Indemnizaciones legales o convencionales derivadas de la relación laboral.

La iniciativa también planteará una doble deducción para hogares monoparentales y deducciones no solo por cónyuges, sino también por concubinos.

Todas las parámetros del Impuesto a las Ganancias deberán actualizarse, según el proyecto, con el índice de salarios RIPTE y de acuerdo a la inflación que mide el INDeC, no solo el mínimo no imponible.

Moyano también podría incluir previsiones para medir en forma porcentual las deducciones por carga de familia, alquiler y sepelio, por ejemplo, para subirlas significativamente.

Cada vez más trabajadores se ven alcanzados por el tributo

Las reuniones legislativas

Moyano encabezó el jueves una reunión con equipos técnicos que incluyen a Huguito (el hijo abogado de Hugo) y los contadores del sindicato de camionero.

La tarea de estos técnicos fue tomar las iniciativas de 2017 de Moyano y aggiornarlas para redactar un nuevo proyecto que tenga en cuenta los cambios en Ganancias que hubo desde entonces.

En concreto, una ley de 2017 cambió el tratamiento de las horas extras del siguiente modo:

1. En el caso de horas extras realizadas en días inhábiles, feriados y fines de semana, la diferencia entre el valor de la hora extra y el valor de una hora normal se encuentra exenta de abonar Impuesto a las Ganancias.

La porción exenta es solo el recargo que se le aplica a una hora normal para llegar al valor de la hora extra conforme a la legislación laboral y las convenciones colectivas aplicables.

2. En cuanto a las horas extras gravadas por el impuesto, no se consideran a la hora de determinar la alícuota que corresponde aplicar a la ganancia imponible.

Esto implica que a los efectos de establecer que tramo de la escala de alícuotas del impuesto corresponde aplicar no se computan las horas extras sujetas al impuesto.

El efecto de esta disposición, es que no se produzca la situación en la que un asalariado, por trabajar horas extras y aumentar su ingreso gravado, resulte percibiendo un importe neto inferior al que hubiese percibido sin trabajar horas extras.

La discusión política

El proyecto de Moyano todavía tiene que pasar el filtro del bloque que comanda Máximo Kirchner.

Para ello, el dipusindicalista podría buscar incluir sus iniciativas en el proyecto para subir el piso de Ganancias a $150.000 del presidente de la Cámara baja, Sergio Massa.

Si no logra avanzar en esa negociación a partir del lunes, Moyano presentará su proyecto en forma separada.

Para juntar masa crítica, sumará automáticamente las 12 voluntades del subbloque de diputados sindicales del PJ. En esa negociación tiene el apoyo del líder de la CT, Hugo Yasky, con quien también se reunió ayer.

Presión de los gremios

Desde que el Impuesto a las Ganancias grava sueldos cada vez más bajos y los alcanza con alícuotas más altas, las horas extras que realizan los trabajadores quedaron en zona de conflicto.

Hasta 2017 incluso muchos trabajadores con sueldos más altos, como los de los gremios petrolero o metalúrgico, llegaban a negarse a hacer horas extras cuando el ritmo de producción así lo requería.

Esa polémica había terminado con la sanción de la Ley 27.346 y la Resolución General (AFIP) 4003E/2017 que resolvió esas situaciones, explicó Jorge Oscar Waiman, tributarista titular del Estudio JW.

Hasta la sanción de esas normas, muchas veces el aumento de la tributación en Ganancias por los ingresos que generaban las horas extras llevaba a saltar de escala en el impuesto.

Por ese motivo, muchos trabajadores terminaban cobrando menos salario de bolsillo si hacían horas extras que si no las hacían.

Esto había desaparecido hasta que esta semana saltó a los medios una supuesta negativa de obreros de Toyota a trabajar feriados, supuestamente a raíz del Impuesto a las Ganancias.

Esto a pesar de que en días inhábiles, feriados y fines de semana, la diferencia entre el valor de la hora extra y el valor de una hora normal no paga Ganancias.

Es cierto que la AFIP se sigue llevando una porción sustancial del ingreso a raíz de la recaudación del Impuesto a las Ganancias, la que puede ir en la práctica de 20% a 35%, pero no es diferente al resto de la jornada de trabajo y ya no se pierde por trabajar horas extras.

La realidad, según pudo saber iProfesional, es que los operarios de la planta de Zárate de Toyota tienen un promedio de edad de 26 años y en muchos casos aún viven con sus padres, con lo que no necesitan trabajar un feriado.

Así, la negativa no tendría nada que ver con Ganancias y las noticias que se dejaron trascender en ese sentido serían más que nada una presión de los gremios que quieren dejar de pagar totalmente el impuesto sobre los rubros a los que apunta Moyano.

Los trabajadores pierden parte sustancial de su ingreso en pagos a la AFIP
Los trabajadores pierden parte sustancial de su ingreso en pagos a la AFIP

Qué es una hora extra

Las horas suplementarias, mejor conocidas como "horas extras" son aquellas en las que el trabajador presta su servicio habiendo excedido la jornada establecida por la legislación laboral y las convenciones colectivas de trabajo.

Por dichas horas extras el trabajador percibirá una remuneración equivalente al valor de la hora normal más un recargo, que se determinará en función del día y hora en que se trabajen conforme a las disposiciones legales y convencionales, explicó Waiman.

Igual que el resto de las remuneraciones obtenidas por los trabajadores en relación de dependencia, se encuentran dentro del objeto del Impuesto a las Ganancias y están contempladas en las "ganancias de la cuarta categoría".

Para determinar el impuesto se aplica una escala de alícuotas que se incrementan conforme va creciendo la ganancia neta sujeta a impuesto y llega a 35%.

Es sabido que los impuestos no son neutros, es decir, alteran la conducta de los sujetos que deben abonarlos, recordó Waiman.

Con las modificaciones introducidas por las normas de 2017, la intención del legislador justamente fue evitar que un trabajador, para no afrontar un mayor pago del impuesto y en consecuencia tener como resultado un menor ingreso neto disponible, se vea alentado a no trabajar horas extras, comentó el experto.

En este marco, advirtió Waiman, determinar el impuesto que mensualmente corresponde retener al trabajador, aplicando todas estas disposiciones, resulta una tarea para nada sencilla.

Se requieren configuraciones y preparación de información adicional, lo que conlleva a un incremento de la carga administrativa de los responsables de la tarea de liquidación, concluyó.

Temas relacionados
Impuestos en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído