Más artículos
Qué sectores demandarán más personal este año y qué perfiles se buscarán

Qué sectores demandarán más personal este año y qué perfiles se buscarán

Qué sectores demandarán más personal este año y qué perfiles se buscarán
En 2019 solo el sector agropecuario terminó en un ciclo expansivo. Este año habrá otras áreas que podrán traccionar tanto la actividad como el trabajo
Por Paula Krizanovic
09.01.2020 10.58hs Management

El 2019 fue un año bastante negativo en cuanto al trabajo en la Argentina. Se sucedieron cierres de plantas y empresas, anuncios de despidos de grandes cantidades de personal, y las intenciones de contratación se mantuvieron en niveles mínimos e incluso negativos.

En ese marco, el desempleo llegó a doble digito y se mantuvo sobre el 10% de la población económicamente activa durante todo el primer semestre del año pasado, de acuerdo a cifras oficiales del Instituto Nacional de Estadística y Censos.

"En el último año del gobierno de Macri sólo un sector logró concluirlo bajo expansión, el agropecuario. De cara al 2020, el contexto seguirá siendo complejo para la economía argentina y sólo algunos sectores podrán salir a flote, mientras que otros concluirán el año todavía sumergidos en recesión", anticipan desde la consultora Ecolatina.

Especialistas de esa firma estiman que, aún con un set de medidas tendientes a mejorar el poder adquisitivo de los sectores de menores ingresos, lo más probable es que el salario promedio no logre ganarle a la inflación sino hasta fines de 2020.

Con controles cambiarios, política fiscal no expansiva, renegociación de la deuda externa y caída o estancamiento del PBI, el panorama no es mucho más alentador que el del año pasado. Pero, de la mano de la profunda devaluación de la moneda, algunos sectores recuperaron algo de la competitividad perdida años atrás y serán los primeros en traccionar la actividad económica y el empleo.

"Todo indica que será un año duro, con pronóstico aún incierto, aunque podemos deducir que, en el mejor de los casos la demanda laboral general del sector privado se mantendrá en los niveles de 2019", pronosticó Andrea Ávila, CEO de Randstad para Argentina y Uruguay.

La CEO local de la multinacional de Recusos Humanos considera que "para que se reactive de manera significativa la creación de nuevos puestos de trabajo registrado en el sector privado, se necesita una economía que traccione con un crecimiento de al menos dos puntos del PBI". 

Mientras tanto, Randstad difundió el miércoles un informe en el que identificó los sectores que demandarán más cantidad de personal en la Argentina en 2020. Consideran que Fintech, economía del conocimiento, energía, banca & finanzas y comercio digital se destacarán por sobre el resto.

"Más allá de la coyuntura, la demanda laboral en los segmentos profesionales se mantiene activa como producto de la rotación habitual que se produce en las compañías y por la generación de puestos de trabajo extraordinaria de los sectores que aún con un contexto general adverso tienen muy buenas perspectivas de crecimiento", sostuvo Ávila.

¿Pero qué pasará este año en cada uno de los sectores de la economía? Estas son las previsiones de los mencionados analistas: 

- Construcción

Durante 2020 continuarán vigentes los efectos contrapuestos sobre la actividad que dejó la depreciación del peso y la escasez de crédito: escaso poder de compra de los trabajadores vs. aumento de casi el 50% de la rentabilidad para los desarrolladores. A esto se suma la falta de financiamiento, según analiza Ecolatina.

"De cara a 2020 dichas condiciones continuarán vigentes, dado que no se esperan significativos cambios en los precios relativos del sector. No obstante, en un contexto de cepo cambiario, la construcción se configura como una opción para dolarizar ahorros. En el caso de las familias, los ahorros podrían volcarse a reformas y ampliación de viviendas, y en el caso de las empresas, a la construcción de oficinas y/o viviendas nuevas, como forma de resguardar las utilidades ante la imposibilidad de girarlas al exterior", expresaron.

Ecolatina anticipa también que habrá durante el año definiciones de la administración de Alberto Fernández respecto del financiamiento a partir del programa Pro.Cre.Ar., los créditos UVA, etc. Y si eso se produce, "la construcción podría experimentar una mejora hacia la segunda parte del año y concluir el 2020 bajo un proceso de reactivación".

