Los números que alertaron a Massa para apurar un acuerdo por los precios de los alimentos de la canasta básica

Para los analistas, los precios de los alimentos siguen mostrando alzas por encima del promedio. El impacto político y la advertencia de Massa
Por Claudio Zlotnik
24/10/2022 - 10,18hs
Los números que alertaron a Massa para apurar un acuerdo por los precios de los alimentos de la canasta básica

Sergio Massa quiere llegar a fin de año con una desaceleración de la inflación que se note en los bolsillos. Por eso, el ministro les avisó a las empresas fabricantes de alimentos que quiere un acuerdo que congele los precios de unos 2.000 alimentos a partir del 15 de noviembre, que atraviese todo el verano.

Los últimos datos de la inflación de los alimentos alertaron al titular del Palacio de Hacienda. Lo advierte el monitoreo que todas las semanas realizan en el Banco Central. Y también los informes de las consultoras privadas.

Una de ellas -LCG, que dirige el economista Guido Lorenzo- determinó que en la tercera semana de octubre, la inflación de los alimentos trepó al 1,9%.

Se trata de la peor "tercera semana" desde el mes de julio. Este dato puso en alerta a funcionarios del equipo económico.

Los precios se recalientan

La inflación promedio de las últimas cuatro semanas alcanzó al 8%, por lo que la conclusión es que -lejos de aminorar- los precios de los alimentos parecen recalentarse. 

Fue en este contexto que Massa se puso firme y le encomendó a Matías Tombolini, secretario de Comercio, acordar con las empresas un set de 1.500 a 2.000 productos que mantengan sus precios durante todo el verano.

Sergio Massa quiere llegar a fin de año con una desaceleración de la inflación que se note en los bolsillos
Sergio Massa quiere llegar a fin de año con una desaceleración de la inflación que se note en los bolsillos

Por ahora, las compañías se habían mostrado renuentes a congelar precios en un contexto de una inflación tan elevada.

El ranking

La semana pasada, los precios de las verduras lideraron el ranking de la inflación. Cualquiera que haya pasado por un comercio habrá percibido fuertes aumentos en varios productos.

En promedio, la suba -según LCG- fue del 3,6%. En las últimas cuatro semanas, las verduras acumulan alzas promedio del 10,0%.

El azúcar volvió a posicionarse como uno de los productos que más se encarecen (2,8% la semana pasada). 

Los lácteos,a su vez, subieron 2,3% (12% durante las últimas cuatro semanas).

Crece la tensión

Lo que está claro es que a medida que se acerca fin de año, crece la presión cruzada entre el Gobierno y las empresas líderes, aquéllas que tienen responsabilidad en la formación de precios; sobre todo en el sensible mercado de los alimentos.

En las próximas jornadas, esa tensión irá en ascenso. Habrá presiones cruzadas. Los intereses, claro, son bien distintos.

Para los analistas, los precios de los alimentos siguen mostrando alzas por encima del promedio
Para los analistas, los precios de los alimentos siguen mostrando alzas por encima del promedio

Por un lado, un Gobierno que necesita imperiosamente llegar a fin de año asegurando la paz social, y a sabiendas de que gran parte de esa cuestión tiene que ver con la posibilidad cierta de desacelerar la inflación y con la caja del Estado. No solamente la caja de los pesos -que pueda abrirse para enfriar la protesta social-, sino también la disponibilidad de dólares.

El último viernes a primera hora de la mañana, desde la oficina de Matías Tombolini salió la orden para multar a empresas líderes de la alimentación y de limpieza y a un supermercado por supuesto incumplimiento del programa de Precios Cuidados. El castigo fue nada menos que por $18 millones. 

La lista incluye a Arcor ($8,5 millones); Clorox (Ayudín, $4 millones), La Serenísima ($4 millones) y Coto ($1,5 millones).