Más artículos

Adelanto exclusivo: los detalles de la moratoria fiscal de Alberto para reimpulsar la economía

Adelanto exclusivo: los detalles de la moratoria fiscal de Alberto para reimpulsar la economía
Ajustes finales a la moratoria fiscal: también se incluirá a las empresas grandes afectadas por la recesión. Además, abarca a monotributistas y autónomos
Por Claudio Zlotnik
17.06.2020 08.25hs Economía

El Gobierno está terminando de definir los últimos detalles de una "amplia moratoria" impositiva y previsional, que será debatida en el Congreso en las próximas semanas. Alberto Fernández dio pistas de esa iniciativa el último fin de semana: "Estamos pensando en algún tipo de moratoria para blanquear a todo el mundo. Estamos trabajando en eso", aseveró el jefe de Estado.

La idea del equipo económico es incluir a las empresas que hayan sido golpeadas por la severa crisis que se profundizó con la pandemia, y que dejaron de cumplir con sus obligaciones con la AFIP.

En las próximas horas se definirá la fecha de "corte" de la deuda vencida: es decir, si se podrán diferir los pagos de los impuestos que se dejaron de pagar hasta abril o mayo. Es menos probable que se pueda incluir la deuda de este mes de junio.

Esta medida es crucial para evitar el efecto indeseado de que el aviso de una moratoria funcione como un desincentivo a que los actuales contribuyentes sigan pagando, justo en un momento en el que por causa de la recesión se registran cifras históricas de desplome en la recaudación  impositiva. De hecho, el riesgo de ese efecto negativo constituyó una de las principales críticas que se deslizaron ni bien el Presidente adelantó que se estaba preparando el nuevo régimen especial para ayudar a reimpulsar la economía.

La crisis de las empresas afectadas por la cuarentena llevó a la ampliación de la moratoria que ya se había aplicado para las pymes
La crisis de las empresas afectadas por la cuarentena llevó a la ampliación de la moratoria que ya se había aplicado para las pymes

La otra cuestión relevante es que, además de pymes, la moratoria también alcanzará a empresas grandes. También se incluirían a monotributistas y autónomos, aunque en estos últimos casos ya tuvieron una ayuda con los créditos a "tasa cero", que incluyó el pago de las cuotas mensuales.

En las próximas horas también se definirá si -como en la última moratoria impositiva- se permitirá la adhesión de las entidades sin fines de lucro como cooperativas, consorcios de propietarios y clubes de barrio.

Una moratoria de amplio alcance

Como sucedió con la última moratoria -aún vigente- habrá chances de incluir las deudas impositivas, aduaneras y a la seguridad social.

A pedido de la mayoría de las cámaras empresariales, esta vez se dará la posibilidad no sólo a las empresas más chicas (mipymes) sino también a las más grandes. "De todas formas, varias compañías lograron amparos judiciales que nos obligó a refinanciarles las deudas", confió a iProfesional un funcionario que trabaja sobre el proyecto.

Desde el equipo económico descartan que los dichos de Alberto Fernández, preanunciando la medida- vaya a incentivar a las empresas a dejar de pagar sus compromisos con la AFIP ya que la "fecha de corte" de las deudas para entrar a la moratoria "será anterior a junio".

Esta mañana, durante la reunión semanal del gabinete económico, se analizará los alcances de la medida que deberá aprobarse en el Congreso antes de su puesta en vigencia.

Lo que está claro es que esta moratoria era ampliamente reclamada por el mundo empresario, afectado por la cuarentena, que puso a la actividad económica en una caída en vertical con números que harán historia.

La recaudación fiscal sufrió un desplome por la recesión: el Gobierno plantea el incentivo para agrandar la base contributiva
La recaudación fiscal sufrió un desplome por la recesión: el Gobierno plantea el incentivo para agrandar la base contributiva

La actual moratoria de la AFIP para pequeños contribuyentes vence el próximo martes 30, luego de prorrogar su cierre dos meses por la cuarentena. Y sólo computaba a las deudas de hasta noviembre del año pasado. En la era pre pandemia, era otra economía; otro país y otro mundo.

En los próximos días, el Gobierno definirá las condiciones de la nueva moratoria. En la que todavía está vigente, el plan lanzado fue de hasta 120 cuotas para las obligaciones tributarias y aduaneras y hasta 60 cuotas para aportes y retenciones de la seguridad social.

La iniciativa permitió, a su vez, la condonación parcial de intereses y total de las multas acumuladas.

A su vez, se aplicó una tasa de interés del 3% mensual fija a lo largo de un año y -a partir de ese momento-, tuvo una tasa variable. Como se comentó más arriba, se pudo incluir toda la deuda vencida hasta el 30 de noviembre de 2019.

Hasta ahora, el Gobierno se había negado a la sugerencia de los empresarios de postergar vencimientos impositivos para evitar un impago generalizado, en momentos en que el Estado hace un esfuerzo financiero y monetario para auxiliar a las empresas e individuos que quedaron golpeados en extremo por la cuarentena.

Pensando en el escenario post pandemia

De acuerdo a los últimos registros oficiales, entre febrero y abril, alrededor de 15.000 empresas (el 2,8% del total) dejaron de presentar las declaraciones juradas de la seguridad social ante la AFIP. El dato figura en el informe "Panorama Productivo" de junio elaborado por el Centro de Estudios para la Producción (CEP XXI) del Ministerio de Desarrollo Productivo.

El mapa de la crisis también contempla a 193.000 empresas que este mes recibirán el auxilio del Estado para pagar hasta el 50% de los salarios, bajo el programa ATP. En total se abonarán 2.040.000 salarios, con un costo fiscal de $42.000 millones.

A los que deben añadirse los 2,3 millones de salarios abonados el mes anterior, medida que benefició a casi 250.000 empresas.

El derrape económico quedó en evidencia en distintos índices oficiales, pero se hizo particularmente notorio en la recaudación impositiva. En mayo, la caída resultó del 22,4% en términos reales (descontada la inflación). Y en el IVA, la reducción superó el 28 por ciento. Algo nunca visto, aun a través de las severas crisis por la que atravesó la Argentina en la historia reciente.

En el Gobierno creen que, dentro de un panorama negro para la economía, este sería un momento propicio para avanzar con la moratoria de impuestos.

El relevamiento oficial detectó que ya hay 15 provincias que están con más del 80% de los trabajadores del sector privado con posibilidades de retornar a ocupar sus puestos, ya que se trata de distritos que han levantado gran parte de las restricciones por la cuarentena.

Y que, precisamente, se trata de una buena señal si se lanza una medida de alivio, que da algún tipo de horizonte en medio de la tragedia. "Es una manera de anticiparnos a la era post-pandemia, que tendrá muchas medidas de alivio financiero para las empresas", comentó un miembro del equipo económico a iProfesional.

En el Congreso ya existe un proyecto de ley que impulsa una moratoria para las deudas hasta abril de este año, que pertenece a la diputada del Frente de Todos Carolina Moisés.

Temas relacionados