iProfesionaliProfesional

Biocombustibles: seis provincias buscan subir la producción y ahorrar dólares en importaciones

Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos, Tucumán, Salta y Jujuy quieren aumentar los niveles de corte de biodiesel y bioetanol. ¿Qué otros objetivos prevén?
08/07/2024 - 18:56hs
Biocombustibles: seis provincias buscan subir la producción y ahorrar dólares en importaciones

A tono con el clima desregulatorio y de apertura de mercados, que la administración mileísta busca apuntalar con el desembarco de Federido Sturzenegger en el flamante ministerio de Desregulación y Transformación del Estado, las seis provincias que integran la "Liga Bioenergética" salieron a impulsar un nuevo proyecto de Ley de Biocombustibles que propone elevar el porcentaje de mezcla con las naftas y el gasoil al 15% y pasar del actual esquema de precios que fija el Estado a otro basado en los valores provenientes de licitaciones públicas y abiertas.

El texto consensuado del proyecto que promueven los gobernadores de Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos, Tucumán, Salta y Jujuy plantea incrementar gradualmente los niveles de cortes actuales de 7,5% de biodiesel y del 12% de bioetanol hasta un nuevo piso del 15%.

Biocombustibles: 6 provincias pelean por nuevo proyecto

En el caso del biodiesel el cronograma de subas del porcentaje de mezcla prevé pasar 7,5% a 10% este año; a 11% en enero de 2025; 12%, en julio del próximo año; 13% al inicio de 2026; 14% en julio de ese año para finalmente llegar al 15% en enero de 2027.

Biocombustibles: seis provincias buscan subir la producción y ahorrar dólares en importaciones

Por el lado del bioetanol, el primer salto del 12% al 13% se daría antes de fin de año. En octubre de 2025, pasaría al 14% y en el mismo mes de 2026, alcanzaría el 15%. A partir de ese momento, las petroleras quedarían habilitadas a incrementar libremente los niveles de corte por encima del 15% por razones económicas o de estrategia comercial.

El nuevo proyecto de Ley de Biocombustibles -que sería presentado en el Congreso en las próximas semanas- surgió tras la decisión del Gobierno de Javier Milei de quitar de la Ley Bases el capítulo normativo que proponía una serie de cambios en las reglas de juego del sector.

Tras chocar con el rechazo de las empresas productoras y gobernadores, la gestión libertaria decidió retirar el paquete correspondiente a los biocombustibles y abrir una instancia de acercamiento para acordar con las autoridades provinciales un nuevo marco legislativo para el sector.

Los gobernadores de Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos buscan impulsar el nuevo proyecto de biocombustibles.
Los gobernadores de Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos buscan impulsar el nuevo proyecto de biocombustibles.

Dólares, precios e importaciones, entre las claves

Junto con el mayor corte de biocombustibles, el proyecto elaborado por la "Liga Bioenergética de las Provincias" (PROVBI) contempla otras tres cuestiones relevantes.

La primera tiene que ver con la definición de los precios que actualmente se fijan por medio de una fórmula que aprueba el Gobierno. El nuevo esquema prevé que surjan de un mecanismo de licitaciones públicas, abiertas y por tramos donde deberán competir por precio las empresas productoras.

Según explicó la titular de Energía de la provincia de Santa Fe, Verónica Geese, "no será competencia de todos contra todos. El sistema que plantea la ley es una especie de segmentación entre las empresas que se van a presentar y donde el precio no estará fijado de antemano, sino que lo terminaran fijando los oferentes".

La segunda arista está relacionada con la eliminación del actual sistema de cupos de producción que tienen las empresas elaboradoras de biocombustibles. Actualmente, esos cupos temporales los concede la Secretaría de Energía en función de los pedidos que elevan las empresas. Con la nueva ley, el otorgamiento de cupos quedaría anulado y los niveles de producción serán determinados libremente por cada empresa.

El tercer cambio –que está ligado al anterior—permitirá el ingreso al mercado interno de las petroleras y las aceiteras, que hasta ahora solo pueden exportar su producción de biocombustibles.

Las normas vigentes prohíben a las compañías de hidrocarburos ser titulares o tener participación en plantas de biocombustibles. Con la nueva legislación, las petroleras podrán participar en el suministro doméstico una vez que entre en vigencia la mezcla obligatoria del 15%.

El proyecto de ley busca modificar el mecanismo para la conformación de precios del biocombustibles.
El proyecto de ley busca modificar el mecanismo para la conformación de precios de biocombustibles.

Además, se elimina la separación entre empresas que abastecen biodiesel localmente y las que exportan. Todas las empresas elaboradoras tendrán derecho a participar en los mercados de producción y suministro de biocombustibles tanto para el mercado interno, como para el de exportación.

En el caso del bioetanol –cuya producción se basa en maíz y caña de azúcar—los especialistas del sector consideran que con la nueva ley se podría avanzar mucho más allá del piso del 15% y llegar a los niveles del 25% de Bolivia y Paraguay o hasta el 30% de corte que tiene Brasil.

Los técnicos provinciales que redactaron el anteproyecto de ley destacaron que, con el incremento inicial de los porcentajes de mezcla al 15%, el país podrá reducir las importaciones de combustibles que son más caros y aumentar el nivel de actividad de las productoras locales.

En ese sentido, el Director Ejecutivo de la Cámara de Bioetanol de Maíz, Patrick Adam destacó que "en 2023 se importaron casi u$s1.000 millones en naftas que podrían haber sido reemplazadas por ese renovable con el consiguiente ahorro de divisas".