iProfesional

Grupo inversor compra gigante de ciberseguridad por 14.000 millones de dólares

Con esta operación, que esperan que se complete durante la primera mitad de 2022, la empresa tecnológica dejará de cotizar en el mercado de valores
Por iProfesional
08/11/2021 - 18,25hs
Grupo inversor compra gigante de ciberseguridad por 14.000 millones de dólares

Un grupo internacional de inversores confirmó la adquisición de la firma de ciberseguridad McAfee, creadora del popular software antivirus que lleva su nombre, por un precio de 14.000 millones de dólares.

Con esta operación, la empresa estadounidense de San José (California) dejará de cotizar en el mercado de valores y todas sus acciones en bolsa serán compradas por el grupo inversor a un precio establecido de 26 dólares por título, aproximadamente un 22% por encima de su valor en el mercado antes de que la prensa especializada empezase a publicar rumores sobre la adquisición la semana pasada.

McAfee fue fundada en 1987 por el controvertido John McAfee, que abandonó la empresa en 1994, y en 2010 la compró el fabricante estadounidense de microchips Intel por 7.680 millones de dólares.

En un comunicado, los inversores indicaron que esperan que la operación se complete durante la primera mitad de 2022.

El grupo inversor está formado por Advent International Corporation, Permira Advisers LLC, Crosspoint Capital Partners, Canada Pension Plan Investment Board, GIC Private Limited, y una subsidiaria de Abu Dhabi Investment Authority.

McAfee es adquirido por un grupo de inversores por un precio de 14.000 millones de dólares.

El final de John McAfee

A finales de junio, John McAfee, de 75 años, fue hallado muerto en su celda en una cárcel en España, el mismo día que la Justicia española comunicó su decisión de extraditarlo a Estados Unidos por evasión de impuestos, al haber ocultado supuestamente elevados ingresos entre 2016 y 2018.

El polémico ingeniero de software había sido arrestado en octubre de 2020 en el aeropuerto de El Prat, en Barcelona, cuando se disponía a tomar un vuelo a Estambul (Turquía), y desde entonces se hallaba en prisión preventiva.

Durante la vista de extradición, el empresario, cuya deuda tributaria Estados Unidos se elevaba a más de cuatro millones de dólares, aseguró haber pagado "millones de dólares en impuestos" y dijo ser víctima de una persecución política por haber denunciado corrupción en la agencia tributaria.

Ciberdelito: cifra crítica de computadoras de empresas en riesgo

¿Cuándo le cuesta a una empresa no invertir en ciberseguridad? Desde el inicio de la pandemia los ataques se multiplican, y no dejan de crecer. Para tener una idea, en el primer trimestre de este año, solo en Argentina hubo más de 124 millones de intentos de ciberataques.

A esto se suma un dato alarmante: "En Argentina, casi una de cada cuatro computadoras empresariales está actualmente en riesgo de ser infectada", según Luis Corrons, evangelista de seguridad en Avast Software.

Una táctica que crece es la contratación de espías para robar datos sensibles de las empresas.

Y con esto no solo hablamos de las renombradas campañas de phishing, sino que el trabajo remoto abrió brechas que los ciberdelincuentes están intentando explotar. "Buscan acceder a las redes corporativas a través de los empleados que trabajan desde sus hogares. Durante el primer trimestre del 2021, tuvieron lugar múltiples intentos de ejecución de código remoto a dispositivos GPON y D-Link, los cuales son usados mayormente para ofrecer servicios de conectividad residencial", advierten desde Fortinet.

Y esto no es todo. Desde Forcepoint, otra firma especializada en seguridad digital, crece una tendencia que preocupa todavía más: el Insider Threat. "Son aquellos empleados que actúan como espías para robar datos críticos y vitales para las compañías. De hecho, según Forrester, en 2021 se espera un crecimiento del 33% de la práctica de contratación de personas para que sean informantes o actúen de espías", advierte Alejandro Marthi, Ingeniero Sr para América del Sur y Caribe de la organización.

Ahora bien, los daños que provocan los ciberataques no pueden ser menospreciados. Pues no solo afectan económicamente sino que también dañan la imagen de las empresas y, por supuesto, a sus usuarios.

"La ciberseguridad suele ocupar una fracción muy pequeña del presupuesto general de TI en las firmas. Algunas estadísticas relacionan la inversión global en ciberseguridad como proporción del PIB y, en esa comparativa, lo que se invierte en ella resulta ser una fracción comparada con el costo que genera el cibercrímen, que resulta ser del 1.5% del PIB global, y puede escalar hasta el 6% cuando se registran ataques a infraestructuras críticas, como el caso de Ucrania que es uno de los países mas hostigados en ese sentido", señala Juan Marino, gerente de Estrategia de Ciberseguridad para Latinoamérica de Cisco.

Hay todavía más, el robo de datos es una fuga de millones que empieza a ser preocupante. El nuevo informe de IBM pone el foco en la suma de usuarios digitales, lo que significa que hoy las empresas tienen disponibles cada vez más datos, los que están obligadas a proteger.

"Dado que las filtraciones de datos cuestan en promedio u$s3,86 millones de dólares a las empresas, las organizaciones deben implementar fuertes controles de seguridad de datos para protegerlos contra el acceso no autorizado, desde monitorear datos para detectar actividades sospechosas, hasta encriptar aquellos que son sensibles", observan desde IBM.

El 47% de las empresas de menos de 50 empleados sufrieron ataques a nivel mundial.

Pymes también

"Una empresa puede perderlo todo. Muchas no son capaces de recuperarse tras un ciberataque y tienen que cerrar. Los hackeos pueden costar a las empresas millones de dólares, información valiosa y pueden dañar seriamente su reputación", alerta Corrons.-

Cuando una empresa es hackeada, normalmente tiene que pagar una investigación del incidente y la gestión de la crisis. "Además, tienen que cubrir los costos de notificar a sus clientes de un hackeo y pagar por cualquier demanda que pueda resultar", agrega Corrons.

"Es tentador pensar que la ciberseguridad es algo para organizaciones más grandes, pero las pequeñas y medianas empresas (Pymes) deben tener cuidado de no caer en la trampa de pensar que son demasiado pequeñas para ser notadas por los hackers. En 2019, el informe de Preparación Cibernética, de Hiscox, reveló que el número de estas firmas de menor tamaño que reportaron al menos un ataque ha continuado aumentando año tras año, alcanzando el 47% para aquellos con menos de 50 empleados y el 63% para aquellos con 50 a 250 miembros de la plantilla", ejemplifica el ejecutivo de Avast.