iProfesional

Vaca Muerta, a media máquina: temen que la actividad se frene por cepo a las importaciones

El desarrollo hidrocarburífero prevé alcanzar niveles nunca antes vistos. Sin embargo, por las trabas, las empresas comienzan a "parar sus equipos"
Por Laura Hevia
01/06/2023 - 18:30hs
Vaca Muerta, a media máquina: temen que la actividad se frene por cepo a las importaciones

Este año, Argentina espera superar los 10.000 millones de dólares de inversiones en producción de hidrocarburos, de los cuales u$s7.000 millones serán destinados a proyectos en Vaca Muerta. El monto refleja el creciente interés en la cuenca neuquina que se materializa en especial tras la pandemia, cuando la actividad vivió una fuerte caída.

Por otro lado, las nuevas obras de infraestructura en midstream -como el gasoducto Néstor Kirchner, el oleoducto a Chile de Otasa y el proyecto Duplicar de Oldelval- permitieron destrabar el cuello de botella que se había generado en la producción de gas y petróleo, y que había encontrado un tope en la falta de evacuación. Sin embargo, los problemas para importar equipos para la actividad generan hoy un nuevo freno para las empresas.

"Tuvimos récord de inversiones el año pasado y este año seguramente se va a superar una nueva marca. El problema es que si no se puede importar, se tienen que parar equipos porque falta alguna pieza. Esta cuestión no está resuelta, y sí, el futuro es bueno, pero nos podríamos quedar en el medio del río con el tema de las importaciones", reconoció Luciano Fucello, country manager en NCS Multistage.

Vaca Muerta: por falta de importaciones, temen freno a la actividad

El problema de la llegada de equipos desde el exterior comenzó el año pasado y empezó a agravarse en los últimos meses, especialmente para la importación de piezas y repuestos para los equipos de perforación, maquinarias, insumos químicos y herramientas.

"Lo que estoy vislumbrando es que la actividad puede frenarse, porque hay muchos de los repuestos que saben que no van a entrar si se rompen las máquinas, entonces se está priorizando mantener la actividad más que aumentarla", aseguró Fucello en este sentido.

Por su parte, el Vicepresidente de operaciones de Finning en Argentina, Germán Wilson, confirmó que las demoras en el Sistema de Importaciones de la República Argentina (SIRA) para la compra de repuestos son de hasta 180 días.

Vaca Muerta se encamina a producir
Vaca Muerta busca producir un millón de barriles de petróleo por día, pero la situación económica dificulta el objetivo.

"Tenemos equipos parados por meses debido a esto", reconoció el integrante de la firma que en Neuquén brinda el servicio de mantenimiento de motores para equipos de fractura hidráulica y de maquinarias para los yacimientos que operan en Vaca Muerta.

Vaca Muerta, a media máquina: avanza, pero no como se espera

Daniel Dreizzen, de la consultora Ecolatina, coincidió en que "la inversión estaba limitada por la posibilidad de evacuar los hidrocarburos de Vaca Muerta. Hoy por suerte hay planes y obras que se están ejecutando permiten aumentar la producción y las inversiones".

Aún así, sostuvo que "Vaca Muerta es un proyecto estratégico, pero cuando hay más turbulencias económicas, no se opera de manera normal, como pasa actualmente. Hoy el desarrollo es más lento, porque esto podría crecer mucho más rápido si las condiciones financieras del país fueran más normales", agregó.

En cuanto a las trabas en las importaciones, explicó que el problema afecta más a las empresas de servicios que, además, "no importan porque tienen pesos atrapados que no pueden sacar y no pueden justificar hacia afuera traer equipos con todos los problemas financieros que hay en Argentina", puntualizó el exsecretario de Planeamiento Energético.

La consultora internacional Rystad Energy señaló esta semana en un informe que "Vaca Muerta podría aumentar en los próximos años y superar el millón de barriles por día para fines de la década, pero solo si la capacidad de extracción y la disponibilidad de plataformas no limitan el crecimiento".

En coincidencia, la firma asegura que, de los análisis hechos, surge que Neuquén podría convertirse en un exportador neto de petróleo para 2030, aunque advirtió que "quedan grandes interrogantes, lo que podría alterar potencialmente nuestra perspectiva de crecimiento a largo plazo. Las limitaciones de la capacidad para llevar persisten y la disponibilidad de la plataforma sigue siendo una preocupación constante".

En Vaca Muerta, los empresarios no
En Vaca Muerta, los empresarios no esperan grandes cambios tras las elecciones.

Las elecciones y el futuro de Vaca Muerta

En poco más dos meses, Argentina medirá candidatos en las elecciones PASO de agosto. En este sentido, desde las empresas indicaron que, aunque no hay nombres confirmados, no esperan grandes cambios en el futuro gobierno en cuanto a decisiones políticas en materia de hidrocarburos. Asimismo, señalaron que el principal inconveniente sigue siendo la macroeconomía.

"Creo que están todos de acuerdo (los partidos políticos) en que esto tiene que funcionar y están todos convencidos de que si cambian las reglas de juego, la inversión va a caer de manera abrupta", aseguró Fucello.

"No está esa sensación de que se vaya a hacer algún gran cambio que no favorezca a la industria, de hecho todo lo contrario. Se está viendo que este gobierno -que parecería no es muy amigable con las inversiones de los privados- está haciendo todo lo posible para que el privado pueda invertir y pueda sacar ese petróleo y exportarlo", agregó.

Por último, consideró que en el corto plazo "no se van a detener las inversiones a pesar de este cimbronazo que van a hacer las elecciones, pero sí se puede llegar a parar porque no hay importaciones o no hay equipos".