Gigantesco agujero negro ayuda a científicos a comprobar la teoría de la relatividad de Einstein

Gigantesco agujero negro ayuda a científicos a comprobar la teoría de la relatividad de Einstein
La consolidación de las ideas del Premio Nobel podría abrir paso a la explicación de misterios cósmicos como la materia y energía oscuras
Por iProfesional
29.07.2019 08.15hs Tecnología

Un grupo de científicos reforzó la exactitud de la teoría de la relatividad de Albert Einstein mediante el estudio del espectro de luz en el agujero negro ubicado en el centro de la Vía Láctea.

El artículo fue publicado en la revista científica Science pone a prueba la teoría a partir del análisis de la fuerza gravitacional del agujero negro ubicado en el centro de la Vía Láctea y su impacto en una estrella cercana.

La Teoría de la Relatividad de Einstein (E=mc2) es una teoría de la gravedad que dista de la de Newton. Su base es que la gravedad depende de cómo la masa de un cuerpo deforma el espacio y tiempo. Mientras más grande sea un objeto, mayor será su fuerza gravitacional.

"Einstein estaba en lo correcto, al menos por ahora", afirmó Andrea Ghez, una de las principales investigadoras del proyecto y profesora de astronomía de la Universidad de California a Space. "Nuestras observaciones son consistentes con la teoría de la relatividad general de Einstein".

"Sin embargo, su teoría definitivamente muestra vulnerabilidad. No puede explicar completamente la gravedad dentro de un agujero negro, y en algún momento tendremos que ir más allá de la teoría de Einstein a una teoría de la gravedad más completa que explique lo que es un agujero negro", añadió Ghez.

Testear la teoría en el agujero negro de la Vía Láctea es una práctica reciente, antes era estudiada en campos gravitacionales más pequeños, como el de la Tierra o el sistema solar.

El agujero negro de la Vía Láctea, conocido como Sagitario A, está ubicado en el núcleo de nuestra galaxia, tiene cuatro millones de veces la masa del sol y aproximadamente 23,6 millones de kilómetros de diámetro.

La consolidación de las teorías de Einstein podría abrir paso a la explicación de misterios cósmicos como la materia y energía oscuras. Los astrofísicos utilizaron como base de su investigación al "corrimiento al rojo gravitacional", una predicción de la relatividad general en la que la gravedad puede distorsionar la luz. La luz que "cae" en un agujero negro tiende a dirigirse al espectro azul, mientras que la que escapa del campo gravitatorio se enrojece (se dirige al extremo rojo).

"Estas mediciones señalan el inicio de una era en la que finalmente podemos probar la naturaleza de la gravedad utilizando las órbitas de las estrellas alrededor del agujero negro supermasivo en el centro de nuestra galaxia", explicó Tuan Do, astrofísico de la Universidad de California a Space.

"Esto se anticipó teóricamente, pero es realmente emocionante que finalmente podamos hacerlo", agregó Do. "Este es un hito en el camino hacia el futuro, pruebas más poderosas de la relatividad general y otras teorías de la gravedad".