Alerta empresaria sobre el futuro en Argentina: sin recuperación, incertidumbre y más claves negativas

Alerta empresaria sobre el futuro en Argentina: sin recuperación, incertidumbre y más claves negativas
Para los principales hombres de negocios del país el panorama se mantiene negativo, la inversión seguirá cayendo y el empleo no se recuperará
Por Andrés Sanguinetti
29.07.2021 13.11hs Negocios

Para los principales hombres de negocios de la Argentina, el escenario para lo que resta del año sigue siendo incierto y consideran que la recuperación de la economía no será inmediata, se mantendrán las trabas para contratar más personal y habrá nuevas caídas de las inversiones.

Además, sólo cuatro de cada 10 empresas evidencian alguna evolución positiva de sus ventas y prevén un horizonte de exportaciones sin cambios.

Los datos revelan el fuerte impacto que la pandemia del Covid-19 generó en el mundo corporativo, abriendo una crisis de impensadas consecuencias que se sumó al deterioro de las expectativas sobre el futuro de la economía local que ya lleva varios años y que la llegada del virus no hizo más que confirmar y profundizar.

En este marco, el consenso entre los empresarios locales sobre el próximo semestre mantiene pocas esperanzas de cambios positivos.

Por lo menos así surge de una reciente encuesta encargada por IDEA a la consultora D´Alessio IROL entre casi 200 de los mayores ejecutivos de empresas locales, multinacionales, grandes, medianas y pymes.

Los resultados del trabajo fueron presentados por Eduardo D´Alessio, titular de la consultora que llevó a cabo la investigación, y el economista Santiago Bulat, mediante un encuentro vía Zoom organizado por las autoridades de IDEA.

Según se desprende del informe, "los ejecutivos consultados sostienen una percepción desfavorable de la situación económica nacional del pasado semestre y no visualizan una pronta mejora. Un 14% confía en una tendencia hacia la prosperidad para el próximo período".

Es que tal como ocurrió el año pasado, los datos mantienen el preocupante escenario marcado por la recesión; la profundización de la incertidumbre sobre el momento de salida de la crisis, freno de inversiones, menores exportaciones y ventas, caída de la rentabilidad y del empleo.

Los ejecutivos consultados por IDEA sostienen una percepción desfavorable de la situación económica nacional del pasado semestre y no visualizan una pronta mejora. De hecho, sólo un 14% confía en una tendencia hacia la prosperidad para el próximo período y nada más que el 40% anticipa mejores ventas.

Las expectativas de los empresarios para el próximo semestre no son las mejores
Las expectativas de los empresarios para el próximo semestre no son las mejores

Para D´Alessio "la profundización de la crisis fue la prevista, pero existen indicios de mejora: cuatro de cada 10 entrevistados esperan alguna evolución positiva en sus ventas, que parecen haber llegado a un piso".

En cuanto a inversiones, el 22% de los encuestados cree que disminuirá fuerte, otro 21% que lo hará levemente, mientras que para un 57% no se modificará o lo hará en menor medida.

De hecho, la inversión estimada para este año como porcentaje de la facturación se reduce en un promedio del 10%, con valores similares a los más bajos de la década.

Lo mismo ocurre con el empleo, ya que el saldo neto continúa siendo negativo, aunque en recuperación por segundo semestre consecutivo. Ocurre que el 38% planea reducir sus planteles contra un 22% que piensa en ampliar y un 40% que no modificará.

En este sentido, para Bulat "todavía estamos lejos para recuperarnos de la crisis que comenzó en 2018 porque existen muchos factores que van a depender del rubro donde estés. Vemos los servicios muy afectados y la industria de bienes que empezó a recuperar parte de lo perdido".

En el caso de la rentabilidad, en general, continúa en retroceso si se tiene en cuenta que menos de la mitad de las empresas puede mantener o aumentarla contra solo un 16% que ve síntomas de crecimiento.

Los empresarios consideran que habrá una caída en sus ventas
Los empresarios consideran que habrá una caída en sus ventas

Demandas tradicionales

Como factores importantes para revertir este escenario, la consulta destaca una lista de demandas que ya pueden ser consideradas tradicionales y que es encabezada por una reforma fiscal, seguida por bajar la inflación, buen funcionamiento de las instituciones y la justicia, reforma laboral, mejora de la educación y garantía de resguardo de la propiedad privada.

También, acuerdo para el pago de la deuda externa, acceso al crédito, inversión en infraestructura, políticas de tipo de cambio.

Reclamos casi similares a los que los hombres de negocio hacen para que el país pueda para fortalecer e incentivar las inversiones y que van desde la estabilidad institucional, la revisión del marco impositivo y laboral, pasando por incentivos fiscales, así como financiamiento de largo plazo y fortalecimiento del comercio exterior.

También, acuerdo para el pago de la deuda externa, acceso al crédito, inversión en infraestructura, políticas de tipo de cambio.
De la encuesta de IDEA surge la neecesidad de acordar el pago de la deuda externa, acceso al crédito y políticas de tipo de cambio.

En este escenario, la encuesta revela una agudización de los factores fiscales y de legislación laboral como barreras para el aumento del nivel de empleo por lo cual se piden, como ya es costumbre, cambios en las condiciones de contratación; incentivos fiscales; mayor diálogo con los gremios, y que se habiliten negociaciones de contratación o salariales por empresa, al igual que sucedió el año pasado.

Como trabas para incrementar la competitividad le agregan el escenario inflacionario del país que ya acumula un 25,3%, y la política impositiva que cada vez genera más presión sobre las empresas.

También la estabilidad Institucional vuelve a ubicarse como principal factor en la atracción de inversiones, mientras que el teletrabajo tiende a consolidarse así como la transformación digital abarca a la totalidad de las empresas, junto con un avance de la política inclusiva; la incorporación de la cultura de la sustentabilidad y la adaptación a una nueva realidad en el manejo de las relaciones laborales.

Se trata de una agenda casi tradicional para este sector y que también abarca el acuerdo de reestructuración de la deuda con los acreedores externos y garantía de resguardo de la propiedad privada, entre los más destacados.

A esto se le suman pedidos para la construcción de consensos basados en la división de poderes; mejora en la educación; acceso al crédito; inversión en infraestructura y en nuevas tecnologías; políticas de tipo de cambio; planificación del comercio exterior y atracción de industrias de punta.

Temas relacionados
Negocios en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído