iProfesional

Macri no se sube y Bullrich hilvana una gran telaraña: el PRO va despejando su panorama de cara a las PASO

A pocos meses de las primarias, comienza a vislumbrarse cuáles serán los candidatos que llevará el PRO, tanto a nivel nacional como en Provincia y Ciudad
Por S.R.
13/03/2023 - 07:40hs
Macri no se sube y Bullrich hilvana una gran telaraña: el PRO va despejando su panorama de cara a las PASO

El expresidente Mauricio Macri, nunca se terminó se subir a una nuevapostulación presidencial. Se tentó, tuvo ganas, muchas. Su esposa Juliana Awada no estaba de acuerdo, y tal vez esa ancla fue la que lo mantuvo contenido en sus períodos de mayor voluntad de "ir por todo". Pese a que las encuestas no lo favorecen en materia de imagen negativa, cree que arrasaría en la primaria de Juntos, pero también sabe que su candidatura en la elección general emparejaría las chances del peronismo.

La decisión al día de hoy, está tomada, Macri no será precandidato apresidente. Y sus preferencias son claras pese a las permanentes proclamas de prescindencia: Mauricio prefiere a Patricia Bullrich por sobre Horacio Rodríguez Larreta.

El jefe de Gobierno porteño lo sabe, y conoce al dedillo el modo defuncionamiento de su ex jefe, lo vivió en carne propia hace ocho años, cuando el entonces candidato presidencial se declaró independiente en la internaentre el propio Larreta y Gabriela Michetti, hasta que dio el golpe de timón,apoyó explícitamente a quien era su Jefe de Gabinete y decidió la elección.

Allá por Parque Patricios, creen que en este caso pasará lo mismo: Macri irá dando señales a favor de Bullrich hasta que en un momento la apoye explícitamente. No hay encono personal del expresidente con Larreta, sino la idea de que, quien fuese su ministra de Seguridad, tiene una afinidad más acabada con lo que el cree que el país necesita, mas drasticidad en el procesode cambios y menos "tibieza" dicen en su entorno.

Bullrich hilvana una gran telaraña

Mientras tanto Bullrich va teniendo que ordenar sus fichas. Tiene a esta altura un importante barullo interno. Fue sumando hasta ahora, "pasando con la ambulancia" y recogiendo todo aquello que Larreta no había incoporado, pero ya viene siendo tiempo de darle un orden.

En Provincia de Buenos Aires, por ejemplo, hoy existen tres precandidatos quetienen el aval de la ex ministra de Seguridad: Javier Iguacel, Joaquín De la Torrey Néstor Grindetti. Todos con poco predicamento y con la problemática de la dispersión. Patricia quiere uno solo para poder transferirle, en la medida de loposible, su intención de voto.

prefiere a Patricia Bullrich por sobre Horacio Rodríguez Larreta.
Macri prefiere a Patricia Bullrich por sobre Horacio Rodríguez Larreta.

Para sumar desorden, en su búsqueda por consolidar su propia postulación presidencial, Patricia avanza en un acuerdo con María Eugenia Vidal,recientemente lanzada a presidente. No parece que la ex gobernadora bonaerense vaya a bajar su postulación, todos creen que la misma "pesca en lamisma laguna que Horacio, a él es a quien la saca votos Mariú no a Pato", diceuna fuente, "muerde de las mismas palomas", calcula un operador del PRO.

Pero ese mismo acuerdo puede incluir que Bullrich se termine inclinando en Provincia, por candidato de Vidal: Cristian Ritondo, que sería de este modo, elcuarto pretendiente al apoyo de "la Piba" en territorio bonaerense.

La disputa en la Provincia

Sin embargo, la presidenta del PRO lo sabe, como en la saga fílmica Highlander, "al final solo puede quedar uno". Ese será el que deba enfrentar en la interna a Diego Santilli, el candidato larretista, y a estas alturas, el postulante del espacioque mas mide en un territorio usualmente dominado por el peronismo.

"Asícomo Patricia disfruta de que Vidal le saque votos a Larreta a nivel presidencial, no puede permitirse ir dividida en Provincia cuando, incluso unificando las candidaturas, tiene todas las de perder", dicen muy cerca de la ex ministra.

Los números de Iguacel y de De la Torre son bajos, por lo que la pelea se centraría en Grindetti y Ritondo. El primero tiene varias ventajas: consolidaríala alianza de Bullrich con Macri, porque el economista es hombre del ex presidente, y fue el único intendente PRO que gobernó con éxito un distritodel sur del complicado conurbano bonaerense; y además, parece tenerasegurada su sucesión: Diego Kravetz no tendría obstáculos para ganar untercer gobierno del PRO en Lanús, para seguir adelante con la gestión deGrindetti.

Por otro lado, Ritondo, quien fuese ministro de Seguridad provincial en la gestión de Vidal, puede argumentar "espalda con espalda" junto a Patricia el discurso de mano dura en materia de seguridad y además, asegura aquella alianza con la ex gobernadora. Será cuestión de decidirse, en el momentoadecuado "con las encuestas en la mano, y si es Ritondo, convencer a Macrique es la mejor opción para ganar", dicen muy cerca de Bullrich.

En la Ciudad el panorama es diferente

En la Ciudad de Buenos Aires, la cosa parece irse pacificando y las fuentes desde el larretismo y desde el espacio de "la Piba", coinciden en que las postulaciones se irán bajando para confluir en una única para no "regalarle" el territorio a los radicales.

Hoy el PRO tiene tres aspirantes: Jorge Macri, apoyado por Bullrich, Fernán Quirós, Soledad Acuña y Emiliano Ferrario, los tres autorizados por Larreta.

En la Ciudad,  las postulaciones se irán bajando para confluir en una única para no
En la Ciudad, las postulaciones se irán bajando para confluir en una única para no "regalarle" el territorio a los radicales

El que mas mide, por lejos es Macri primo, pero si el PRO divide sus votos, incluso cuando sean pocos los que vayan a aquellos últimos tres candidatos, Martín Lousteau tiene todas las de ganar en la PASO porteña, y alzarse así, con la Jefatura de Gobierno.

Todos dicen que esto a Horacio no le molesta demasiado, de hecho, formaría parte de un pacto con el economista radical que diseñó hace algún tiempo. Pero tiene demasiadas presiones internas y es posible que se avenga a "bajar"a sus tres delfines y dejarle el camino expedito al primo Jorge, para que vaya aun mano a mano con el radical.

Qué dicen las encuestas

Si así fuese, hoy las encuestas lo favorecen,aunque no por mucho. En su carrera interminable de diseño de alianzas, la ex ministra de Seguridad,se sacó esta semana un peso de encima. Sumó, aunque todavía no queda claroen que calidad, a Ricardo López Murphy, quien con el discurso liberal masduro, podía quitarle unos cuantos votos.

Así, la nueva aspiración es, no soloque eso no ocurra, sino convencer además a eventuales votantes de Javier Milei que Bullrich con el Bulldog, son mejor opción.

El tejido de la precandidata presidencial es febril, es día a día, incluye además,el desajuste interno que le causó a los radicales con el coqueteo que inició consectores del partido, disconformes con la candidatura de Gerardo Morales, como Carolina Losada y Facundo Manes.

En algún punto, está arrasando a susrivales internos con una dinámica de construcción política a que, los demás, noparecen poder seguirle el ritmo.