La contracara de esta situación será la de un área vinculada a esta: los servicios inmobiliarios. "El cepo cambiario lo configura como uno de los grandes perdedores del año, dado que sus transacciones se hacen en moneda extranjera. De hecho, en los cuatro años que duró el anterior control cambiario, las operaciones de compraventa de inmuebles en el Gran Buenos Aires (CABA más Provincia de Buenos Aires) cayeron 30%. Sin embargo, a futuro el golpe al sector puede ser aún mayor, dado que medidos en dólares, se encarecieron las viviendas y cayó el poder de compra del salario", indicaron los analistas.

- Industria

Luego de dos años consecutivos de contracción, la industria podría concluir el 2020 con una reactivación. "Se espera que la protección sobre sectores mercado internistas e intensivos en mano de obra se acreciente. Restricciones cuantitativas a las importaciones (licencias no automáticas) y créditos blandos a ramas fabriles como electrodomésticos, textil, cueros y juguetes se verían beneficiados", remarcaron desde Ecolatina.

Estos especialistas anticipan que, pese a que se espera una cosecha menor a la del año pasado debido a faltantes hídricos, la agroindustria sea una de las principales ganadoras del año, y por lo tanto impulsará la actividad y el empleo en el sector.

"Al igual que ocurrió en 2019, las ramas industriales vinculadas al sector agrícola lograrían mantenerse en expansión gracias a la buena performance que tendría el campo. Entre ellas: agroquímicos; molienda y panificados. De manera adicional, la producción de maquinaria agrícola mostraría mejores resultados que en 2019, cuando la mayor cosecha del campo no se materializó en un aumento significativo de la demanda de equipos por la elevada incertidumbre económica y porque las ventas realizadas se satisficieron con stocks más que con nueva producción", detallaron.

Por otra parte, como se espera que una de las herramientas de reactivación de la economía sean los créditos subsidiados a la producción, la demanda de equipos agrícolas se vería incentivada con un mayor acceso al financiamiento. Pese a que la rentabilidad del sector será menor por la mayor presión impositiva, los excedentes podrían canalizarse a la compra de maquinaria agrícola (que cotiza al tipo de cambio oficial).

- Economía del conocimiento

Impulsada por los procesos de transformación digital que están llevando adelante las empresas de todas las industrias y mercados verticales en el mundo, este segmento de la economía no para de crecer y se espera que tenga aún más desarrollo a partir de la ley de promoción sectorial que entró en vigencia recientemente.

De la mano de este fenómeno, Randstad estima que los profesionales formados en ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas (STEM, por sus siglas en inglés) continuarán entre los más demandados para acompañar a las organizaciones en el proceso de incorporación de las últimas tecnologías como inteligencia artificial y machine learning, big data, automatización de procesos, robótica, blockchain, Internet de las Cosas (IoT), entre otras. Se verán impulsadas las búsquedas de perfiles técnicos y profesionales, no sólo del segmento del software y servicios informáticos, sino de otros como biotecnología, biología, bioquímica, microbiología, bioinformática, biología molecular, neurotecnología e ingeniería genética.

- Fintech

Se trata de un sector que está revolucionando el mundo de las finanzas personales a partir del uso intensivo e inteligente de la tecnología y la inclusión financiera de un vasto segmento de la población tradicionalmente desatendido por la banca tradicional. "Con crecimientos exponenciales y nuevos emprendimientos a pesar del contexto recesivo de la economía argentina, las fintech traccionan cada vez más búsquedas ya que muchas de estas empresas han nacido recientemente y aún se encuentran desarrollando sus equipos de trabajo", indican desde Randstad.

Esto podría cambiar este año, dado que circulan y se negocian iniciativas para multiplicar las regulaciones que apliquen a esta actividad, de manera de encuadrarlas en regímenes similares a los de las instituciones bancarias y financieras más tradicionales. 

Pero mientras tanto, la demanda laboral de este segmento está centrada principalmente en profesionales del campo de la tecnología y las finanzas, aseguran en Randstad. Los perfiles más demandados por este tipo de empresas, especialmente en el área de TI, son Software Engineer (Mobile y Fullstack), DevOps, Data Scientist y especialistas en UX. También son muy requeridos los profesionales de marketing digital, nuevos productos, atención al cliente y los expertos en manejo de finanzas y riesgo crediticio.

