Salud vs. economía: por falta de oxígeno, se restringe la industria y estos sectores se "ahogan"

Salud vs. economía: por falta de oxígeno, se restringe la industria y estos sectores se "ahogan"
El gas es clave en actividades como la siderurgia y la fabricación de dispositivos de línea blanca. La producción del insumo se concentra en pocas manos
Por Patricio Eleisegui
04.05.2021 10.54hs Negocios

La intensificación de los contagios redundó en un escenario dramático en lo que hace a la disponibilidad de insumos para tratar a los afectados por el coronavirus. A la cabeza de los problemas se ubica la escasez de oxígeno, que es desarrollado por los mismos fabricantes tanto para el sector médico como el industrial.

Es esa misma condición compartida la que ahora "ahoga" a los empresarios de rubros como la siderurgia, los materiales para la construcción y los electrodomésticos.

Ocurre que, a partir de la escasez del insumo –base común para el desarrollo de las alternativas medicinal e industrial del gas y clave en tareas de combustión y oxidación–, los proveedores comenzaron a reducir fuerte el aprovisionamiento a plantas y fábricas.

Gerdau, la siderúrgica brasileña con producción acerera en Santa Fe, aparece como la primera en cesar el trabajo en días recientes por el recorte en el suministro.

"Ante la situación sanitaria de público conocimiento, Gerdau informa que se encuentra afectado el normal abastecimiento de oxígeno, un insumo crítico para la producción de acero en su planta de Pérez, en Santa Fe", informó la compañía mediante un comunicado.

Desde la firma señalaron, además, que se debió parar "la planta de laminación por desabastecimiento" y algo similar ocurrirá en breve con "la operación de transformación en frío".

"Esta situación implica la suspensión del personal, el desabastecimiento del mercado interno, el incumplimiento de compromisos con clientes de los sectores de industria y de construcción para obra privada y pública y el incumplimiento de los contratos de exportación", comunicó Gerdau.

El golpe en la siderurgia ya se hace sentir en la provisión de determinados materiales para la construcción. Así, desde distintos corralones consultados por iProfesional reconocieron que volvió a complicarse el abastecimiento de chapas y otros productos basados en acero.

"Los fabricantes anticiparon que habrá demoras. El inconveniente es que no dieron tiempo para reunir un stock abundante. Lamentablemente, eso complicará los tiempos de entrega de chapas y otros productos. Ya veníamos con demora por la menor dotación de personal trabajando que generó la pandemia. Ahora se pondrá peor", comentaron a este medio desde un comercializador ubicado en la zona de Palermo.

Desde otro corralón ubicado ya del otro lado de la General Paz, específicamente en Moreno, sostuvieron ante iProfesional que "las complicaciones en el acero acelerarán los precios, aunque aún se está lejos de los faltantes de chapas del año pasado".

El oxígeno es clave en la producción
El oxígeno es clave en procesos industriales de actividades como la siderurgia.

"El problema es que la suba en ese tipo de materiales después empuja otros incrementos. Ya venimos con aumentos sostenidos en el cemento y los ladrillos. Agregarle a eso los productos basados en acero desalentará a más de un cliente interesado en ampliar, refaccionar o directamente construir", indicó una fuente interpelada.

En Santa Fe, en tanto, señalan que tanto Electrolux como Briket, fuerte en la producción de línea blanca, también comenzaron a sufrir complicaciones en el ritmo de fabricación por la falta de acceso al oxígeno industrial.

De no normalizarse la entrega, actores de la metalmecánica e incluso las aceiteras, que utilizan el gas en sus procesos, podrían comenzar a sufrir trabas para operar en el corto plazo.

Los dueños del "aire"

En la Argentina, expuso recientemente iProfesional, la provisión del insumo es potestad de un grupo acotado de empresas conformado por multinacionales vinculadas a firmas locales y un puñado de pymes controladas por capitales domésticas.

Las compañías que mueven la aguja son tres:

  • Praxair –controlante de Linde–.
  • Indura.
  • Air Liquide.

La primera es de origen estadounidense y se fusionó con la alemana Linde hace tres años. Cuenta con una planta separadora de gases que funciona en el parque industrial de Pilar y factura a nivel global algo más de 30.000 millones de dólares anuales.

Además de Argentina y buena parte de América, Praxair también opera en África, Asia y Europa.

Indura, en tanto, procesa oxígeno desde instalaciones en el parque industrial de Garín. Inició operaciones en 1991 y cuenta con representación comercial en Córdoba, Tucumán, Mendoza y Rosario. La firma es controlada por la norteamericana Air Products, otro gigante con presencia en todo el continente.

Por su parte, Air Liquide –de origen francés– desembarcó en la Argentina a fines de la década del 30 previa compra de la local La Oxígena. Con presencia a nivel nacional, cuenta con 17 unidades de producción de gases. Factura, en términos globales, cerca de 26.500 millones de dólares.

Indura, Air Liquide y
Indura, Air Liquide y Praxair son los grandes "dueños" del insumo en el país.

Ya en términos de actores estrictamente locales, la generación del oxígeno en tubos corre por cuenta de empresas como Avedis, con planta industrial en Esteban Echeverría, Oxinet, instalada en Malvinas Argentinas, La Platense, basada en San Juan, y Gases Sudamericanos, con operaciones en Alvear, provincia de Santa Fe, entre otras pymes domésticas.

La producción del oxígeno medicinal surge de plantas de separación de aire, donde el elemento es purificado hasta volverse líquido. Luego es conservado a una temperatura de -186 grados. Los centros de salud lo reciben mediante camiones cisternas o los conocidos tubos.

En Argentina, el tubo de oxígeno de un metro cúbico cotiza entre 17.700 y 35.000 pesos, mientras que los envases de diez metros cúbicos promedian los 48.500. El producto se ofrece, incluso, vía portales de comercio electrónico como Mercado Libre.

Negocios en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído