El estafador del siglo: jugó 20 años al fútbol sin tocar una pelota

El estafador del siglo: jugó 20 años al fútbol sin tocar una pelota
Carlos Henrique Raposo cumplió su sueño de ser un jugador de fútbol profesional sin prácticamente haber tocado una pelota. Conocé su historia
Por iProfesional
11.05.2021 06.46hs Recreo

Carlos Henrique Raposo cumplió su sueño de ser un jugador de fútbol profesional sin prácticamente haber tocado una pelota.

Nacido un 2 de abril de 1963 en Brasil, el "Kaiser" se movió gracias a sus contactos y su labia para jugar al lado de los mejores a falta de su talento. Lo hizo tan bien que llegó a pasar por hasta 10 clubs, sin haber disputado nunca un partido.

Jugó 20 años al fútbol sin tocar una pelota

En 1986, Raposo empezó a forjar su historia. Con 23 años, empezó a frecuentar discotecas en busca de algún plantel de primer nivel, y una de esas noches conoció a Mauricio De Oliveira Anastácio, icono entonces del Botafogo y, gracias a su carisma, logró convencer al delantero para que lo representara.

Primero, le puso el apodo del ‘Kaiser’, ya que se parecía a Franz Beckebauer y, luego elaboró un currículum falso en el que decía que Rasposo había formado parte del Independiente campeón de la Copa Libertadores e Intercontinental de 1984. La fotografía con la que buscaba comprobarlo aparecía Carlos Enrique, sin la ‘h’.

Jugó 20 años al fútbol sin tocar una pelota
Jugó 20 años al fútbol sin tocar una pelota

Entonces, llegó a Botafogo como una estrella. Pero el "Kaiser" odiaba el fútbol, solo quería el dinero y la fama, y tenía su estrategia para evitar jugar. "Iba a los entrenamientos y a los pocos minutos de ejercicios me tocaba el muslo o la pantorrilla y pedía ir a la enfermería. Durante 20 días estaba lesionado. En esa época no existía la resonancia magnética", le contó a Globo Esporte después de retirarse.

"Cuando los días pasaban, tenía un dentista amigo que me daba un certificado médico con algún problema físico. Y así pasaban los meses. En Botafogo creían tener en mí un crack, y era objeto de misterio", agregó Rasposo sobre su táctica. Y agregó: "Firmaba el contrato de riesgo, el más corto, normalmente de unos meses. Recibía las primas del contrato, y me quedaba allí durante ese periodo".

Carlos Henrique Raposo cumplió su sueño de ser un jugador de fútbol profesional
Carlos Henrique Raposo cumplió su sueño de ser un jugador de fútbol profesional

Con sus artimañas, luego pasó a Flamengo, Puebla de México, Paso Patriots de Estados Unidos, Bangú, Ajaccio, Fluminense, Vasco Da Gama y América FC. "Partidos completos, probablemente he jugador 20 o 30, pero todos amistosos", confesó el "Kaiser".