- Ecommerce

Cada vez más empresas, de los más variados rubros y sectores, toman conciencia de la importancia de llevar su negocio al mundo a través de Internet y ampliar mercados a partir del comercio electrónico. Con nuevos modelos de negocio y tasas de crecimiento que año a año marcan récords, la economía 4.0 impulsa la búsqueda de perfiles capaces de implementar en las empresas sus estrategias y planes de ecommerce. En este escenario, las organizaciones demandan perfiles que combinan un mix de conocimientos técnicos y comerciales.

"Hay posiciones que se tornan imprescindibles, como la de marketing digital, pero también son muy buscados los perfiles de Ecommerce Manager, Account Manager, User Experience Developer, Data Analyst, Customer Service Manager, Mobile Project Manager, programadores y diseñadores web, expertos en SEO, SEM y social media, entre muchos otros", especificaron en la consultora de talento.

- Energía

En este sector habrá un ingrediente particular que marcará el ritmo de crecimiento en 2020. Ecolatina remarca que hasta las elecciones primarias en agosto de 2019, la actividad de extracción de gas y petróleo venía mostrando un significativo y constante crecimiento gracias al desarrollo de no convencionales en Vaca Muerta.

"Los incentivos a la producción de shale gas, el consecuente boom de inversiones en el yacimiento y la reducción de los costos en dólares tras la devaluación del Peso y el aprendizaje de la industria, hicieron que el promedio de fracturas mensuales creciera 280% en los últimos tres años. Sin embargo, la pesificación y tope al precio interno del barril, sumado a las restricciones para el giro de divisas al exterior que se implementó luego de las primarias de 2019, hicieron que la actividad se paralizara. Esto dejó en evidencia que el sector necesita seguridad jurídica y previsibilidad suficiente para su desarrollo", opinaron.

Por este motivo y por la necesidad que tiene Argentina de generar divisas para hacer frente a sus compromisos internacionales, las probabilidades de que el blindaje a Vaca Muerta se efectivice son altas, y en ese caso "la actividad sentiría durante la primera parte de 2020 los coletazos negativos del cepo, pero luego podría mostrar mejoras gracias al resurgimiento de Vaca Muerta".

De la mano de ese "viento de cola" se suma el desafío de diversificar la matriz energética de la Argentina. "Las reservas de hidrocarburos no convencionales, los salares de litio y los recursos naturales para las energías renovables son hoy los principales componentes que dinamizan las inversiones y el desarrollo del sector", apuntan desde Randstad, y aseguran que estas condiciones impulsan la búsqueda de perfiles con experiencia en operaciones en yacimientos, geólogos, supervisores y encargados de plantas, ingenieros especializados en oil & gas, minería y transporte, técnicos e ingenieros mecánicos, eléctricos electromecánicos, químicos e industriales.

"Acompañando la tendencia hacia el desarrollo de fuentes renovables, son cada vez más requeridos los ingenieros y técnicos especializados en energías renovables, los profesionales formados en física y ciencias aplicadas en el campo del medio ambiente y los perfiles de higiene y seguridad", añadieron desde la consultora de Recursos Humanos.

- Banca, Finanzas & Seguros

Los avances tecnológicos y los cambios normativos están llevando a las entidades financieras tradicionales a desarrollar nuevos modelos de atención para competir con las fintech y los bancos digitales por la elección de los clientes, en el marco de una expansión comercial que busca ampliar la base de clientes, especialmente en el segmento más joven.

De la mano de este proceso, Ranstad detectó que los bancos, aseguradoras y empresas de servicios financieros están demandando personal con perfil comercial para posiciones de ejecutivo de cuentas para segmentos de consumo, PyME y corporativo, analistas de crédito, gerente de sucursal, tesorería, controllers y atención al cliente, así como perfiles técnicos y profesionales de TI para acompañar el proceso de transformación digital que este tipo de organizaciones está implementando a pasos acelerados para mantenerse competitivas.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ Convertí a iProfesional en tu fuente de noticias. SEGUINOS AQUÍ
Lo más leído
Más sobre Management