Gobierno se quedará sin fondos para planes sociales antes de las elecciones de octubre

La inflación trastoca todas las proyecciones realizadas por Massa, incluso pensando en los fondos destinados a los planes sociales
10/05/2023 - 19:42hs
Gobierno se quedará sin fondos para planes sociales antes de las elecciones de octubre

La inflación trastoca todas las proyecciones realizadas por el ministro de Economía, Sergio Massa.

No sólo el ritmo de aumento del costo de vida duplica al previsto, sino que los fondos destinados a los planes sociales amagan hacer agua antes de las elecciones de octubre próximo, según el consolidado del primer cuatrimestre, indica cifras oficiales.

Es que en apenas cuatro meses ya se destinaron $430.000 millones a los planes Potenciar Trabajo y la Tarjeta Alimentar. Son los dos principales programas de ayuda social y un puntal del sostén político que tiene el Gobierno entre las organizaciones piqueteras.

De acuerdo con proyecciones privadas, el gasto de los dos principales planes sociales aumentará al menos 150% este año, 30 puntos por encima de la inflación prevista. Serán unos $1,3 billones, 30% por encima de lo incluido en el Presupuesto.

Reasignar partidas en el peor momento

Esto obligaría al Gobierno a reasignar partidas presupuestarias en el peor momento, cuando sean inminentes las elecciones presidenciales, o correr el riesgo de que se incrementen las protestas lideradas por organizaciones piqueteras.

Al término del primer cuatrimestre, el gasto destinado a los dos principales programas de asistencia se incrementó en un 33%, que anualizados quedan muy lejos de la meta anual de 60% prevista por Economía para el 2023.

El Gobierno se quedará sin fondos para planes sociales antes de las elecciones de octubre
El Gobierno se quedará sin fondos para planes sociales antes de las elecciones de octubre

A razón de casi $3.600 millones diarios, los planes Potenciar Trabajo y la Tarjeta Alimentar absorben buena parte del presupuesto público.

El Potenciar Trabajo es administrado por el dirigente piquetero y secretario de Economía Social, Emilio Pérsico, mientras que la Tarjeta Alimentar está a cargo de La Cámpora.

La presión inflacionari y su impacto en el gasto destinado a planes sociales

Es notable cómo la inflación llevó a que el gasto destinado a planes sociales se vaya incrementando. Pasó de $2.690 millones en enero, a $3.000 millones en febrero, $3.400 en marzo y $3.600 millones en abril.

A este ritmo, el presupuesto proyectado se agotará hacia fines de septiembre próximo, a tres semanas de las elecciones presidenciales.

Todo indica que el Gobierno se inclinará entonces por reasignar partidas presupuestarias para hacer frente al último trimestre del año. Este será uno de los principales temas que deberán abordar los candidatos presidenciales y, sobre todo, quien resulte electo a partir del 10 de diciembre.

Desde la oposición coinciden en que semejante presupuesto dejará de ser administrado por las organizaciones piqueteras, porque sospechan que no todos los fondos llegan a los beneficiarios.

el presupuesto proyectado se agotará hacia fines de septiembre próximo, a tres semanas de las elecciones presidenciales
Todo indica que el presupuesto proyectado se agotará hacia fines de septiembre, a tres semanas de las elecciones presidenciales

Planes sociales: números complicados

Para el Potenciar Trabajo se prevé un presupuesto anual de $591.000 millones. Ya se gastaron $238.000 millones, un 40% del total. Los desembolsos equivalen a unos $ 2.000 millones por día, para más de 1,3 millones de beneficiarios. El requisito es cumplir con un trabajo de cuatro horas por día, de lunes a viernes, pero en general no se cumple.

Este plan paga medio Salario Mínimo Vital y Móvil, unos $40.160 por mes, manejados por las organizaciones sociales, que transfieren los recursos a cada beneficiario, y se quedan con un porcentaje, que ronda el 3%, es decir, un presupuesto fabuloso para, por ejemplo, organizar protestas sobre la 9 de Julio.

En el caso de la Tarjeta Alimentar, tiene un presupuesto de $443.000 millones para 2023. En cuatro meses, ya consumió $192.000 millones. Son $ 1.600 millones por día. El programa ya agostó el 43% de los fondos previstos, también como consecuencia de la mayor inflación.

La Tarjeta Alimentar alcanza a 1,4 millones de beneficiarios, y está a cargo de la secretaria de Inclusión Social, Laura Alonso, quien responde a Máximo Kirchner.

También a este ritmo, a fines de septiembre el programa se quedará sin fondos.

Temas relacionados