Más artículos

Tras críticas del sector

En la recta final de la negociación del presupuesto, Dujovne aseguró que no aumentarán la presión impositiva sobre el campo

Presupuesto: en la recta final de la negociación, Dujovne aseguró que no aumentarán la presión impositiva al campo
Las Confederaciones Rurales Argentinas aseguraron este lunes que el agro está "herido" y se siente "discriminado". Cuestionaron cambio de reglas de juego
22.10.2018 13.20hs Economía

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, buscó llevarle tranquilidad al sector agropecuario, un aliado del Gobierno nacional que está viendo de reojo cómo se termina de negociar el Presupuesto 2019.

Según los cálculos de la Casa Rosada, este martes esperan lograr dictamen de comisión y tratarlo el miércoles en el recinto de la Cámara de Diputados. En estas horas, se afina cada vez más el lápiz para ultimar detalles en la ley de leyes, que está siendo fuertemente negociada con el peronismo.

Ante este escenario, Dujovne decidió hacer público que "no es intención" del Gobierno aumentarle la presión impositiva al sector agropecuario en 2019 a través de cambios en Bienes Personales.

"Es nuestra intención no incrementar la presión impositiva para el campo con los cambios que se están realizando a los Bienes Personales. Por eso estamos trabajando con los representantes del oficialismo en el Congreso", dijo el funcionario nacional.

Los cambios en Bienes Personales contemplan que unos 400.000 propietarios de inmuebles rurales pasen a pagar el impuesto a los Bienes Personales tras la derogación del Impuesto a la Ganancia Mínima Presunta.

En declaraciones formuladas a la prensa en el Palacio de Hacienda, el funcionario precisó que "las modificaciones en bienes personales forman parte de una propuesta del Poder Legislativo", en el marco de "una negociación amplia" del Presupuesto.

Además, indicó que en esa negociación el oficialismo "está en minoría" en ambas Cámaras y sostuvo que allí se deben escuchar los "pedidos de la oposición, expresado mayoritariamente en las conversaciones con los gobernadores", donde "hay cosas algunas que priorizamos, y otras nos piden nuestros interlocutores".

Las Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) volvieron a condenar este lunes la suba de impuestos al sector y le pidió al Congreso "discutir con números en la mano los resultados de las empresas agropecuarias".

La entidad agropecuaria rechaza que el Congreso apruebe el Presupuesto 2019 dando la posibilidad al Poder Ejecutivo de subir las retenciones hasta el 33% el año que viene si la crisis fiscal se agrava.

CRA instó así a los diputados nacionales a realizar "un llamado a la reflexión para que tomen conciencia" de la representación que ejercen y el mandato que tienen a la hora de definir un nuevo Presupuesto.

"Estamos dispuestos a discutir con números en la mano los resultados de nuestras empresas agropecuarias. Si se quiere trabajar con honestidad intelectual y hacer los ajustes donde corresponde, tienen los diputados la obligación de aceptar esta propuesta", dijo CRA en un comunicado.

E indicó que el sector no sólo está "herido" si no que se siente "discriminado" dado que "no hay equidad de trato y menos al sopesar realmente el daño al productor y al país".

"El constante cambio de reglas de juego, va en detrimento de la inversión y el desarrollo del interior productivo, afectando así, a la economía en su conjunto", se quejó CRA.

En ese sentido, añadió que todas estas medidas son un freno al desarrollo, sobre todo en el interior del país, y las economías regionales y la lechería, solo por enumerar algunos casos, que ya se encuentran severamente castigadas, y sin un rumbo claro, lo que sería un golpe de gracia para los productores y los expulsaría de su actividad.

"Esperemos ser escuchados, y no que el próximo Presupuesto Nacional se convierta en una herramienta para continuar con la fiesta de los privilegiados del gasto público que pagamos no sólo la actividad agropecuaria, sino todo el resto de los argentinos", sostuvo.

Y opinó que deberían los funcionarios saber que la producción soporta ya una "enorme carga tributaria" (nacional, provincial y municipal) que representa cerca del 53% de sus ingresos brutos, y del mismo modo actuar con mayor prudencia ya que nuestra historia demuestra que una vez establecido un impuesto es muy difícil que pueda ser anulado en el futuro.

"La mala praxis económica no se debe solucionar con más impuestos, ahora se pretende desandar compromisos con una sola mirada fiscal, ignorando que sin productores y sin producción, solo habrá números en el aire pero nunca una economía real que sustente la desmesura del gasto público", dice el comunicado.

"Esto, puede traer consecuencias inmediatas y de ninguna manera son las que quiere tomar el sector, pero se ve acorralado", advirtió.

Caída del déficit primario

El ministro Dujovne también anunció hoy una caída del 47% en el déficit fiscal primario en términos reales en los primeros nueve meses del año, hasta el 1,1% del Producto Bruto Interno (PBI), lo que permitió sobrecumplir la meta establecida del 2,7%. 

Dujovne precisó que los recursos crecieron a un ritmo promedio del 28,1% entre enero y septiembre mientras que los gastos avanzaron al 20,3%, llegando a un nivel de 2.031.545 millones de pesos.

Durante los primeros tres trimestres del año el Estado registró un rojo primario de 153.315 millones de pesos, lo que representó una baja del 31,1% en términos nominales y del 47% en términos reales (ajustada por inflación).

Entre enero y septiembre, el Estado gastó 280.077 millones de pesos en salarios, con un crecimiento nominal del 17,8% anual; 141.101 millones en infraestructura, con un baja nominal del 13,1%; y $230.627 millones en intereses de deuda, lo que significó una expansión del 55,2%.

"La baja en el gasto que está realizando la Argentina en estos años del presidente (Mauricio) Macri es realmente inédita", sostuvo el ministro en una conferencia de prensa brindada en el Palacio de Hacienda.

Y agregó: "Llevamos 15 meses consecutivos con los ingresos creciendo por encima de los gastos primarios. Es lo que nos está permitiendo ir reduciendo el gasto primario".

El funcionario precisó en tanto que el rojo fiscal primario de septiembre cayó un 27,1% en la comparación con el mismo mes del año pasado. 

En septiembre los recursos crecieron a un ritmo del 36,6% anual mientras que los gastos del Estado se expandieron 26,5%, "muy por debajo de la tasa anual de inflación del mes, cercana al 40%", dijo Dujovne.

El resultado primario de septiembre fue 27,1% inferior en términos nominales dado que se ubicó en los 22.854 millones de pesos, dijo el funcionario en la conferencia acompañado por el secretario de Política Económica, Miguel Braun, y el secretario de Hacienda, Rodrigo Pena.

El pago de los intereses de la deuda externa aumentaron 66,5% anual en septiembre, hasta los 33.004 millones de pesos, por lo que el rojo financiero mostró un alza del 9,1%, alcanzando los 55.858 millones de pesos.

"En términos del PBI el déficit primario alcanzó 1,1% en los primeros nueve meses. Este resultado sumado a la ejecución del Programa de Inversiones Prioritarias arroja un valor de 1,3% del PBI, lo cual es 0,6% del PBI inferior a la meta establecida para el tercer trimestre", dijo Dujovne.

Si bien en términos interanuales crecieron el 33,5%, en lo que va del año las transferencias presupuestarias a las Provincias se redujeron en 9,6%, tanto por la dinámica de las transferencias corrientes (+0,8% anual) como de capital (-19,3% anual).

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Te puede interesar